humilde


También se encuentra en: Sinónimos.

humilde

(Del ant. humil < lat. humilis < humus, suelo.)
1. adj. Que se comporta con sencillez y modestia nunca presume de sus cualidades, es muy humilde. modesto, servicial, sumiso soberbio
2. Que es pobre o de una clase social poco elevada vive en una casa humilde; viene de una familia humilde. modesto, pobre noble

humilde

 
adj.-com. Que tiene o ejercita humildad.
fig.Que carece de nobleza.
adj. Bajo y de poca altura.

humilde

(u'milde)
abreviación
1. que no hace alarde de sus virtudes Me sorprendió que siendo alguien tan importante fuera además humilde.
2. ricoadinerado que es de condición social modesta o pobre Uno debe siempre ayudar a los humildes.
Sinónimos

humilde

adjetivo
1 dócil, obediente, sumiso. soberbio.
Tratándose del carácter, actitud o comportamiento de una persona: es una persona muy humilde.
2 modesto, pobre, oscuro, desconocido*.
Por ejemplo: vive en una casa muy humilde.
Traducciones

humilde

humble

humilde

pokorný

humilde

ydmyg

humilde

nöyrä

humilde

skroman

humilde

謙虚な

humilde

겸손한

humilde

bescheiden

humilde

ydmyk

humilde

skromny

humilde

humilde

humilde

ödmjuk

humilde

ถ่อมตัว

humilde

khiêm tốn

humilde

谦虚的

humilde

скромен

humilde

ADJ
1. (= no orgulloso) [carácter, opinión, comida] → humble; [voz] → small
2. (= pobre) [clase, vivienda] → low, modest; [origen] → lowly, humble
son gente humildethey are humble o poor people
Ejemplos ?
-De a ochavo y no de a ochavo -exclamó con acento impetuoso Joseíto-, poique es que mi jembra púo casarse con Tobalico el de Montejaque, que no es pan seco lo que masca, y a pesar de eso espreció ella sus haberes y se casó conmigo sabiendo que yo no tengo más que una choza y dos majuelos, y dende que se casó no le he podío yo mercar na de lo que reluce y de lo que más a ella le gusta, y como la probetica mía es más callá que un sótano y más humilde que el porvo que se pisa, y como además me tiée tanta voluntá, pos en jamás de los jamases ha dicho ni pío tan siquiera; pero como ella tiée pa mí de cristal la frente, pos sé las ducas que ella pasará cuando la otra encomienza a tirarle barrumbás y fantesías.
FCE, México, 1965 Hernán Cortés nace en 1485 en Medellín, España, de familia humilde, trata de estudiar en Salamanca, “pero como desde temprana edad fue muy dado a las mujeres y a burlar maridos” sufre un percance que le impide embarcarse con Fray Nicolás de Ovando y a los 19 años (1504) llega a la isla Española con la esperanza de todo joven de su época, de hacerse rico en breve tiempo.
440 Alma de estas perfecciones era el gentil desenfado de un despejo tan airoso, un gusto tan cortesano, un recato tan amable, un tan atractivo agrado, que en el más bajo descuido se hallaba el primor más alto; tan humilde en los afectos, tan tierno en los agasajos, ..
Eran, en efecto, los señores, los propietarios de su humilde casa, los que le daban costura, la enseñaban a trabajar, la protegían bondadosamente.
Tres días después volvió Rubens, enteramente solo, a aquella humilde capilla, deseoso de contemplar de nuevo la maravillosa pintura, y aun de hablar otra vez con su presunto autor.
He visto más de un largo adiós agonizar »en mis manos que acogen sin odio ni emoción »de las almas en pena la humilde confesión.
-Pero ¿se puée saber qué es lo que le pasa a usté, padre? -le preguntó ésta, tras algunos instantes de silencio, acercándose a él en humilde actitud.
Y, al acercarse la noche, bajo un cobertizo humilde, en un barrio de miserables, descubrí al fin otro ser salvado de la hecatombe: una mozuela, balbuciente de terror, que casi no podía articular palabra...
La mirada de la esposa de Revenga se fijó, nublada y húmeda, en el Belén, y la luz de la estrellita, colgada sobre el humilde Portal, la atrajo hacia el grupo que formaban el Niño y su Madre.
Era el obispo de Auriabella -que poco después falleció y ya estaba bastante enfermo del corazón- un señor bondadoso, lleno de unción y de dulzura, de esos que todo lo gastan en caridades; un verdadero pastor, humilde con dignidad, y alegre y chancero de puro limpia que tenía la conciencia; pero al venir a Illaos bajo la impresión de un hecho tan solemne, se encontraba muy conmovido; traía los ojos humedecidos, la respiración cortada y fatigosa, y aún parece que le estoy viendo en el momento en que, al divisar la choza de Juan del Aguardiente, saltó aprisa del caballejo que le habíamos proporcionado, se descubrió y se inclinó hasta el suelo ante los padres del confesor de Jesucristo...
En el piso bajo de la izquierda de una humilde pero graciosa y limpia casa de la calle de Preciados...
Por lo que hace a las acciones de que habla el informe para garantizar el abasto popular a precios accesibles, tampoco se ve la eficacia, puesto que el jitomate está a 300 pesos el kilo, el pollo a 600, una humilde naranja vale 25 pesos y cualquier comerciante pide 40 pesos por una manzana.