excitación

(redireccionado de excitaciones)
También se encuentra en: Sinónimos.

excitación

1. s. f. Acción y resultado de excitar o excitarse el miedo provocó un estado de excitación a los reunidos.
2. BIOLOGÍA Efecto producido por un excitante al actuar sobre una célula, un órgano o un organismo excitación de las terminaciones nerviosas. estimulación

excitación

 
f. Acción y efecto de excitar o excitarse.
electromag. Producción de un flujo magnético de inducción que posibilita iniciar el funcionamiento de las máquinas eléctricas.
excitación magnética Intensidad de campo magnético.
fís. nucl. Proceso por el que una partícula pasa de su estado fundamental a un estado excitado.
fisiol. Actividad anormal del organismo, producida gralte. por un estímulo o excitante.
med. y psicol. Estímulo de un órgano sensorial que provoca una respuesta del organismo por el mecanismo del arco reflejo.

excitación

(eksθita'θjon)
sustantivo femenino
1. intensificación de un estado, actividad o sentimiento La excitación nos hace producir adrenalina.
2. estado de deseo, nerviosismo o entusiasmo El examen provocó excitación en los alumnos.
Sinónimos

excitación

sustantivo femenino
Traducciones

excitación

Exzitation

excitación

excitatie

excitación

excitação

excitación

الإثارة

excitación

wzbudzenia

excitación

διέγερση

excitación

възбуждане

excitación

buzení

excitación

Excitation

excitación

励起

excitación

여기

excitación

SF
1. (Med) → excitation (frm)
el café me produce excitacióncoffee makes me nervy
excitación sexualsexual arousal
2. (Elec) → excitation
3. (= emoción) → excitement

excitación

f (sexual) sexual arousal, sexual stimulation
Ejemplos ?
Pero, en cambio, presentan, con respecto a las excitaciones sensoriales objetivas, el inconveniente que su actuación como estímulos oníricos nos resulta susceptible -o sólo con grandes dificultades de aquella comprobación que la observación y el experimento nos proporcionan en las primeras.
Sobre la libre manifestación de los pensamientos no se darán leyes por ahora; pero quedan prohibidas la calumnia, las injurias y las excitaciones a los crímenes.
Artículo 78.- Es prohibido al Congreso, y a cada una de sus Cámaras: 1. Dirigir excitaciones a funcionarios públicos; 2. Inmiscuirse por medio de resoluciones o de leyes en asuntos que son de la privativa competencia de otros poderes; 3.
La mayor parte de los autores parece aceptar que las causas de perturbación del reposo, esto es las fuentes de los sueños, pueden ser de muy distinta naturaleza, y que tanto las excitaciones físicas como los sentimientos anímicos son susceptibles de constituirse en estímulos oníricos.
Ignoro qué autor inició la idea de agregar como fuentes de sueños, a los estímulos externos, las excitaciones internas (subjetivas); pero el hecho es que en todas las exposiciones modernas de etiología de los sueños se sigue esta norma.
Aquí radica quizá también la gran preferencia del sueño por las más diversas figuras zoológicas, cuya riqueza de formas se adapta fácilmente a la especial de las imágenes luminosas y subjetivas.» Las excitaciones sensoriales subjetivas poseen, desde luego, en calidad de fuentes de las imágenes oníricas, la ventaja de no depender, como las objetivas, de causalidades exteriores.
ESTÍMULOS SENSORIALES INTERNOS (SUBJETIVOS).- A despecho de todas las objeciones, nos vemos obligados a admitir como indiscutible la intervención durante el reposo, y a título de estímulos oníricos, de las excitaciones sensoriales objetivas.
«A mi juicio -dice Wundt (página 363)-, desempeñan también un papel esencial en las ilusiones oníricas aquellas sensaciones subjetivas, visuales o auditivas, que en el estado de vigilia nos son conocidas como caos luminoso del campo visual oscuro, zumbido de oídos, etc., entre ellas especialmente las excitaciones subjetivas de la retina...
El poder provocador de sueños de las excitaciones sensoriales subjetivas es demostrado principalmente por las llamadas alucinaciones hipnagógicas, que han sido descritas por J.
ESTÍMULO SOMÁTICO INTERNO (ORGÁNICO).- Habiendo emprendido la labor de buscar las fuentes oníricas dentro del organismo y no fuera de él, habremos de recordar que casi todos nuestros órganos internos, que en estado de salud apenas nos dan noticia de su existencia, llegan a constituir para nosotros, durante los estados de excitación o las enfermedades, una fuente de sensaciones, dolorosas en su mayoría, equivalentes a los estímulos de las excitaciones dolorosas y sensitivas procedentes del exterior.
Si se ha comprobado que el interior del cuerpo deviene, en estados patológicos, una fuente de estímulos oníricos, y si aceptamos que el alma, apartada del mundo exterior durante el reposo, puede consagrar al interior del cuerpo una mayor atención que en el estado de vigilia, fácil nos será ya admitir que los órganos no necesitan enfermar previamente para hacer llegar al alma dormida excitaciones que en una forma aún ignorada pasan a constituir.imágenes oníricas.
La vida de representación, libertada ya, fuera de esto, de toda razón e inteligencia, no es contenida aquí tampoco por aquellas excitaciones somáticas y psíquicas llenas de peso, y queda de este modo abandonada a su propia arbitraria actividad y a su caprichosa confusión» (Volkelt, página 118).