derrotista

(redireccionado de derrotistas)
También se encuentra en: Sinónimos.

derrotista

1. adj. Relativo al derrotismo no adoptes una actitud tan derrotista.
2. adj./ s. m. y f. Se aplica a la persona que actúa o se comporta con derrotismo fue tachado de agorero y derrotista por su profundo pesimismo. aguafiestas

derrotista

 
adj. Díc. de la persona que habla o escribe presagiando directa o indirectamente la derrota de su país, bien por pesimismo, bien con intención maliciosa.
Díc. también de la actitud pesimista en general.
Sinónimos

derrotista

adjetivo
Traducciones

derrotista

Defätist, Defätistin

derrotista

défaitiste

derrotista

defaitistisk

derrotista

ADJ & SMFdefeatist
Ejemplos ?
La mayor parte de los 200 mil inmigrantes no aceptaron la derrota de 1945, fue así que la colonia japonesa en Brasil se dividió entre "derrotistas" (makegumi), menos del 20% de la población, y los "victoriosos" (kachigumi).
El coronel retirado Junji Kikawa fundó poco después del fin de la guerra la organización secreta Shindo Renmei ("liga del camino de los súbditos", en japonés), para impedir que las "falsas noticias sobre la derrota" se hicieran públicas, además de tratar de matar a todos los "derrotistas", también conocidos como "Corazones Sucios" (que bautizó un libro sobre esta organización escrito por Fernando Morais y lanzado en 2001).
En 1926, se vio forzado junto con otro destacado dirigente de la antigua Oposición a confesar que diría un «grupo ultraderechista de derrotistas» que se oponía a la alianza entre obreros y campesinos y deseaba el fin del Comintern.
En la tercera sura del Corán, Mahoma exhorta a sus fieles a la guerra santa tras un revés militar difícil pero pasajero, sufrido tras la batalla de Uhud en el año tercero de la Hégira (625) y que sembró la desmoralización entre sus partidarios. A los derrotistas que afirmaban que «los nuestros no habrían sido muertos si nos hubieran obedecido» (Sura 3, v.
Posteriormente los Círculos azules se centrarán en desmoralizar a las milicias republicanas por diversos medios (reparto de pasquines de propaganda, fomentando rumores derrotistas, sabotaje armamentístico, retransmisiones radiofónicas, etc.).
Ese mismo día Albert Speer le comunicó que la pérdida de la producción de la Alta Silesia significaba la total imposibilidad de seguir manteniendo un mínimo suministro de armas y municiones al Ejército, a lo que Hitler se limitó a contestar que no le gustaba recibir informes derrotistas y que mantuviera un completo secreto.
La guerra psicológica conducida por los nazis fincaba principalmente en la estrategia de “divide e impera” y la estrategia del terror. Los alemanes infectaron a los países elegidos con rumores derrotistas y terroríficos.
425 La postura minoritaria de oposición al conflicto se reunió en Zimmerwald, donde se dividió en dos fracciones: La llamada Izquierda de Zimmerwald o «derrotistas», encabezados por Lenin, que consideraban la Internacional acabada y defendían la formación de una nueva organización constituida exclusivamente por los socialistas que se oponían a la guerra y que deseaban convertir la confrontación entre naciones en una lucha civil entre clases.
Casi todos los delitos donde era aplicable el Sippenhaft eran de carácter " político ", es decir de " crímenes contra el Estado ", por lo cual la mayor parte de los procesados en virtud del Sippenhaft eran familiares y cónyuges de los oficiales de la Wehrmacht implicados en el atentado del 20 de julio; no obstante una ley de febrero de 1945 extendió los alcances del Sippenhaft a los militares que, en opinión de Hitler, mostrasen " cobardía ante el enemigo " o fuesen " derrotistas ".
Clemenceau persiguió activamente los pacifistas y a la prensa que sugiriera ideas derrotistas pero sin llegar a recurrir a la censura, y sus frecuentes visitas a las tropas en el frente le valieron una enorme popularidad.
La sucesiva ocupación de importantes territorios por parte del Ejército imperial japonés llevó a Wang a volverse pesimista sobre el resultado de la contienda. Comenzó a ser conocido por su derrotismo y por exponer sus opiniones derrotistas incluso en discursos públicos.
Joseph Goebbels temió que hubiera asociaciones derrotistas y comparaciones entre el hundimiento del Titanic y el hundimiento del Tercer Reich, por lo que no permitió que fuera exhibida en Alemania.