envidiar

(redireccionado de envidiando)

envidiar

1. v. tr. Sentir o tener envidia los envidia porque ellos han conseguido un gran éxito profesional.
2. Desear o querer lo que tienen otros envidio su cultura e inteligencia. anhelar, ansiar
3. no tener qué envidiar o tener poco que envidiar coloquial No ser una persona o una cosa inferior a otra mi coche tiene poco que envidiar al tuyo.

envidiar

 
tr. Tener envidia [de una cosa], sentir envidia [de una persona].
fig.Desear, apetecer [lo lícito].

envidiar

(enbi'ðjaɾ)
verbo transitivo
experimentar un sentimiento de disgusto causado por las posesiones de otra persona Mi hermano me envidia el trabajo.

envidiar

(embi'ðjaɾ)
verbo transitivo
tener una persona envidia de otra o de una cosa Le envidiaba las joyas que llevaba puestas.
tener una cosa o persona los mismos méritos y cualidades que otra Mi automóvil no tiene nada que envidiarle al tuyo.

envidiar

(enbi'ðjaɾ)
verbo transitivo
experimentar un sentimiento de disgusto causado por las posesiones de otra persona Mi hermano me envidia el trabajo.

envidiar

(embi'ðjaɾ)
verbo transitivo
tener una persona envidia de otra o de una cosa Le envidiaba las joyas que llevaba puestas.
tener una cosa o persona los mismos méritos y cualidades que otra Mi automóvil no tiene nada que envidiarle al tuyo.

envidiar


Participio Pasado: envidiado
Gerundio: envidiando

Presente Indicativo
yo envidio
tú envidias
Ud./él/ella envidia
nosotros, -as envidiamos
vosotros, -as envidiáis
Uds./ellos/ellas envidian
Imperfecto
yo envidiaba
tú envidiabas
Ud./él/ella envidiaba
nosotros, -as envidiábamos
vosotros, -as envidiabais
Uds./ellos/ellas envidiaban
Futuro
yo envidiaré
tú envidiarás
Ud./él/ella envidiará
nosotros, -as envidiaremos
vosotros, -as envidiaréis
Uds./ellos/ellas envidiarán
Pretérito
yo envidié
tú envidiaste
Ud./él/ella envidió
nosotros, -as envidiamos
vosotros, -as envidiasteis
Uds./ellos/ellas envidiaron
Condicional
yo envidiaría
tú envidiarías
Ud./él/ella envidiaría
nosotros, -as envidiaríamos
vosotros, -as envidiaríais
Uds./ellos/ellas envidiarían
Imperfecto de Subjuntivo
yo envidiara
tú envidiaras
Ud./él/ella envidiara
nosotros, -as envidiáramos
vosotros, -as envidiarais
Uds./ellos/ellas envidiaran
yo envidiase
tú envidiases
Ud./él/ella envidiase
nosotros, -as envidiásemos
vosotros, -as envidiaseis
Uds./ellos/ellas envidiasen
Presente de Subjuntivo
yo envidie
tú envidies
Ud./él/ella envidie
nosotros, -as envidiemos
vosotros, -as envidiéis
Uds./ellos/ellas envidien
Futuro de Subjuntivo
yo envidiare
tú envidiares
Ud./él/ella envidiare
nosotros, -as envidiáremos
vosotros, -as envidiareis
Uds./ellos/ellas envidiaren
Imperativo
envidia (tú)
envidie (Ud./él/ella)
envidiad (vosotros, -as)
envidien (Uds./ellos/ellas)
Pretérito Pluscuamperfecto
yo había envidiado
tú habías envidiado
Ud./él/ella había envidiado
nosotros, -as habíamos envidiado
vosotros, -as habíais envidiado
Uds./ellos/ellas habían envidiado
Futuro Perfecto
yo habré envidiado
tú habrás envidiado
Ud./él/ella habrá envidiado
nosotros, -as habremos envidiado
vosotros, -as habréis envidiado
Uds./ellos/ellas habrán envidiado
Pretérito Perfecto
yo he envidiado
tú has envidiado
Ud./él/ella ha envidiado
nosotros, -as hemos envidiado
vosotros, -as habéis envidiado
Uds./ellos/ellas han envidiado
Condicional Anterior
yo habría envidiado
tú habrías envidiado
Ud./él/ella habría envidiado
nosotros, -as habríamos envidiado
vosotros, -as habríais envidiado
Uds./ellos/ellas habrían envidiado
Pretérito Anterior
yo hube envidiado
tú hubiste envidiado
Ud./él/ella hubo envidiado
nosotros, -as hubimos envidiado
vosotros, -as hubísteis envidiado
Uds./ellos/ellas hubieron envidiado
Pretérito Perfecto de Subjuntivo
yo haya envidiado
tú hayas envidiado
Ud./él/ella haya envidiado
nosotros, -as hayamos envidiado
vosotros, -as hayáis envidiado
Uds./ellos/ellas hayan envidiado
Pretérito Pluscuamperfecto de Subjuntivo
yo hubiera envidiado
tú hubieras envidiado
Ud./él/ella hubiera envidiado
nosotros, -as hubiéramos envidiado
vosotros, -as hubierais envidiado
Uds./ellos/ellas hubieran envidiado
Presente Continuo
yo estoy envidiando
tú estás envidiando
Ud./él/ella está envidiando
nosotros, -as estamos envidiando
vosotros, -as estáis envidiando
Uds./ellos/ellas están envidiando
Pretérito Continuo
yo estuve envidiando
tú estuviste envidiando
Ud./él/ella estuvo envidiando
nosotros, -as estuvimos envidiando
vosotros, -as estuvisteis envidiando
Uds./ellos/ellas estuvieron envidiando
Imperfecto Continuo
yo estaba envidiando
tú estabas envidiando
Ud./él/ella estaba envidiando
nosotros, -as estábamos envidiando
vosotros, -as estabais envidiando
Uds./ellos/ellas estaban envidiando
Futuro Continuo
yo estaré envidiando
tú estarás envidiando
Ud./él/ella estará envidiando
nosotros, -as estaremos envidiando
vosotros, -as estaréis envidiando
Uds./ellos/ellas estarán envidiando
Condicional Continuo
yo estaría envidiando
tú estarías envidiando
Ud./él/ella estaría envidiando
nosotros, -as estaríamos envidiando
vosotros, -as estaríais envidiando
Uds./ellos/ellas estarían envidiando
Traducciones

