Ejemplos ?
Al igual que Mickey, tiene un extraordinario talento cuando baila y canta. A Minnie le apasiona engalanarse y ha sido la imagen de diversas líneas de moda.
Al norte de la iglesia está la Caseta Municipal, donde se baila, come y bebe en algunas fiestas del pueblo, especialmente en la feria. Suele engalanarse mucho, y vienen artistas andaluces a tocar en su escenario.
El proceso de romanización llevó a la ciudad a engalanarse con su monumentos más importantes durante los siglos II y IV, en los momentos de más prosperidad de la provincia.
El Niño en brazos, sobre el izquierdo, mientras que las típicas azucenas se colocan en la mano derecha de la Virgen, que presenta joyas para engalanarse, así como corona de considerable tamaño, sobre la cual se describe un cielo estrellado.
Paco, más que colérico, parecía contrariado; no obstante lo cual, no habíale faltado humor para engalanarse con su traje gris de los días de fiesta, con su camisa de pechera bordada, su botonadura de oro de pega; con el grueso calabrote lleno de baratijas del mismo metal; sus zapatos de charol con caña de color, y su sombrero flamante de sevillano abolengo.
La lisonja culinaria se ha ocultado, como he dicho, bajo el manto de la medicina, y bajo el de la gimnástica la manía de engalanarse, práctica fraudulenta y engañadora, innoble y cobarde, que emplea para reducir las figuras, los colores, el amaneramiento y la vestimenta, engañando a la gente con una belleza prestada que hace descuidar la hermosura natural que es la que proporciona la gimnástica.
Ya fuese por el deseo de suspender en sus templos armas troyanas, ya por el de engalanarse en sus cacerías con aquellas áureas ropas, sólo a Cloreo perseguía la incauta virgen en medio de la recia batalla y por todo el campo, ardiendo en mujeril codicia de aquella presa y de aquellos despojos.