glotón


También se encuentra en: Sinónimos.

glotón, a

(Del lat. glutto, -onis.)
1. adj./ s. Que come con voracidad más de lo necesario será difícil que adelgace porque es un glotón. comilón, tragón
2. s. m. ZOOLOGÍA Mamífero carnívoro mustélido ártico, con pelaje denso y pardo, del tamaño de un zorro grande.
NOTA: Nombre científico: (Gulo gulo.)

glotón, -na

 
adj.-s. Que come con exceso y con ansia.
m. zool. Mamífero fisípedo, de la familia mustélidos (Gulo gulo).

glotón, -tona

(glo'ton, -'tona)
abreviación
que come vorazmente más de lo necesario un niño muy glotón
Sinónimos

glotón

, glona
adjetivo

glotón:

triperozampabollos, voraz, zampón, tragaldabas, hambrón, comilón, insacialbe, tragón,
Traducciones

glotón

gulo

glotón

/ona
A. ADJgreedy, gluttonous (frm)
B. SM/Fglutton
C. SM (tb glotón de América) → wolverine
Ejemplos ?
Tummi (voz por Lorenzo Music) - El glotón del grupo Gummi quien es un poco lento en pensar y actuar, pero es tan valeroso como el resto.
La cola es de inserción alta y poblada de mucho pelo. Es un perro en estado de alerta, alegre, juguetón, muy glotón, y tozudo. También suele mostrarse algo desconfiado con los extraños.
Por el contrario, el Sancho Panza de Challe es, como el de Alonso Fernández de Avellaneda, rústico, glotón y estúpido y se deja también tentar por la bebida y la lujuria.
Los grizzly y los osos negros habitan en las regiones boscosas. Puma, lince, glotón, comadrejas, nutrias de río del norte y los lobos son los mamíferos depredadores primarios.
Otro apodo de Míchigan es The Wolverine State (El estado del glotón) debido a que durante los primeros tiempos de la colonización europea de la región, cazadores y comerciantes de pieles cazaron y comercializaron con indígenas de la región grandes cantidades de pieles de glotón.
Había nacido falso, duro, imperioso, bárbaro, egoísta, tan pródigo para sus placeres como avaro cuando se trataba de ser útil, mentiroso, glotón, borracho, cobarde, sodomita, incestuoso, asesino, incendiario, ladrón, y ni una sola virtud compensaba tantos vicios.
3, 394-400.) La Calle (The Street ) (Escrito c. de 1920) (Publicado en diciembre de 1920 en The Wolverine ( El Glotón ), No. 8, 2-12.) El Templo (The Temple ) (Escrito en 1920) (Publicado en septiembre de 1925 en Weird Tales ( Cuentos Extraños ), 6, No.
18 Cuando alguno tuviere hijo contumaz y rebelde, que no obedeciere á la voz de su padre ni á la voz de su madre, y habiéndolo castigado, no les obedeciere; 19 Entonces tomarlo han su padre y su madre, y lo sacarán á los ancianos de su ciudad, y á la puerta del lugar suyo; 20 Y dirán á los ancianos de la ciudad: Este nuestro hijo es contumaz y rebelde, no obedece á nuestra voz; es glotón y borracho.
"No es más que la señal de la cadena; pero no me da pena, pues aunque por inquieto a ella estoy sujeto, me sueltan cuando comen mis señores, recíbenme a sus pies con mil amores: ya me tiran el pan, ya la tajada, y todo aquello que les desagrada; éste lo mal asado, aquél un hueso poco descarnado; y aún un glotón, que todo se lo traga, a lo menos me halaga, pasándome la mano por el lomo; yo meneo la cola, callo y como" "Todo eso es bueno, yo te lo confieso; pero por fin y postre tú estás preso: jamás sales de casa, ni puedes ver lo que en el pueblo pasa" "Es así" "Pues, amigo, la amada libertad que yo consigo no he de trocarla de manera alguna por tu abundante y próspera fortuna.
En esta manera el pregonero, con sus chocarrerías, trataba a aquel glotón echacuervos; pero él, que conoció que el pregonero le burlaba, hizo que se enojaba, y díjole: -¡Oh cuerpo sordo y muerto, pregonero loco; la muy poderosa diosa Siria, criadora de todas las cosas, y santo Sabadio, y la diosa Belona, y la madre Idea Cibeles, y la señora Venus, con su hijo Adonis, te tornen ciego porque has dicho contra mí tantos juegos y truhanerías!
Y así chillaba; «¡Cómo, este glotón satisfará tranquilamente su voracidad y a fuerza de comer llenará hasta reventar las insaciables profundidades de su barriga, sin apiadarse de mi pena, sin recordar la deplorable catástrofe de su difunto dueño!
Del monte volvió Buda, porque pensó, después de mucho pensar, que con vivir sin comer y beber no se hacia bien a los hombres, ni con dormir en el suelo, ni con andar descalzo, sino que estaba la salvación en conocer las cuatro verdades, que dicen que la vida es toda de dolor, y que el dolor viene de desear, y que para vivir sin dolor es necesario vivir sin deseo, y que el dulce nirvana, que es la hermosura como de luz que le da al alma el desinterés, no se logra viviendo, como loco o glotón...