descontento

(redireccionado de descontentas)
También se encuentra en: Sinónimos.

descontento, a

1. adj./ s. Que no está a gusto o de acuerdo con una persona o con una cosa el director está descontento con su investigación sobre el asunto. contrariado, insatisfecho
2. s. m. Estado de la persona que no es feliz o no está a gusto o de acuerdo el descontento de las masas. contrariedad, desagrado, disgusto

descontento -ta

 
adj.-s. Díc. de la persona que no se encuentra a gusto o no está satisfecha.
m. Disgusto o desagrado.

descontento, -ta

(deskon'tento, -ta)
abreviación
1. que no tiene buen ánimo un cliente descontento por la mala atención
2. que no está conforme Quedó descontento con la nota del examen.

descontento


sustantivo masculino
desagrado y enojo Sus palabras produjeron descontento.
Sinónimos

descontento


descontento

, descontenta
adjetivo
disgustado*, malcontento, insatisfecho, contestatario, quejoso, dolido.
Descontento, disgustado, malcontento e insatisfecho rigen las preposiciones de, con y por.
Traducciones

descontento

nespokojený

descontento

utilfreds

descontento

unzufrieden

descontento

tyytymätön

descontento

insatisfait

descontento

nezadovoljan

descontento

不満な

descontento

불만스러운

descontento

ontevreden

descontento

misfornøyd

descontento

niezadowolony

descontento

missnöjd

descontento

ซึ่งไม่พอใจ

descontento

hoşnutsuz

descontento

bất mãn

descontento

不满意的, 不满

descontento

不滿

descontento

/a
A. ADJ
1. (= insatisfecho) → dissatisfied, discontented (de with)
2. (= disgustado) → disgruntled (de about, at)
B. SM/F (Méx) → malcontent
C. SM
1. (= insatisfacción) → dissatisfaction
2. (= disgusto) → disgruntlement
3. (Pol) → discontent, unrest
hay mucho descontentothere is a lot of unrest
descontento socialsocial unrest

descontento-a

a. unhappy.

descontento -ta

adj unhappy
Ejemplos ?
Con la integración de la ex RDA en 1990, la nueva República Federal incorporó un gran número de personas descontentas tanto con el comunismo, representado por el Partido del Socialismo Democrático (PDS), como con el liberalismo representado por la CDU (Unión Democráta Cristiana), saliendo de esta última varios militantes y simpatizantes hacia Die Republikaner (REP) y posteriormente al NPD.
Una semana antes, José Félix Valdivieso, ministro de Flores, se había proclamado jefe supremo de Ibarra. Se le adhirieron Cuenca y Loja, descontentas del centralismo administrativo.
Tras una travesía de cuatro meses desde España, el 9 de septiembre de 1810 entró en Quito el coronel Carlos de Montúfar, en su calidad de Comisionado Regio, recibido con honores por el Conde Ruiz de Castilla pero con algo de recelo por el resto de autoridades españolas, que veían descontentas el hecho por tratarse del hijo de Juan Pío Montúfar, II Marqués de Selva Alegre, y quien había presidido la Suprema Junta de Gobierno (tachada de independentista) en 1809 con su respectiva persecución por disidencia.
Por su parte, la oposición, formada principalmente por federales, pero también por facciones descontentas del liberalismo, lanzó una fuerte campaña periodística a través del periódico El Libre, dirigido por José Samuel Aráoz.
La reacción antibolivariana estalló en Lima los días 26 y 27 de enero de 1827, empezando como una sublevación militar de las tropas colombianas, descontentas por la falta de pagos, para enseguida derivar en una sublevación cívica dirigida por líderes liberales como Manuel Lorenzo de Vidaurre y Francisco Javier Mariátegui.
Los sectores sociales y políticos que inicialmente habían prestado su apoyo a la Dictadura fueron retirándoselo: los nacionalismos periféricos cuando la Dictadura incumplió lo prometido sobre la "descentralización" y acabó disolviendo la Mancomunitat de Cataluña; las organizaciones empresariales descontentas con la "injerencias" de la UGT en sus empresas ("la UGT reforzó sus organizaciones y comenzó a extenderlas a la agricultura, lo que subvertía las tradicionales relaciones entre jornaleros y patronos en el campo.
El 6 de enero de 1579, varias provincias del sur, descontentas con el radicalismo de algunos de los partidarios de Guillermo, firmaron la Unión de Arras, por la que aceptaban como gobernador a Alejandro Farnesio, duque de Parma, sucesor de Juan de Austria, que había fallecido unos meses atrás.
Al contrario de lo que había hecho su hermano, procuró ganarse la amistad de las oligarquías urbanas, descontentas con el pronobiliario reinado anterior, aunque no consiguió muchos éxitos al encontrarse dichas élites envueltas en una guerra de bandos que el monarca, indeciso, no supo atajar.
Los Etats généraux (que en toda la Edad Moderna fueron convocados únicamente en 1484, 1560-1, 1576-7, 1588-9, 1593, 1614, y 1789) se reunían en ocasión de una crisis fiscal o se convocaban por facciones nobiliario-religiosas descontentas con las prerrogativas reales (la Liga Católica o los Hugonotes), pero no tenían un poder real, y las disensiones entre los tres estamentos los hacían débiles, soliendo disolverse antes de haber culminado con sus trabajos.
No obstante, su forma de conducir los asuntos en Egipto, cuando se enfrentaba a los británicos, casi sin dinero en el tesoro público, y con unas tropas descontentas por la falta de paga, muestra que su capacidad como administrador fue mucho menor que su capacidad militar.
Al día siguiente de la captura cuando se destribuyó la marineria entre las naves capturadas los marinos chilenos se dieron con la sorpresa de que la gran mayoría de las tripulaciones peruanas preferían servir en la Armada Chilena antes que a Santa Cruz y la Confederación, esto se explica en que la antigua Marina de Guerra del Perú había combatido a favor del bando restaurador durante la guerra entre los generales Andrés de Santa Cruz y Felipe Santiago Salaverry, finalizada esta contienda con el triunfo del primero de ellos los comandantes de los buques peruanos habían sido removidos de sus mandos quedando sus tripulaciones descontentas.
La Unión Francesa acordó que se irían retirando paulatinamente de Vietnam conforme la situación se fuese estabilizando. Ambas partes del país quedaron descontentas con el resultado de las negociaciones.