Ejemplos ?
También en el siglo XIX se usaba el trabuco español, que era un arma de fuego con la boca acampanada y de gran calibre, de uso civil, que se hizo famoso por ser asociado primero con los guerrilleros de la Guerra de Independencia y posteriormente al bandolerismo. Ametralladora Carabina Fusil Metralleta Rifle Escopetero Escopeta de dos cañones (en inglés)
Solitario en las sierras pronto se le unió un vecino de Valdelacasa (Cáceres) de apodo Parrachatas y más un convecino por un asunto de amores. Se le atribuye la muerte de un vecino de Hontanar que pretendió delatarle y la de un escopetero de la Diputación.
No sé dónde esconder mi escopetilla 22, símbolo de mis fracasos. En un arranque de franqueza le narro mi desventura como escopetero.
El escopetero fue un soldado de infantería o caballería armado con una escopeta. Siendo la escopeta a principios del siglo XVI un arma de fuego de avancarga accionada con llave de mecha y en el siglo XVIII un arma - igualmente de avancarga - accionada con llave de chispa.
Durante el reinado de Carlos I de España el escopetero va a convivir con el soldado denominado arcabucero, portando este último un arma de mayor calibre y potencia que el anterior.
Cuando en 1536 se establece la ordenanza que da nacimiento a la organización de los Tercios, no se hace ya mención del escopetero, y durante todo el siglo XVI y XVII el infante armado con arma de fuego, será un arcabucero, o bien, desde la década de 1560, un mosquetero.
Sin embargo, a partir de la expedición de Cisneros a Orán en 1509 las especialidades de los peones eran las de piquero, ballestero o escopetero.
Esta vez la rebelión no fue protagonizada por los lazzari (pobres napolitanos) y que simplemente se rebelaban contra la clase dirigente, sino que ahora la rebelión era guiada por el escopetero Gennaro Annese y con un claro carácter antiespañol.
-Somos fuerzas iguales -exclamó el carbonero con desdeñosa arrogancia, sin considerar que doscientos rústicos mal armados no significan lo que doscientos veteranos avezados a las lides y acometiendo con excelentes armas. -Pero traen caballería... -añadió un segundo escopetero. -Repito que somos fuerzas iguales -volvió a decir Manuel Atienza-.
Porque yo les voy a explicar una cosa: cuando lanzamos la última ofensiva en Las Villas, en el Segundo Frente y en la Sierra Maestra, éramos nada más que 1 500 rebeldes. Había mucho escopetero, mucha gente alzada por ahí.
No obstante, la voz escopetero se continuará usando durante los siglos XVI y XVII en referencia a soldados norteafricanos o turcos.