desorganización


También se encuentra en: Sinónimos.

desorganización

s. f. Falta de orden o de coordinación en la forma de actuar una persona o un organismo había tal desorganización que el congreso fue un fracaso. organización

desorganización

 
f. Acción y efecto de desorganizar.

desorganización

(desoɾγaniθa'θjon)
sustantivo femenino
1. organización situación en que los objetos están en cualquier sitio desorganización en la casa
2. conducta irregular y sin método desorganización en los estudios
Sinónimos

desorganización

Traducciones
Ejemplos ?
Una minoría, sublevada contra los votos del país, hizo de aquel movimiento el punto de partida de un período de desmoralización por la mentira, y de desorganización por la violencia.
En esta Monografía Descriptiva no vamos a puntualizar los grandes defectos de la técnica militar, ni de la desorganización e inmoralidad que se subrayó en la frontera por causa de la in-capacidad del Alto Comando.
Buena, excelente es la organización de los trabajadores si se sostiene en condiciones progresivas; pero pierde su bondad y su excelencia si, por atavismo y a semejanza de los Estados, se hace estacionaria o si, aconsejada por políticos o economistas burgueses ahorra dinero para negociar, o para pagarse jefes y representantes parlamentarios, o para obtener el aprovechamiento de algunos desperdicios del privilegio y llega hasta ser preferible la desorganización si los trabajadores asociados, después de pagar su cuota, creen haber cumplido sus deberes, se entregan al abandono, dejan a compañeros diligentes la marcha administrativa del sindicato y por añadidura expulsan y desprecian al que no puede cotizar.
TEMA 16: VISTA LA DESORGANIZACIÓN EXISTENTE EN ANDALUCÍA Y LA DESORGANIZACIÓN NOTORIA DE LOS ELEMENTOS TRABAJADORES DE LAS CAPITALES Y LOS CAMPESINOS, ¿NO SERÍA CONVENIENTE UNA CAMPAÑA DE PROPAGANDA POR DICHA REGIÓN, A CARGO DE LA CONFEDERACIÓN NACIONAL DEL TRABAJO?
Estos dos conceptos inspiran la estructuración del Organismo eterno y supraindividual que represente a la Nación y cuya suprema misión no es esporádica en el tiempo y en la historia, sino que tiene la responsabilidad de eslabonar una continuidad armónica en el destino de las generaciones pasadas, presentes y venideras; y que excluye la indisciplina social representada por dos factores políticos: la desorganización anárquica, producida por el relajamiento del principio de autoridad, y el entronizamiento de tiranías oligárquicas o caudillistas.
Temamos una desorganización, si tiene lugar la desunión: no se oiga otra voz en toda la Península, que no sea unión, confraternidad y mutua defensa.
Habíamos pensado dar desde luego un análisis del Antony y entregarlo palpitante todavía a la risa y al escarnio de nuestros lectores, pero la disposición de nuestro ánimo, que no sabemos dominar, nos ha sugerido estas tristes reflexiones, que como preliminares queremos echarle por delante. En el siguiente artículo examinaremos la desorganización social, personificada en Antony, literaria y filosóficamente.
en la paralización de las luchas obreras y el alineamiento con las fuerzas representativas del capital, para reforzar las posiciones de la burguesía española, condujeron a la desorganización y desunión del Movimiento Obrero, a su desencanto y a la pérdida de sus valores definitorios: la solidaridad y el apoyo mutuo.
No hablamos, sin embargo, solamente de los momentos en que la guerra se iniciaba, cuando la desorganización de nuestros ejércitos trajo como consecuencia severas pérdidas.
Por tanto creen, y nos identificamos con ellos, que el decreto de militarización no puede mejorar nuestras posibilidades de lucha, viniendo a crear en cambio suspicacias, reservas y repulsiones que ya han apuntado y concretarían un verdadero estado de desorganización.
Claro es que Inglaterra, con esa conducta equivocada, ha pretendido evitar la guerra, pero nosotros, deseando equivocarnos, creemos que después de haber hundido al Gobierno español, no evitará la guerra, y suponiendo que la evitara, la evitaría al duro precio de dejar establecido en la Península ibérica un régimen totalitario semejante al de Hitler y Mussolini, régimen que constituye una amenaza para Francia y, consiguientemente, para la Gran Bretaña, y que significaría el fracaso de la libertad europea. El segundo enemigo de la victoria fué la desorganización política del Gobierno.
No puede creerlo, la desorganización del Partido Colorado implicaría la preponderancia de todas las fuerzas retardatarias de partido y la marcha ascendente que ha hecho en los últimos lustros, la República se convertiría en marcha descendente.