facón


También se encuentra en: Sinónimos.

facón

s. m. Argent., Bol., Urug. Cuchillo o puñal grande, recto y puntiagudo usado por el paisano.

facón

(fa'kon)
sustantivo masculino
cuchillo recto de gran tamaño usado por los hombres de campo Ajustó su facón a la faja y montó su caballo.
Traducciones

facón

SM (Cono Sur) → long gaucho knife GAUCHO
Ejemplos ?
Y en punto de libertad no hay satisfacción más neta, que medírsela completa entre riesgo y corazón, con tres cuartas de facón y cuatro pies de cuarteta.
Sólo debe tener mirada de João Francisco o de alguna fabulosa ave de garra; y decimos debe, porque, en realidad, no la pudimos ver bien: cada vez que nos ha mirado desde adentro de sus ojos, hemos bajado los nuestros, sintiendo la piel erizada y no pocas tentaciones de llevar la mano al cuello. Se diría que mira con el filo de un facón.
sin terminarse esta guerra, porque hay hombres... Pilar Eche un trago; y arme, aparcero: velay papel, tabaco y facón, pues alvierto en la ocasión que usté ni cuchillo trai.
Pero el movimiento de auxilio que esperaba fue hostil. El gaucho, luego de santiguarse, resbalaba del cinto su facón, cuya empuñadura, en cruz, tendió hacia el maldito.
-dijo el hombre. El gaucho lo miró con sorpresa. -¡Tire el facón! -ordenó Gorro Blanco. Y en su voz, en su mirada había tanta autoridad, que casi, casi obedece el matrero.
"Cuya marca"... Y sacó pa dibujarla El filoso facón... La gringa autera Con grandes ojos de ternera guacha, Pegada a su hombre, se acercó a la reja...
-dijo-, asegure a este preso; y mande uno de sus hombres a alzar el facón y el trabuco que el señor ha dejado olvidados en el patio.
-dijo la voz: y todo lo que le permitió la parálisis de que era presa, fue de abrir la mano para dejar caer el facón: ¡Malvado, cobarde, flojo!
El Rubio era más gritón que peleador, y más bien para darse corte que por otra cosa llevaba facón en el cinto cuando iba a las carreras o alguna reunión; pero hasta el más cobarde suele, por amor propio, contestar a un desafío, y aunque, muchas veces, de pura parada, salga a relucir una daga, sucede que, sin querer, se vuelve serio el juego y corre sangre.
Se apeó con toda tranquilidad, ató su caballo, se aproximó al rancho, sin decir palabra, y cuando estuvo a cinco pasos del gaucho, que, atónito de tanta audacia, había dejado caer el trabuco descargado, para empuñar el facón, don Dionisio sacó ligero del cinto el revólver, y apuntándolo, le dijo con calma: -Tire las armas, amigo, y dése preso.
Podría sacarlo de quicio una opinión como ésta sobre su personalidad, pero solo para lamentarse de que la distancia le impida mandarnos degollar por el negro Conceição, su sargento de órdenes y ejecutor de excepcionales comisiones, algo así como el facón de gala de su nutrida armería.
De facón en la cintura -pues a él no se había animado Fulánez a pedirle las armas-, arrogante, lo primero que hizo fue convidar al sargento y al soldado a que tomasen la copa.