Ejemplos ?
Tenían coronas parecidas a las mitras y diademas, en la frente medias lunas de oro o plata con las puntas hacia arriba, máscaras, patenas de oro en el pecho, sartas de brazaletes de cuentas de piedras verdes, rojas, blancas o de hueso, ensartadas a trechos en canutillos de oro fino; chagualas de oro en las narices y en las orejas, ajorcas, etc.
· Espetos de sardinas: se prepara en la playa a base de varias sardinas ensartadas por una caña y asadas en las brasas de pequeñas hogueras.
Un complejo entramado de suelo de latón antiguo y lámparas de mesa con cortinas metálicas con cuentas ensartadas emiten dramáticos efectos de iluminación, y en cada mesa reposa una lámpara de bronce especialmente diseñadas por Bill Willis.
Las piezas del mango pueden estar dispuestas de dos maneras: como placas fijadas con remaches a los laterales de la hoja o como rodajas de material ensartadas en la espiga de la hoja y remachadas al final.
Precisamente tales piedrecitas ensartadas en tiras constituían el ábaco romano que, junto con el suanpan chino, constituyen las primeras máquinas de calcular en el sentido de contar.
El anticucho tradicional chileno se hace con pedazos de carne de vacuno, y cebolla ensartadas intercaladamente en un fierro de aproximadamente 40 cm de largo, sazonado con sal gruesa, asados a las brasas, se acompaña con pan marraqueta en la punta del fierro.
Las variantes más pequeñas ensartadas en varitas de madera de 15 cm o menos se les llama brochetas de carne, que en los últimos años ha popularizado su venta en la vía pública.
Las carnes debían estar aseguradas por todos los lados, ensartadas apropiadamente y con los huesos orientados en la dirección correcta.
Las sirvientas que confeccionaban los ropajes sagrados se sorprendieron por el suceso y en la confusión se tropezaron con los telares y murieron ensartadas con los instrumentos.
Retrata un rostro antropomorfo estilizado, con grandes ojos almendrados, de los que penden cuentas de resina de algarrobo, cuarzo o esmeraldas, ensartadas en delgados tubos o alambres; la nariz y boca es pequeña; lleva además narigueras y flecos nasales, así como orejeras circulares.
Los habitantes realizaban algunos rituales y las mujeres, en honor a la diosa, buscaron una forma de agradecerle creando así las flores ensartadas que hasta la fecha es la tradición más antigua del municipio.
Suele tener diferentes pinchos (denominados 'shish' o también 'shampoor' o 'mangal') elaborados con carnes y verduras ensartadas y puestas sobre el fuego de unas brasas de carbón vegetal.