indeciso


También se encuentra en: Sinónimos.

indeciso, a

(Derivado del lat. decisus, part. de decidere.)
1. adj./ s. Que duda o está inseguro está indeciso sobre qué estudios seguir; parece indecisa en resolver el conflicto. dudoso
2. adj. Que no ha sido decidido o resuelto la aceptación del presupuesto todavía sigue indecisa. determinado

indeciso, -sa

 
adj. Pendiente de resolución.
Irresoluto, dudoso.

indeciso, -sa

(inde'θiso, -sa)
abreviación
que no tiene firmeza o seguridad un gobernante indeciso
Sinónimos

indeciso

, indecisa
Traducciones

indeciso

nerozhodnutý, nerozhodný

indeciso

ubeslutsom

indeciso

epäröivä, päättämätön

indeciso

neodlučan

indeciso

優柔不断な, 決心がついていない

indeciso

결단성이 없는, 결단을 내리지 못하는

indeciso

indeciso

indeciso

obeslutsam, obestämd

indeciso

ไม่ตกลงใจ, ลังเล

indeciso

kararsız

indeciso

không dứt khoát, lưỡng lự

indeciso

/a
A. ADJ
1. [persona] → indecisive
estoy indecisoI'm undecided
¡soy tan indeciso!I can never make up my mind!
2. [tema] (= por decidir) → undecided; (= indefinido) → vague
3. [resultado] → indecisive
B. SM/F (Pol) (en votación) → undecided voter; (en encuesta) → don't know

indeciso-a

a. undecided, undecisive, hesitant.
Ejemplos ?
Sócrates: Para que sepamos si la sabiduría reside en ti o no, dinos: ¿qué es la sabiduría en tu opinión? Al pronto Carmides dudó, y estuvo indeciso si responder o no.
“El indeciso es mirado con desprecio” – escribió alguna vez Stefan Zweig y, completando su pensamiento, agregó: “Solamente los atrevidos, nuevos dioses de la tierra, suben en los brazos del destino hasta el cielo de los héroes”.
--- Despechado e indeciso, un momento devorólas como pudo, y de ira trémulo la faz, y la vista torva, dejó la casa diciendo: «¡Maldita sea la hora en que conocí tu nombre, y oí la voz de tu boca!» Y en el atrio de una iglesia que halló a aquella casa próxima, tendióse desesperado hasta la vecina aurora.
que Cuba no decide que vuelva, o cuando, -aun indeciso esto, -el entusiasmo pudiera producir con la venta un dinero necesario, -Vd.
Y, aunque advertido, procura disimular cual discreto, a su noble rostro asoman la aprobación y el contento. El emperador un punto quedó indeciso y suspenso, sin saber qué responderle al francés, de enojo ciego.
Los cascos y coseletes de la indómita Cantabria, de los fieles castellanos las dobles cueras y calzas; las fulgentes armaduras, de los infanzones gala, del ligero valenciano los zaragüelles y mantas; de chistosos andaluces los sombrerones y capas, y las chupas con hombreras y con caireles de plata; los turbantes granadinos, jubas, albornoces, fajas; los terciopelos y sedas de vestes napolitanas; de la Bélgica los sayos con sus encajes y randas; los milaneses justillos con las chambergas casacas, y las esplendentes plumas teñidas de tintas varias, con los arcos y las flechas que el cacique indiano gasta, forman un todo indeciso que cubre la extensa plaza de movibles resplandores, de confusión bigarrada.
Tal dijo. El Tidida estaba indeciso entre seguir huyendo o torcer la rienda a los corceles y volver a pelear. Tres veces se le presentó la duda en la mente y en el corazón, y tres veces el próvido Zeus tronó desde los montes ideos para anunciar a los teucros que suya sería en aquel combate la inconstante victoria.
León, aturdido por la cólera de Emma, la charlatanería del señor Homais y quizás por la pesadez de la digestión del almuerzo, permanecía indeciso y como fascinado por el farmacéutico que seguía insistiendo: ¡Vamos a casa de Bridoux!, está a dos pasos, en la calle Malpalu.
Y los dioses inclinaban alternativamente en favor de unos y de otros la reñida pelea y el indeciso combate; y tendían sobre ellos una cadena irrompible e indisoluble que a muchos les quebró las rodillas.
Fray Ambrosio reía jovial, mientras los clérigos me miraban por cima de los espejuelos, con un gesto indeciso en la boca desdentada.
La voz un poco aniñada se ungía con el mismo encanto que los ojos, mientras en la penumbra de la alcoba quedaba indeciso el rostro menudo, pálido, con ojeras.
Alcibíades: Sin duda le dejaría gobernar. Sócrates: Luego tú jamás estás fluctuante e indeciso sobre cosas que no sabes, con tal que sepas que no las sabes.