estatalista

estatalista

1. adj. Del estatalismo.
2. adj./ s. m. y f. POLÍTICA Que es partidario de esta tendencia política. estatista
Traducciones

estatalista

A. ADJ (Esp) → national, nationwide
B. SMFmember of a nationwide party
Ejemplos ?
Pero los soviéticos, en el marco de su sistema estatalista, emplearon también la escuela como medio en el que desplegar su propaganda anti-americana.
Estos tres partidos, junto con Alternativa Verda (MEC), de Cataluña, formaban dicha confederación, la cual firmó un acuerdo con Los Verdes para concurrir a las elecciones al Parlamento Europeo del que Alternativa Verda se descolgó finalmente (acusando a la Lista Verde de "mentalidad estatalista").
Desde el punto de vista de Marx, Lassalle era un reformista, mezcla de idealismo estatalista hegeliano, cooperativismo proudhoniano y reformismo político cartista, más interesado en modificar el sistema capitalista que en eliminarlo.
Y si este «voluntarismo cultural a la francesa» es visto desde un punto de vista a veces escéptico por los observadores extranjeros, debido a la riesgos de emergencia de una cultura estatalista y conformista, del centralismo de la toma de decisiones, y de la supervivencia de prácticas casi monárquicas, no resulta en menos envidia por los vecinos.
El Partido Nacional en Colombia fue un movimiento político de ideología nacionalista y estatalista. En su seno convergieron ciertos conservadores nacionalistas y liberales independientes, el partido fue creado con el apoyo del ex-presidentes de la república Rafael Núñez y el redactor de la constitución de 1886, Miguel Antonio Caro, el cual anteriormente había fundado el Partido Cátolico.
Desde un punto de vista estatalista, a las autoridades les inquieta que entidades privadas puedan controlar la información que circula y se deposita en los sistemas informáticos, tanto privados como públicos.
Un documento interno de las Fuerzas Activas Revolucionarias Carlistas analizaba la tiple división del carlismo en los siguientes términos: Entre los diferentes sectores hubo una dura pugna, pero finalmente fue logrado un punto de equilibrio con la definición como proyecto político de un socialismo autogestionario de orientación cooperativista y no estatalista.
Su novedad radicaba más en el diagnóstico de la problemática, que en la concreta solución que proponía: No se conformaba con sugerir algunas reformas concretas, sino señalaba que el problema obrero era de tal magnitud que no se podía concebir sino mediante una nueva concepción del estado opuesta al individualismo liberal y al totalitarismo estatalista.
Esto se debía a que ocupaban gran parte de los puestos del funcionariado antes de la revolución. Parte de esta nobleza convertida en clase media estatalista incluso defendía ideas de un vago socialismo populista.
Las posiciones principales en tal debate —realismo, particularismo, nacionalismo, la tradición estatalista y el cosmopolitanismo— pueden ser distinguidas por sus diferentes aproximaciones a las preguntas sobre cómo se pueden entender y responder estos hechos, qué se deben los habitantes del mundo los unos a los otros, qué instituciones y que estándares éticos deben ser reconocidos y aplicados en todo el mundo.
En ambas fases, sin embargo, se observó la preferencia por el enfoque estatalista y tecnocrático de la política nacional, haciéndose hincapié en la falta de madurez de la sociedad polaca para regirse un sistema parlamentario, y la necesidad de dirigir la política mediante expertos, teóricamente preocupados únicamente por el interés común.
Por su parte, los patronos -y los Sindicatos Libres- a partir de 1928 empezaron a criticar a la OCN por considerarla "estatalista" y "centralista".