hoyo

(redireccionado de hoyos)
También se encuentra en: Sinónimos.

hoyo

1. s. m. Concavidad o hueco en el terreno cavó un hoyo para plantar el árbol. agujero, foso, hoyo, socavón
2. Agujero que se hace en ciertas superficies la viruela le dejó varios hoyos que le afeaban el rostro. agujero, fosa, foso
3. DEPORTES Agujero del campo de golf metió la pelota en el hoyo después de varios golpes.
4. DEPORTES Cada una de las partes del recorrido, en el golf hacer todos los hoyos.
5. Sepultura en la que se entierra un cadáver. fosa, huesa, hoya

hoyo

 
m. Concavidad en la tierra.
Concavidad de algunas superficies.
Sepultura (fosa común). (V. hoya.)

hoyo

('oʝo)
sustantivo masculino
abertura circular en cualquier tipo de superficie He encontrado varios hoyos en el jardín.
Sinónimos

hoyo

sustantivo masculino
hoya*.
Traducciones

hoyo

forat

hoyo

kavo

hoyo

trou, creux

hoyo

kuil

hoyo

dziura

hoyo

cova

hoyo

дупка

hoyo

díra

hoyo

reikä

hoyo

חור

hoyo

hoyo

구멍

hoyo

hål

hoyo

SM
1. (= agujero) → hole
en el hoyo 18 (Golf) → at the 18th hole
2. (= hondura) → pit
3. (= tumba) → grave
4. (Med) → pockmark
5. (= hueco) → hollow, cavity
6. irse al hoyo (Cono Sur) → to get into an awful jam, face ruin
V tb muerto C2

hoyo

m. pit, hole.

hoyo

m hole
Ejemplos ?
Antonio de Santillana Hoyos, Don Diego Sancho de la Carrera, Don Francisco de Villacís, Don Francisco de Paz Miño, Don Francisco de Villegas Sanctamaría, Manuel Freire de Zamora, Pedro Vázquez Feijoo, Don Pedro Ruiz de Rojas, Don Juan de Larreínzar Salazar.
La paja de embarrar está cortada, el pisadero, punteado con la pala, las maderas, preparadas y clasificadas: todo está listo; y pronto sucede que se han parado los principales: cinco tirantes bien clavados, en hoyos hondos y pisados con esmero; encima de los cuales se pudo colocar, antes que anocheciera, la cumbrera.
lágrimas corrieron, De sangre fraternal hartos arroyos, De hartos valientes el sepulcro fueron Charcas extensas y profundos hoyos.
Y para los que aguardan, si aún les queda la gana de esperar, sucumbe una vez más la ilusión; esa burda masturbante de los trasnochados cursis. Los muchachos del rumbo juegan entusiasmados y felices con una pelota desvencijada y llena de hoyos.
- Los municipios de Ciales, Florida y Barceloneta, y los barrios Cambalache, Islote, Factor, Garrochales, Santana, Domingo Ruiz, Arenalejos, Miraflores, Sabana Hoyos, Arrozal, Carreras, Río Arriba y Hato Viejo de Arecibo.
En la Muy Noble y Muy Leal Ciudad de San Francisco del Quito del Pirú, en treinta días del mes de Junio, mil y seiscientos y cuarenta y seis años, habiéndose juntado en su Cabildo y Ayuntamiento, como lo han de uso y costumbre, a tratar y conferir cosas tocantes al servicios de Dios Nuestro Señor, de Su Majestad y bien de la República, el Corregidor y demás Capitulares, es a saber: el General Don Antonio de Santillana y Hoyos Corregidor de esta dicha Ciudad y su tierra por el Rey nuestro señor...
Aterrados la mayoría, desoyendo a las computadoras que los controlaban, salieron de los hoyos donde vivían y abordaron las naves disponibles para huir lo más pronto posible y evitar una catástrofe planetaria.
20 El resuello de nuestras narices, el ungido de Jehová, De quien habíamos dicho: A su sombra tendremos vida entre las gentes: fué preso en sus hoyos.
Don Gregorio de Hoyos, natural de la Habana, marqués de Valdehoyos y brigadier de los reales ejércitos, fué enviado á Lima desde la madrileña Corte, allá por los años de 1812, con recomendación al virrey Abascal para que utilizase sus servicios.
Ese Dios de cuya mano brotó la creación y en un instante la alumbró con su soplo soberano, ese sol encendiendo rutilante: ese Dios cuyo afán, cuyo cariño paternalmente cuida del imperfecto ser que nace niño sin medios de guardar su débil vida; que el camino señala a los torrentes lo mismo que a los límpidos arroyos, abriendo a sus vertientes sulcos escasos o profundos hoyos...
Sal.- Sal de saca en el puerto de Manta de unos pozos u hoyos que de antigüedad tienen abiertos los indios, y son propios de particulares.
Las primeras señales de la decrepitud se presentaron. El andar era dificultoso; en el rostro se habían cavado hoyos de sombra, surcos severos.