desforestación

desforestación

1. s. f. ECOLOGÍA Degradación o pérdida de la masa forestal de un terreno el excesivo pastoreo, los incendios, la roturación y la explotación excesiva son causas de la deforestación.
2. ECOLOGÍA Resultado de esta destrucción.
NOTA: También se escribe: deforestación

desforestación

(desfoɾesta'θjon)
sustantivo femenino
ecología forestación desaparición progresiva de la masa forestal de un terreno La desforestación es uno de los pasos previos de la desertización.
Traducciones

desforestación

deforestazione

desforestación

déforestation

desforestación

обезлесение

desforestación

ontbossing

desforestación

desmatamento

desforestación

إزالة الغابات

desforestación

毁林

desforestación

毀林

desforestación

odlesňování

desforestación

skovrydning

desforestación

森林伐採

desforestación

삼림 벌채

desforestación

avskogning

desforestación

SFdeforestation
Ejemplos ?
Se adapta y soporta mejor que otros loros la creciente desforestación, logrando sobrevivir en parches boscosos rodeados de cultivos.
La desforestación de las selvas que se ha producido de forma extensa en las últimas décadas ha disminuido mucho su hábitat, implicando que esté catalogada como especie casi amenazada.
Tararua College en Pahiatua Dannervirke High School en Danervirke Es llamada a la desforestación con la llegada de los escandinavos a la zona en 1870, empezando desde la Hawke's Bay, en la ciudad de Napier hacia el sur pasando por ciudades como Norsewood y Dannervirke y también desde Wellington hacia el norte, llegando hasta la ciudad de Msterton y Parmerston North, con el objetivo de crear carreteras y vías de ferrocarriles.La Forty-Mile Bush era conocida por la parte sur del río Manawatu hacia el 1872.
El Monte del Agua constituye un claro testigo de lo que hubieron de ser estas laderas de la Comarca de Daute en épocas pasadas, cuando la mano del hombre no había procedido aún a la desforestación incontrolada.
Las recolecciones de las especies del género Didymeles son escasas en los herbarios, lo que indica que sus poblaciones pueden estar en grave peligro en estado silvestre, sobre todo debido a la severa desforestación que sufre Madagascar.
La información corológica actual sugiere que su área de distribución en Marruecos está fragmentada, como consecuencia del un proceso continuo de desforestación y puesta en cultivo de amplias regiones.
Están amenazadas por la pérdida de hábitat causada por la desforestación o la degradación del entorno, en algunos casos producida por especies introducidas.
La formación de turba es evidencia de que hubo una importante desforestación que tuvo lugar poco antes del neolítico, ya que las construcciones, como Skara Brae (que data de aquella época), están edificadas en piedra, dejando al descubierto la poca disponibilidad de madera.
Es uno de los tipos de selva tropical más amenazados del globo, pues su superficie ha quedado extremadamente reducida a pocos fragmentos, en su mayoría discontinuos, a causa de su desforestación, principalmente a partir del siglo XX.
Pues a causa de ella, comienza un desgaste de la capa de ozono, lo que lleva a un aumento de la radiación ultravioleta y por consiguiente el calentamiento global (incremente en el tiempo de la temperatura media de la atmósfera terrestre y los océanos) Por otro lado, desde la actividad humana también se parte desde otro punto, pues la desforestación, los combustibles fósiles, el transporte y las actividades industriales también son causas del deshielo, ya que esto lo que produce es un incremento en los gases de efecto invernadero (vapor de agua 2 O; dióxido de carbono; metano óxido de nitrógeno ozono y cloroflurocarburos), que nos llevan a un aumento de la temperatura.
Este desarrollo fue propiciado por el desarrollo de una gran variedad en la producción agrícola —frutales, olivo, vid, miel, cera, regadío, madera—, a la par que se procedió a la intensa desforestación del valle del Tiétar.
Frente a la desforestación de la zona y la erradicación de sustancias ilícitas en Aguaytía, la Comisión Nacional para el Desarrollo y Vida sin Drogas (DEVIDA) respaldó su apoyo financiando cien hectáreas de cultivo en las comunidades nativas de Sinchi Roca.