graciosamente


También se encuentra en: Sinónimos.

graciosamente

1. adv. Con gracia se movía graciosamente al ritmo de la música.
2. Sin merecimiento le dieron graciosamente el premio.
3. Sin esperar recompensa, gratis trabajó graciosamente en la organización toda su vida.

graciosamente

 
adv. m. Con gracia.
Sin premio ni recompensa alguna.
Sinónimos
Traducciones

graciosamente

gracieusement

graciosamente

spiritosamente

graciosamente

ADV
1. (= con encanto) → gracefully; (= con elegancia) → pleasingly, elegantly
2. (= con humor) → funnily, amusingly; (= con agudeza) → wittily; (= payaseando) → comically
Ejemplos ?
-¿A que no sabes a lo que vengo?, -preguntóle la Garibaldina, al par que se arreglaba, mirándose en el espejo, las flores graciosamente prendidas en su negrísima guedeja.
Cubierta de Cal y Tejas.- Y para efecto de este Matadero y que se cubra, da el Maese de campo Toribio de Castro, toda la cal graciosamente con que vayan por ella a su calera; y el dicho Fiel Ejecutor, dijo, que dará quinientas tejas de balde.
Y suplico a la majestad Real del Rey don Felipe nuestro señor, como principal patrón de dicho Colegio que ha sido servido graciosamente hacerse, pala le favorescer, que si necesarioes, haya de Su Santidad el favor y cosas que para el Dicho colegio en Madrid supliqué y se me concedió en el Real Consejo de Indias, por ser cosa tan necesaria, provechosa e importante a todo aqueste obispado y provincia de Michoacán, e para el exemplo de los otros que hagan otro tanto,lo que de ello se pueda de Su Santidad haber.
declare graciosamente, para mayor satisfacción y seguridad de vuestro pueblo, que es vuestra intención y real deseo que, en las materias aquí tratadas, vuestros agentes y ministros os sirvan con sujeción a las leyes y estatutos de este Reino y tengan en consideración el honor de Vuestra Majestad y la prosperidad de este Reino.
Pero si por ello mismo hasta ahora se descartaba sin más trámite toda la hipótesis, considerándola una más, entre las muchas posibles etimologías que el Maestro Groussac llamaba graciosamente “de sonsonete”, después de lo que aquí queda establecido ¿por qué no pensar que lo evidentemente equivocado de la explicación de Vidal es el dato relativo a las “Invasiones” y volver en consecuencia a examinar con más cuidado las posibilidades de su etimo, sentenciado a olvido por un motivo puramente extrínseco?
Debajo llevaba otra tela sutil, muy ceñida, terminada en un puño de rico encaje que le caía graciosamente sobre la mano; esa mano de la que quedaban al descubierto únicamente los delicados dedos, en uno de los cuales brillaba una sortija de diamantes de extraordinario valor.
36 Anales de Volusio, cagado pliego, su voto cumplid por mi chica, pues a la santa Venus y a Deseo votó, si a ella restituido le fuera yo y dejaba de blandir bravos yambos, que los más selectos escritos del peor de los poetas al dios de tardo pie daría para que unos infelices leños los chamuscaran. Y esto la peor de las chicas vio que ella, jocosamente, graciosamente, votaría a los divinos.
Y cuanto del baile rápido más los círculos estrecha, más los mágicos hechizos de sus perfecciones muestra; y el velo con que sus manos primorosamente juegan, la variedad de sus formas y sus encantos aumenta y según rápidamente le recoge o le despliega, le anuda, enlaza y con él o se cubre, o se rodea, la alegoría que finge graciosamente renueva.
No nos conviene su enemistad.) y tarareando una cancioncilla piafiana subió graciosamente por las marmóreas escaleras nacaradas rumbo a su recámara rococó.
Otras veces me parece que la vanidad ni siquiera tiene la fuerza violenta de un resorte, sino que graciosamente me tapa los ojos y me pone en ridículo.
En este cruzar rápido de la metáfora, hay algo que no me concluye de conformar, ni mucho menos: por un lado me infla de satisfacción, pues me encuentro que mientras perseguía a tipos determinados, también me invadieron sombras que ahora tengo cierta ilusión de comprender; con respecto a la ilusión, no sé bien hasta qué punto es, y cómo ésta se siente y se comprende; con respecto a comprender, no sé bien qué sentido tiene comprender; con respecto a sentido, no sé bien qué es sentido; con respecto a saber, no sé qué es saber; y muy especialmente no sé, ni tengo el sentido, ni comprendo, ni tengo la ilusión, de lo que quiero; y así sucesivamente; sin saber bien, tampoco, lo que es ignorar, tal vez aspire a ignorar artísticamente o graciosamente...
Las musmís de nombres de flor, de sonrisa trazada con un rasgo de cinabrio, de rizos simulados con una voluta de tinta china, de cara pálida, lisa, graciosamente tristona; las aseñoritadas meretrices de formas recogidas y puras, de púdico ropaje, se asomaban a las barandillas de sus balconadas, le llamaban, le cantaban versos elogiosos, llamándole guerrero divino, terror del Occidente, sucesor de los héroes que la crónica fiel rodea de leyendas, en caracteres de cobalto y oro.