extrema

extrema

s. f. RELIGIÓN coloquial Extremaunción, sacramento.
Ejemplos ?
La frase de Cánovas fue al punto contestada por la extrema izquierda de este modo: «Para nosotros, sobre la paz está la República».
Los Estados Partes considerarán el delito de desaparición forzada punible con penas apropiadas, que tengan en cuenta su extrema gravedad.
El temor, más instintivo que razonado, con que fue al altar de Nuestra Señora del Plomo, se había disipado ante los dulces y paternales razonamientos del anciano marido, el cual sólo pedía a la tierna esposa un poco de cariño y de calor, los incesantes cuidados que necesita la extrema vejez.
Bernardo Monteagudo, quien en esos días participaba con vehemencia de la ideología democrática extrema preconizada después de la revolución de 1789.
Si una recta expresable se corta en extrema y media razón, cada uno de los segmentos es la recta sin razón expresable llamada apótoma.
A uno desampara la vida en el medio curso, a otro en la misma entrada, a otro fatigado en extrema esclavitud y deseoso de salir de ella apenas le deja.
Cada Estado Parte que aplique un régimen de prescripción a la desaparición forzada tomará las medidas necesarias para que el plazo de prescripción de la acción penal: a ) Sea prolongado y proporcionado a la extrema gravedad de este delito; b ) Se cuente a partir del momento en que cesa la desaparición forzada, habida cuenta del carácter continuo de este delito.
Si se corta una línea recta en extrema y media razón, el cuadrado del segmento mayor junto con el de la mitad de la recta entera es cinco veces el cuadrado de la mitad.
Si el cuadrado de una línea recta es cinco veces el de un segmento de ella misma, cuando se corta el doble de este segmento en extrema y media razón, el segmento mayor es la parte que queda de la recta inicial.
E CONSIDERA LA EXTREMA NECESIDAD DEL VECINDARIO POR FALTA DE ABASTO DE CARNE - LA ESCUELA - SE ORDENA QUE LAS CASAS SE CUBRAN DE TEJAS - CUENTAS DE LOS PROPIOS.
señor, toda especie de prestigio y pretensiones marcadas con el espíritu de la ambición y extrema injusticia con que por el espacio de nueve años se ha querido sujetar la cerviz de los orientales a los tronos de Portugal y Brasil, tergiversando, por resortes bien conocidos a V.E.
Cabildo de 12 de Agosto de 1636.- En la Muy Leal y Noble Ciudad de Santiago de Guayaquil, en doce días del mes de Agosto de mil y seiscientos y treinta y seis años, se juntaron a Cabildo, como lo han de costumbre, los Señores Justicia y Regimiento que abajo firman sus nombres; y estando juntos y congregados en su Ayuntamiento, se trató lo siguiente: Abasto de Carne.- El Procurador General propuso que esta Ciudad está muy falta de abasto de carne y los vecinos perecen y pasan extrema necesidad y que así se busque persona que dé abasto necesario y que para ello tiene persona.