eolio

eolio, -lia

 
adj.-s. De la Eolia o Eólide.
Díc. del individuo perteneciente a uno de los principales pueblos de la antigua Grecia.
adj. Perteneciente o relativo a Eolo.
Ejemplos ?
Tercera persona de plural en -σαν. Genitivo "moderno" en -ου.;Del eolio: Vocalización de digamma. Relativos con geminada, como óππος.
Safo de Mitilene, también conocida como Safo de Lesbos, (en griego, Σαπφώ; en eolio, Ψάπφω) (Mitilene, Lesbos, ca. 650/610 – ¿Léucade?, 580 a.
Quedaron dos grandes dialectos, el jónico y el eolio, cuyas particularidades son manifiestas para el lector: por ejemplo, el jónico utiliza un êta (η) allí donde el jónico-ático utiliza una alfa larga (ᾱ), de ahí los nombres «Athéné» o «Héré», en lugar de los clásicos «Athéna» y «Héra».
existe un texto literario, el de Homero, y que los líricos proporcionan muestras de los dialectos jónico, dórico y eolio a partir del siglo VII a.
La epopeya se escribía siempre en la lengua homérica, la lírica de temas de amor en dialecto eolio, y la poesía pastoril en dialecto dorio.
e llama griego homérico, lengua homérica o dialecto homérico a la variante del griego empleada por Homero en la Ilíada y la Odisea.Esta lengua épica, ya arcaica en el, se basa fundamentalmente en el dialecto jónico, con características tomadas del dialecto eolio.
Más adelante, estando en el Eolio, Kvothe intenta tocar la Balada de Sir Savien Traliard para ganarse el caramillo de plata, y con ello darse a conocer y obtener la posibilidad de conseguir un mecenas, y es ella quien imprevistamente, acompaña a Kvothe en la parte femenina de la canción.
Se separan cuando él corre hacia la ciudad de Trebon para salvarla del delirante reptil. Más adelante vuelven a encontrarse en Imre, y entablan una relación amistosa cordial, encontrándose más a menudo en el Eolio.
En la mitología griega, el eolio Céfalo era hijo de Deyoneo, rey de la Fócide, y Diomede. Céfalo se casó con Procris, una hija de Erecteo, y ambos se habían jurado eterna fidelidad.
No obstante, también construyeron con vigas y pilares, siendo habituales en construcciones monumentales las columnas del apreciado cedro de las montañas del Líbano. Se conoce de las culturas mesopotámicas el capitel eolio, una de las influencias de los órdenes griegos.
El antiguo europeo fue propuesto inicialmente, presuponiendo que existió una lengua precursora hablada en territorio europeo, que por diversificación dio lugar a los siguientes grupos: griego (dividido en aqueo, jonio —y de la mezcla de ambos eolio—, dorio, griego del noroeste y otros), itálico (origen del latín y lenguas cercanas, sabélico, osco-umbro y otros), celta (origen del bretón, britano, galo y otros) y germánico (dividido a su vez en la rama nórdica origen del noruego, sueco, danés y otros, la rama gótica y la rama alemana, origen del alemán, el inglés, el neerlandés y otros).
También Homero menciona que entre los micénicos (eolio-jónicos) «los hijos varones se marchaban a aldeas extranjeras para servir y casarse con las mujeres que poseían allí la tierra» (ya que algunas sociedades matrilineales dictan la sucesión femenina).