enjuta


También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con enjuta: enjutar

enjuta

1. s. f. ARQUITECTURA Cada uno de los espacios que deja un círculo inscrito en un cuadrado. embecadura
2. ARQUITECTURA Cada uno de los triángulos curvilíneos que forman el anillo de la cúpula. pechina
Sinónimos

enjuta

sustantivo femenino
1 (arquitectura) sobaco, embecadura.
Ejemplos ?
La segunda, Trinidad, Trini, llamada, por apócope, entre sus amigas y su familia, es trigueña, también enjuta, y frisa en los veintisiete.
La señá Nicolasa había enviudado temprano y tendría a lo más veintiséis o veintisiete abriles. Era alta y esbelta, aunque poco enjuta de carnes.
A la postre, ovo de le caer la hora de las mermas, do el magnánimo infanzón topádose oviera con la vado enjuta del arroyo de las sus dádivas; ca sabido se está que, en noria que non le surge agua e agua se le saca, de secarse ha presto.
"Segunda tabla a un ginovés mi gruta De su persona fue, de su hacienda: La una reparada, la otra enjuta, Relación del naufragio hizo horrenda.
«Abrigad firme fe; ved que sin ella todo falta, con ella todo sobra; y quien la abriga, mientras más le huella el hado, más aliento y fuerzas cobra; vence el influjo de contraria estrella y maravillas o imposibles obra; manda al sol que al ocaso no descienda, y abre en el océano enjuta senda.
Lo ignorábamos, porque era de esos sabios que parecen haber nacido sabios, no haber sido jóvenes nunca. Feo, con enjuta y avellanada fealdad española, no tenía edad: en lugar de envejecer iba acecinándose.
Y aunque estáis tan angosta, flaca mía, Tan estrecha y tan fría, Tan mondada y enjuta y tan delgada, Tan roída, exprimida y destilada, Estrechamente os amaré con brío, Que es amor de raíz el amor mío.
El huerto le da esotras, a quien debe Si púrpura la rosa, el lilio nieve, De jardín culto así en fingida gruta, Salteó al labrador pluvia improvisa De cristales inciertos, a la seña, O a la que torció, llave, el fontanero: Urna de Acuario, la imitada peña Le embiste incauto, y si con pie grosero Para la fuga apela, nubes pisa, Burlándolo aun la parte más enjuta.
Ella, vestida de negro, con una capota de plumajes roídos por la polilla, se muestra la más animosa. Es enjuta y obscura; sus miembros, flacos y nudosos, parecen sarmientos trenzados.
Para mejor, subió un candidato, y nos prometimos, luego de analizar su facha enjuta y pretensiosa, hacerlo víctima de nuestras invenciones.
El sol se va y vuelve..., mira...» Y con una enjuta mano y un dedo que parecía el de la terrible muerte, en rara actitud le indica a Castilleja, por donde el rojo sol se escondía.
Con el aumento de luz fue visible el grupo que guardaba silencio: el fino perfil árabe de José Fernández, realzado por la palidez mate de la tez y la negrura rizosa de los cabellos y de la barba; la contextura hercúlea y la fisonomía plácida de Juan Rovira, tan atrayente por el contraste que en ella forman los ojazos de expresión infantil y las canas del espeso bigote, sobre lo moreno del cutis atezado por el sol; la cara enjuta y grave de Oscar Sáenz, que con la cabeza hundida en los cojines del diván turco y el cuerpo tendido sobre él, se retorcía la puntiaguda barbilla rubia y parecía perdido en una meditación interminable.