deportista

(redireccionado de deportistas)
También se encuentra en: Sinónimos.

deportista

1. adj./ s. m. y f. DEPORTES Se refiere a la persona que por afición o profesión practica algún deporte alojaron a los deportistas en la ciudad universitaria.
2. DEPORTES Se refiere a la persona aficionada o entendida en el deporte.

deportista

 
adj.-com. Persona aficionada a los deportes o entendida en ellos.

deportista

(depoɾ'tista)
abreviación
deporte que practica una actividad física mujer deportista

deportista


sustantivo masculino-femenino
deporte persona que practica una actividad física de manera profesional o aficionada un buen deportista
Sinónimos

deportista

sustantivo
atleta, gimnasta, jugador.
El atleta practica especialmente atletismo; el jugador practica un deporte de equipo.
Traducciones

deportista

sportif, sportive

deportista

sportovec, sportovkyně

deportista

sportskvinde, sportsmand

deportista

Sportler, Sportlerin

deportista

naisurheilija, urheilija

deportista

sportaš, sportašica

deportista

スポーツウーマン, スポーツマン

deportista

스포츠맨, 스포츠우먼

deportista

sportman, sportvrouw

deportista

idrottskvinna, idrottsman

deportista

นักกีฬา, นักกีฬาหญิง

deportista

nam vận động viên, nữ vận động viên

deportista

運動員

deportista

A. ADJsports antes de s, sporting
el público deportistathe sporting public
es muy deportistashe's very keen on sport(s), she's very sporty
B. SMFsportsman/sportswoman
Ejemplos ?
El porcentaje de hogares con conexión a internet pasó de 38% a 56%. El número de deportistas saltó de dos a tres millones de chilenos.
Cuba ofrece el uso de sus instalaciones y equipos para controles anti-dopaje en las mismas condiciones que se otorgan a los deportistas cubanos.
Hay médicos carísimos que ganan en un día lo que un pobre maestro percibe en un mes y abogados que cobran honorarios tan escandalosos que hasta los ingenieros se empobrecerían en los costos de sus construcciones. Y no se diga ciertos “artistas” y deportistas que nunca estudiaron.
El Estado garantizará la atención integral de los y las deportistas sin discriminación alguna, así como el apoyo al deporte de alta competencia y la evaluación y regulación de las entidades deportivas del sector público y del privado, de conformidad con la ley.
Los muchachos saben más, al dedillo, las aventuras de sus actores, actrices o deportistas favoritos que las desventuras y logros de los héroes de la historia y de la cultura.
Existe un fuerte reclamo por más y mejores instalaciones deportivas, en cuya gestión tomen parte los deportistas, o si como con mayores y más variadas oportunidades de capacitación que permitan accesos mejores al empleo estable, bien remunerado y protegido socialmente.
El magisterio es minimizado por carecer de esos “encantos o glamur” con que se diseña o falsifica las “grandes personalidades del espectáculo”: locutores, periodistas, actores, cómicos, modelos, cantantes, actores, actrices, deportistas… quienes así se convierten en “maestros” espurios de nuestros jóvenes.
También enseña valores útiles y necesarios tanto dentro como fuera de la cancha, como el compañerismo, el esfuerzo y el respeto por el rival. Por eso nos propusimos transformar a Chile en un País de Deportistas, dejando atrás una cultura de sedentarismo.
Me asiste la convicción de qué el esfuerzo conjugado de gobernantes, deportistas, técnicos, empresarios y, en suma, de todos los mexicanos, hará honor a México.
Para lograrlo hemos desarrollado planes para duplicar, pasando de dos a cuatro millones los deportistas, y hemos iniciado un ambicioso plan de fortalecimiento de nuestra infraestructura deportiva que nos permitirá inaugurar 13 estadios profesionales de fútbol, algunos iniciados durante el Gobierno anterior, con estándares Fifa.
Adicionalmente, estamos desarrollando un programa para construir mini estadios, con canchas de pasto, camarines y luminarias al servicio de los deportistas, a lo largo y ancho de Chile.
En cuanto a los deportistas profesionales, que eran una característica tan curiosa de su época, no tenemos nada que responda a ellos, ni los premios por los que nuestros atletas compiten son premios en dinero, como en su época.