envidiar

envy, to envy, begrudge, covet

envidiar

beneiden

envidiar

envier, convoiter

envidiar

závidět

envidiar

misunde

envidiar

φθονώ

envidiar

kadehtia

envidiar

zavidjeti

envidiar

うらやむ

envidiar

부러워하다

envidiar

benijden

envidiar

misunne

envidiar

invejar, inveja

envidiar

avundas

envidiar

ริษยา

envidiar

hasetlenmek

envidiar

ghen tị

envidiar

羡慕

envidiar

Завист

envidiar

קנאה

envidiar

VT
1. [+ persona] → to envy
2. (= codiciar) → to desire, covet
envidiar algo a algnto envy sb sth, begrudge sb sth
su casa no tiene nada que envidiar a la tuyaher house is at least as good as yours, her house is quite up to the standard of yours
Ejemplos ?
Al murmullo de la gente Y al estruendo de las armas Muchos caballos relinchan Y muchos lebreles ladran. Los que en la villa se quedan Envidiando á los que marchan De no ser de la partida Se querellan ó se alaban.
Por doscientos francos al año, encontró en un pueblo, en los confines del País de Caux3, y de la Picardía, para alquilar una especie de vivienda, mitad granja, mitad casa señorial; y despechado, consumido de pena, envidiando a todo el mundo, se encerró a los cuarenta y cinco años, asqueado de los hombres, decía, y decidido a vivir en paz.
En lo uno y lo otro os podéis consolar las pusilánimes, pues por un lado fuisteis probadas y por otro castigadas, por uno justificadas y por otro enmendadas; pero a las que su corazón, preguntado, les responde que jamás se ensoberbecieron por el bien de la virginidad, o de la viudez o del casto matrimonio, y que no despreciaron, sino que se acomodaron con las humildes, alegrándose con temor y respeto por la merced que Dios les había concedido, y no envidiando a ninguno la excelencia de otra santidad y castidad igual o más excelente...
CAPITULO XXXIII Que sólo por medio de la Religión cristiana se pudo descubrir el engaño de los malignos espíritus que gustan del error en los hombres Por esta religión, verdadera y única, se pudo descubrir que los dioses de los gentiles eran sumamente impuros y unos obscenos demonios, que con ocasión de algunas personas difuntas, y so color de las criaturas humanas, procuraron los tuviesen por dioses, gustando con detestable y abominable soberbia de los honores casi divinos, que no eran otra cosa que un complejo de acciones criminales y nefandas, envidiando a los hombres la conversión a su verdadero Dios.
Capítulo II Cómo, prosiguiendo la vieja el cuento, contó cómo las dos hermanas de Psiches la vinieron a ver y ella les dio de sus joyas y riquezas y las envió a sus tierras, y cómo por el camino fueron envidiando de ella con voluntad de matarla.
Eran uno o dos viejos que compartían las pasiones y los chismorreos de sus criados; cinco o seis solteronas que se pasaban el día entero tamizando las palabras y envidiando las acciones de sus vecinos y de las personas colocadas en la sociedad por bajo o por cima de ellas; y luego, algunas mujeres de edad, exclusivamente ocupadas en destilar maledicencias, en llevar un registro exacto de todas las fortunas o en investigar los actos ajenos: pronosticaban los matrimonios y censuraban la conducta de amigos con igual acritud que la de sus enemigos.
XXV Y así siempre investigando, aunque cometa mil yerros; aunque me ladren cual perros mil humanos, envidiando lo que yo estaré estudiando de técnica, de teoría.
Pasado algún tiempo, envidiando los egipcios su acrecentamiento y temiendo de él funestas consecuencias, hasta que salió libre de este país, padeció innumerables y rigurosas persecuciones, entre las cuales, no obstante, multiplicando Dios sus hijos, crecía, aunque oprimido bajo una intolerable servidumbre.
(205) Y esto que vía la turba El gozo ageno envidiando Desde la plaza gritando Seguia con doble afan, Cubriendo á veces el ruido De sus multiples acentos El son de los instrumentos, Que dentro sonando están.
ándanme, ingenios nobles, flor de España, que en esta junta y Academia insigne, en breve tiempo excederéis no sólo a las de Italia, que envidiando a Grecia, ilustró Cicerón del mismo nombre, junto al Averno lago, sino Atenas, adonde en su platónico Liceo, se vio tan alta junta de filósofos, que un arte de comedias os escriba que al estilo del vulgo se reciba.
Nicolás se ocupa de los animales de corral y del trabajo del campo, envidiando el estilo de vida de su hermano mayor, Jorge, quien es un caballero que sirve al rey Luis I de Hungría.
de Castro, a quien quiere como una verdadera madre, y su insoportable prima Laura Castro Villarreal, así como su inseparable nana Martina. Laura vive envidiando a su prima creyendo que ella merece más que todo lo que tiene Regina, por eso se dispone a hacerla sufrir.