empacho


También se encuentra en: Sinónimos.

empacho

1. s. m. MEDICINA Sensación de malestar físico producido por haber comido o bebido en exceso tiene un empacho de pasteles y dulces. indigestión
2. Sensación de cansancio o saturación producida por la insistencia con que se presenta una cosa los mundiales de fútbol fueron un empacho de balón. saturación
3. Vergüenza que impide realizar una acción indigna no tuvo empacho en hacerlo. apuro, turbación

empacho

 
m. Cortedad, vergüenza, turbación.
Embarazo, estorbo.
Indigestión.
Traducciones

empacho

impaccio

empacho

SM
1. (Med) → indigestion
darse o coger un empacho de algo (fig) → to get a bellyful of sth
2. (= timidez) → bashfulness
sin empachowithout ceremony
no tener empacho en hacer algoto have no objection to doing sth

empacho

m. indigestion.

empacho

m (fam) indigestion, (Mex) folk illness manifest by abdominal bloating and other gastrointestinal complaints believed to be due to food obstructing the intestine
Ejemplos ?
-Yo hablara... -¿Con quién? -Con vos. -Decid, pues. -No sé qué empacho... La voz al hablar me quita... -¿Cómo os llamáis? -Margarita.
Yo bendigo la hora en que me impuse la obligación de realizar esta severa revisión integral porque, como los egiptólogos – que suelen quedarse como extasiados ante la áspera piedra de los jeroglíficos, sin advertir que, mismo junto a ella, esperan indiferentes igual examen, ricas telas históricas, preciosos collares de obsidianas, maravillosas figulinas estilizadas – los estudiosos e investigadores del pasado americano tenemos el hábito – el mal hábito – de trabajar como datólogos, de prestar atención excesiva al detalle y no llegar nunca a la comprensión total de los personajes que más nos atraen. No tengo empacho en decirlo, porque es la pura verdad.
Para dar cumplida solución a esta cuestión, que encierra, otras varias (pues todo lo que ordinariamente observamos, así beneficios divinos como desgracias humanas, que los unos y los otros acontecen indiferentemente muchas veces a los que viven bien y mal, suele, excitar los corazones de algunos incrédulos); para resolverlo, digo, con forme convenía me ha detenido algún, tanto, especialmente para consolar a las mujeres santas y castas en quienes ejecutó violencia el enemigo, y que no perdieron la prenda de la honestidad, aunque las lastimasen el pudor y empacho de presentarse después en público, pues así podía reducir seguramente a que no les pesase de vivir a las que no tenían culpa de qué arrepentirse.
Que el avaro nunca asome En su mesa el rico vino Por que embriaga, y que el tocino Le da empacho si lo come, Y chocolate no tome Porque hace mal la canela, Que se lo cuente a su abuela.
La verdad es que Judas, como limosnero, había metido cinco y sacado seis, y estaba con el alma en un hilo temblando de qué, al hacer el ajuste de cuentas, quedase en transparencia el gatuperio. El pérfido Judas no tuvo, pues, empacho para vender y sacrificar a su Divino Maestro.
Alguien, que con tantos lapsus linguae e “ignorantia notabilis”, así dijo tal filotevésofo, no tiene empacho en erigirse inquisitorial, en juez de quienes se encuentran desprovistos de los amplificadores medios que agigantan las minucias locutoras y pervierten juicios, lo lee aterrada la semiótica.
Nosotros la habíamos convertido en noche hacía muchas horas: cuatro velas iluminaban nuestros seis semblantes, y nuestros seis semblantes correspondían a los siguientes seis nombres, que revelo sin empacho, porque todos han llegado a ser de dominio público: -Luis Eguílaz, Manuel del Palacio, Agustín, Bonnat (Q.
Mas cuando Bocaccio rendía homenaje al vicio con obras obscenas; cuando la reina de Navarra y Buenaventura Desperries enderezaban a los sentidos el habla seductora de sus cuentos eróticos; cuando el cura de Meudón y Bouchet le daban vuelo al pecado con su empuje irresistible; cuando las matronas graves, las niñas puras leían y aprendían a esos autores para citarlos sin empacho, se estaba ya desenvolviendo en las entrañas del porvenir el genio que luego había de dar al mundo la gran lección de moral que los hombres repiten sin cansarse.
Soltó la presa, que se tornó a sumir en la tierra, y allegando con los pies la que había apartado, se tornó a subir arriba, dando cuenta a las damas de lo que pasaba, que, cuidadosas de su tardanza, le esperaban, de que no se mostraron poco temerosas; tanto que, aunque don Gaspar quisiera irse luego, no se atrevió, viendo su miedo, a dejarlas solas; mas no porque pudieron acabar con él que se acostase, como otras veces, no de temor del muerto, sino de empacho y respeto, de que, cuando nos alumbran de nuestras ceguedades los sucesos ajenos, y más tan desastrados, demasiada desvergüenza es no atemorizarse de ellos, y de respeto del Cielo, pues a la vista de los muertos no es razón pecar los vivos.
¡Ni qué hablar! lo que es para eso -se lo digo sin empacho- siempre me tuve por macho y ni una duda permito... ¡Ya verá qué dibujito les vi'hacer en el escracho!
De la inconstancia de Porfirio, que anda vacilando entre la confesión de un verdadero Dios y el culto de los demonios No sé cómo en este particular Porfirio, a mi entender, pudo tener empacho y pudor de sus amigos los theurgos, porque los misterios, o más bien ridiculeces de éstos los comprendió bien, mas no por eso se encargó libremente de la defensa del verdadero Dios contra el culto de muchos dioses falsos.
El sabio rey Luís Onceno con ciega pasión le adora; y el príncipe sin empacho le admite en su misma alcoba; con ellos a caza sale, gran fama con ellos goza de entendido y de valiente.