encanto


También se encuentra en: Sinónimos.

encanto

1. s. m. Atractivo, modo de ser o cualidades de una persona que ejerce fascinación o atracción sobre los demás no fue capaz de captar el encanto de la escena.
2. Cosa que fascina o atrae. delicia
3. OCULTISMO Encantamiento, efecto producido con artes de magia. embrujamiento
4. coloquial Apelativo cariñoso qué bien que me ayudes, eres un encanto.
5. s. m. pl. Atractivos físicos de una persona con los años fue perdiendo todos sus encantos.

encanto

 
m. fig.Cosa que suspende o embelesa.
pl. Atractivos físicos.

encanto

(en'kanto)
sustantivo masculino
1. conjunto de cualidades que hacen a una persona o cosa muy atractiva o agradable Su principal encanto reside en su simpatía.
2. persona o cosa que agrada por sus cualidades un encanto de alumno
3. acción de someter la voluntad de alguien mediante acciones malignas El brujo profirió un poderoso encanto.
Traducciones

encanto

sorĉisto

encanto

charme

encanto

charmeur, charme

encanto

шарм

encanto

šarm

encanto

charme

encanto

viehätysvoima

encanto

šarm

encanto

魅力

encanto

매력

encanto

sjarm

encanto

urok

encanto

charme, encanto

encanto

charm

encanto

เสน่ห์

encanto

çekim

encanto

sức quyến rũ

encanto

魅力

encanto

чар

encanto

魅力

encanto

קסם

encanto

SM
1. (= atractivo) → charm
el pueblecito tiene mucho encantothe village has a lot of charm o is very charming
no es guapa, pero tiene su encantoshe isn't pretty, but she has charm
se dejó seducir por sus encantoshe allowed himself to be seduced by her charms
2. (= maravilla) el niño es un encantohe's a charming o lovely o delightful little boy
¡qué encanto de jardín!what a lovely garden!
3. (uso apelativo) → darling
¡oye, encanto!hello, gorgeous!
4. (= encantamiento) → spell
romper el encantoto break the spell
el bolso desapareció como por encantothe bag disappeared as if by magic
Ejemplos ?
Cierto es que los dos muchachos no se habían acordado particularmente de llevar escopetas ni anzuelos; pero, de todos modos, el bosque estaba allí, con su libertad como fuente de dicha y sus peligros como encanto.
Si yo la pudiera referir con el suave encanto y la tierna sencillez que tenía en su boca, os conmovería como a mí me conmovió, la historia de la infeliz Sara.
La magia de las bellas formas en las mujeres, el embrujo del encanto femenino, ha sido siempre para mí una fuerza a la que no he podido resistir.
Como por obra de encanto, brotaron cuatrocientos, es decir, muchísimos hombres salvajes, greñudos, cubiertos con simples taparrabos, como trogloditas que lo miraban cual animales espantados.
Y es que en el caso presente los destellos del rango imperial ceden bajo el certero encanto de este nombre: Eugenia de Montijo, tan fino, tan castizo, tan reverberante que parece una daga de Toledo.
Aun cuando nunca tuve celos de los maridos, gustaba aquellos escrúpulos como un encanto más, acaso el mejor que podía ofrecerme María Antonieta.
La voz un poco aniñada se ungía con el mismo encanto que los ojos, mientras en la penumbra de la alcoba quedaba indeciso el rostro menudo, pálido, con ojeras.
Sendiño, loco de alegría, brincó, tomó vuelo, se lanzó en dirección a la maleza. Era su encanto hacer de perro, portando la caza.
UNA SEÑORITA QUE ES MUY ERUDITA Señorita, yo no sé por qué su papá de usté le ha dado esa educación, y le diré la razón de no explicarme el por qué. Comprendo que su papá, que cifra en usté su encanto, la eduque bien ¡claro está!
Sé bien que te será no poco leve matar quien a Rogelio es tan parejo; mas no des fe a la vista, que es aleve encanto con que finge serlo el viejo.
Joseíto, tendido en la cama del señor Juan, miraba a éste con expresión triste y meditabunda; su imaginación estaba bien distante de allí; la imagen de su Rosalía no se apartaba un punto de su pensamiento, con sus grandes ojos febriles, su perfil bello y descarnado, sus labios exangües, enjoyados por una sonrisa de melancólico irresistible encanto.
era todo amor... Mi alma estaba impregnada de ese encanto que me hacía estremecer.... Y soñaba encontrar lo que tantas veces en mi febril imaginación...