estilístico

(redireccionado de estilísticos)

estilístico, a

adj. LINGÜÍSTICA, LITERATURA Del estilo o de la estilística está haciendo un estudio estilístico de la obra de un novelista americano.

estilístico, -ca

 
adj. Relativo al estilo (de escribir o hablar y estilo peculiar).
f. Estudio del estilo de la expresión lingüística en general.
ling. Ch. Bally, fundador de la escuela de Ginebra, distingue entre una estilística general que se ocuparía del lenguaje; una estilística particular que trataría de la lengua y una individual que estudiaría las variantes de expresión y estilo en el habla.
Traducciones

estilístico

stilistisch

estilístico

stylistic

estilístico

stilistico

estilístico

stylistique

estilístico

stilistische

estilístico

文体

estilístico

文體

estilístico

stylistické

estilístico

stilistiske

estilístico

ADJstylistic
Ejemplos ?
Programa infantil: Producto audiovisual específicamente destinado a ser emitido por radio o televisión creado para y dirigido a niños y niñas, generado a partir de elementos estilísticos, retóricos y enunciativos de cualquier género o cruce de géneros que deben estar atravesados por condicionantes, limitaciones y características propias que apelan y entienden a la niñez como un estatus especial y diferente a otras audiencias.
Comprender textos literarios utilizando conocimientos básicos sobre las convenciones de cada género, los temas y motivos de la tradición literaria y los recursos estilísticos.
Debe consistir ante todo en la lectura y el comentario de textos y obras adecuadas a la edad, pero la lectura literaria exige, además de los conocimientos propiamente lingüísticos, unos conocimientos específicos sobre las convenciones de cada género, sobre los temas y motivos de la tradición literaria y sobre los recursos estilísticos.
La composición de textos con intención literaria por parte de los alumnos es, más que un objetivo, un medio de desarrollar la propia expresión y de asimilar las convenciones de género y los recursos estilísticos.
Bach absorbió estos aspectos estilísticos en parte mediante la transcripción de conciertos para cuerda y viento para clavecín y órgano de Vivaldi; muchas de esas obras transcritas son todavía interpretadas con frecuencia.
Así, la estética literaria se vertebra alrededor de tres tópicos de origen clásico: la contraposición entre juicio e ingenio, que si bien en el humanismo renacentista estaban equilibrados, en el Barroco será el segundo el que asumirá mayor relevancia; el tópico horaciano delectare et prodesse («deleitar y aprovechar»), por el que se produce una simbiosis entre los recursos estilísticos y el proselitismo a favor del poder establecido...
Si bien no era una afirmación elogiosa, abrió el camino a estudios más objetivos, como los elaborados por Cornelius Gurlitt (Geschichte des Barockstils in Italien, 1887), August Schmarsow (Barock und Rokoko, 1897), Alois Riegl (Die Entstehung der Barockkunst in Rom, 1908) y Wilhelm Pinder (Deutscher Barock, 1912), que culminaron en la obra de Heinrich Wölfflin (Renaissance und Barock, 1888; Kunstgeschichtliche Grundbegriffe, 1915), el primero que otorgó al Barroco una autonomía estilística propia y diferenciada, señalando sus propiedades y rasgos estilísticos de una forma revalorizada.
Ahí conoció a otro poeta, Siegfried Sassoon, quien le dio ánimos y lo ayudó con problemas estilísticos, trasformando por completo su vida.
Entre otros rasgos estilísticos, se caracteriza por un capitel de gran sencillez; el collarino es una hendidura en el fuste y después tiene el equino y un ábaco cuadrado.
El caso es que ambas especies de homininos compartían algunos rasgos culturales: utilizaban la misma tecnología lítica, la musteriense, controlaban el fuego y enterraban a sus muertos. Paleolítico superior: parecen diferenciarse dos complejos tecnológico/estilísticos paralelos, ambos con microlitos.
A esta etapa corresponde también su importante labor filológica, fundamentalmente dentro del campo de la estilística, representada por los siguientes estudios: La poesía de San Juan de la Cruz (1942), Poesía española: Ensayo de métodos y límites estilísticos (1950) y Estudios y ensayos gongorinos (1955).
En un viaje a África en 1914 con Macke se reafirmó su visión del color como elemento dinamizador del cuadro, que sería la base de sus composiciones, donde perdura la forma figurativa combinada con una cierta atmósfera abstracta, en curiosas combinaciones que serían uno de sus sellos estilísticos más reconocibles.