desdeñar

(redireccionado de desdeñaron)
También se encuentra en: Sinónimos.

desdeñar

(Del lat. dedignari, rehusar como indigno.)
1. v. tr. Tratar con desdén o indiferencia desdeñaba a la servidumbre y subordinados. despreciar
2. Desestimar o desechar una cosa no hay que desdeñar esa posibilidad. rechazar

desdeñar

 
tr. Tratar con desdén [a una persona o cosa].
prnl. Tener a menor el hacer o decir una cosa.

desdeñar

(dezðe'ɲaɾ)
verbo intransitivo
desestimar o dejar de lado una cosa Desdeñó las amistades que aparecieron con el éxito.

desdeñar


verbo transitivo
encomiar menospreciar, tratar con indiferencia No hay que desdeñar al enemigo pequeño.
Sinónimos

desdeñar

transitivo
por encima encima del hombro (col.), desatender*, dar calabazas (col.), desestimar, menospreciar, desairar*, despreciar*, vilipendiar, desechar. atender, apreciar.
Desdeñar supone en todos los casos una actitud altiva.
Traducciones

desdeñar

dédaigner

desdeñar

verachten

desdeñar

A. VT
1. (= despreciar) → to scorn, disdain
2. (= rechazar) → to turn up one's nose at
B. (desdeñarse) VPR desdeñarse de hacer algoto scorn to do sth, not deign to do sth
Ejemplos ?
Ya en 1816, poetas de reputación, como el frauciscano Chue- cas y los clérigos Larriva y Elchegaray, no desdeñaron escri- bir en listines de toros, como lo han hecho, en tiempos de la república, Pardo, Segura, Juan Vicente Camacho, su herma- no Simón y otros muchos distinguidos alumnos de las musas.
No fue el malaventurado conde de Nieva el único gobernante que dictó ordenanzas contra las tapadas. Otros virreyes, entre ellos el conde de Chinchón, el marqués de Malagón y el beato conde de Lemos, no desdeñaron imitarlo.
Deseando, al cabo de algunos años, faire une fin, como él decía, propuso casamiento sucesivamente a las señoritas más ricas, bellas y virtuosas de Bogotá: naturalmente todas lo desdeñaron hiriendo su amor propio, lo que le hizo recordar la famosa máxima de que: «de la calumnia siempre queda algo», y tarde o temprano se vengó de ellas.
Pero dejaos convencer, ya que ambos sois más jóvenes que yo. En otro tiempo traté con hombres aún más esforzados que vosotros, y jamás me desdeñaron.
Creo que mi alma vale más que mi cuerpo, puesto que ella me quiso, mientras las demás mujeres que me vieron me desdeñaron, y esto me obligó a ocultarme constantemente a mi vecina.
No: mi ambicioso corazón desdeña en tierra aprisionarse tan pequeña: inmenso solitario continente guarda la mar de Atlante prisionero; y al que los ojos miran de mi mente de cerca osado contemplar espero: de la suerte la envidia no lo estorbe, y seré yo el primero que dé la vuelta, como el sol, al orbe: Yo salvaré las lindes y señales que de océano incógnito el misterio y horror de los mortales hoy ponen a la tierra apequeñada, y antípoda hemisferio sumido dejan en segunda nada.» Tu patria preferida, Venecia rica y en el mar potente, y el lusitano y el francés monarcas desdeñaron tu espléndido presente y el valioso laurel de cien comarcas...
Esos mismos reyes y príncipes no se desdeñaron de proteger a los miembros de la y de defender el honor de la misma, que siempre prosperó en los tiempos de .
Pero mientras tenían a menos seguir los pasos de los antiguos españoles; no se desdeñaron de imitar ciegamente los de la Revolución francesa.
Después de la misa solemne, a que concurría el Cabildo eclesiástico, y del panegírico pronunciado por canónigo de campanillas, venía la suntuosa mesa de once en el conventillo, sentándose a ella todo lo que Lima poseía de empingorotado por pergaminos, riqueza o posición social. Aun virreyes hubo que no desdeñaron honrar la fiesta con su presencia.
Derek Taylor publicista del grupo dijo que tanto Brian y Dennis realmente desdeñaron la imagen de surf de que los Beach Boys había adquirido en los últimos años, en 1966, Brian explico con detalle cada parte de la letra al periodista Jules Siegel: En 1975, Mike Love expresó aprecio por la forma y contenido musical de la canción, que a su juicio va más allá de lo que normalmente se espera de la música pop comercial.
En agosto de 1945, se nombró a Jevđević comandante de un campo de chetniks internados en Cesena. Finalmente se le puso en libertad y se desdeñaron las peticiones yugoslavas de extradición.
Mientras, en Alemania, los príncipes, no deseando un largo periodo de minoría regia, desdeñaron la elección del rey niño y se decantaron por Felipe de Suabia, hermano de Enrique VI, al que eligieron rey de Romanos en 1198, pero una facción opositora eligió como rey rival a un güelfo, Otón de Brunswick, que fue reconocido por el papa.