etnógrafo

(redireccionado de etnógrafos)

etnógrafo, a

s. ANTROPOLOGÍA, OFICIOS Y PROFESIONES Persona que se dedica a la descripción de los pueblos y culturas.

etnógrafo -fa

 
m. f. antrop. Persona que profesa o cultiva la etnografía.
Traducciones

etnógrafo

etnografo
Ejemplos ?
En la Guía de los alfares de España, trabajo de campo de los etnógrafos Vossen, Seseña y Köpke, publicado en 1975, se menciona como activos aún en Teruel los talleres de dos de las familias alfareras con más tradición en la capital, los Gorriz, maestros muy apreciado por su obra de basto o alfarería tradicional, y los Punter, más aplicados a la producción de loza verde y marrón.
Carlos Isamitt estuvo fuertemente ligado a la música de raíz indígena, convirtiéndose prontamente en uno de los más acabados estudiosos y etnógrafos musicales de la cultura mapuche en el país.
l sacrificio humano en el mundo prehispánico se cree que fue una práctica religiosa que se realizaba en el contexto de ciertos cultos de los pueblos indígenas de América. La existencia de esta práctica es debatida por historiadores y etnógrafos modernos.
Los etnógrafos han observado que, por ejemplo, sus desplazamientos a los zocos semanales no respondían a ningún tipo de planteamiento comercial sino a la pura necesidad: vender el excedente para compensar las pérdidas ocasionadas por la sequía.
Ya en el siglo XIX, el Diccionario geográfico-estadístico-historico (1846-1850) de Pascual Madoz cita fábricas de vidriado ordinario y hornos de teja y ladrillos. Etnógrafos como Jesús María Lizcano Tejado y José González Ortiz, dan una relación exhaustiva de los alfares extinguidos en la provincia de Ciudad Real; de ellos, los más activos fueron: Alcázar de San Juan, Castellar de Santiago, Ciudad Real, Malagón, Membrilla, Mestanza, Piedrabuena, Puertollano, Santa Cruz de Mudela y Viso del Marqués.
Es más que una obra poética experimental (...) que se distingue por su originalidad y por su fuerza, que obliga a revisar las fronteras entre los géneros literarios y los saberes narrativos sobre el ser humano, situándose al centro de la polémica platónica relativa al lugar del poeta dentro de la polis, aunque en este caso sea la polis, o quizás la tribu, de los etnógrafos rodeados por la marginalidad urbana siendo ellos mismos marginales en la epistemología de las ciencias posmodernas (...).
Algunos etnógrafos, como el griego Cleanthes Nicolaides, el austríaco Meinhard y el búlgaro Vasil Kǎnčev, aceptaron como frontera las montañas Šar y las de Crna Gora, tal como lo hacían algunos estudiosos previo a 1878; sin embargo, algunos especialistas como el serbio Gopčevič establecieron una línea mucho más al sur, dejando toda la región entre Skopje y Strumica en la "Vieja Serbia", noción que ha sido apoyada por algunos geógrafos modernos de Grecia.
El estudio académico de la música tradicional italiana comenzó en 1850, con un grupo de etnógrafos filológicos que estudiaron el impacto de la música en una identidad nacional pan-italiana.
En tiempos de los romanos Galitzia fue poblada por varias tribus, de origen celtogermánico, entre las que había celtas como los "gáulicos" y los volinios, los lugianos y cotinios y entre los más germánicos, los vándalos y los godos (las culturas Przeworsk y Púchov). Algunos etnógrafos consideran que los boikos locales formaban parte de las tribus celtas.
Anteriormente, el territorio de la Ucrania moderna se encontraba bajo el dominio de diversos reinos y principados, los cuales dieron origen a una posterior división del país en varias regiones, las cuales no tienen validez administrativa, pero tienen importancia en la identidad de sus habitantes y son utilizadas por historiadores y etnógrafos.
Hay ocarinas con forma de pez, figuras antropomorfas con varios 'agujerillos' y las típicas campanitas de barro. Etnógrafos y arqueólogos añaden posibles funciones para estos silbatos de juguete: ahuyentar malos espíritus, emular el canto de las aves, -cual reclamos de caza-, ahuyentar a determinados parásitos...
Sin embargo, el territorio del área intermedia no fue visitado por cronistas como Fernández de Oviedo o misioneros etnógrafos como Bobadilla, y por ello los datos que existen sobre su vida religiosa o jurídica son singularmente escasos, aislados y fragmentarios.