delirar

(redireccionado de delirando)
También se encuentra en: Sinónimos.

delirar

(Del lat. delirare, apartarse del surco < de- + lira, surco.)
1. v. intr. MEDICINA Decir o imaginar una persona cosas incoherentes o inconexas por efecto de una fiebre muy alta deliraba y nos confundía a todos, ni siquiera entendíamos qué nos decía. desvariar
2. Hacer o decir una persona disparates no hagas caso de sus fantasías, delira. desbarrar, fantasear
3. Tener una persona gran afición por una cosa delira por las carreras de coches. alucinar

delirar

 
intr. Hallarse en estado de delirio.
fig.Decir o hacer despropósitos o disparates.

delirar

(deli'ɾaɾ)
verbo intransitivo
1. decir o imaginar cosas incoherentes o inconexas Las drogas y las alucinaciones lo hacían delirar.
2. razonar hacer o decir disparates ¿Tú deliras o qué?
3. tener gran afición por una cosa Delira por las carreras de caballos.

delirar


Participio Pasado: delirado
Gerundio: delirando

Presente Indicativo
yo deliro
tú deliras
Ud./él/ella delira
nosotros, -as deliramos
vosotros, -as deliráis
Uds./ellos/ellas deliran
Imperfecto
yo deliraba
tú delirabas
Ud./él/ella deliraba
nosotros, -as delirábamos
vosotros, -as delirabais
Uds./ellos/ellas deliraban
Futuro
yo deliraré
tú delirarás
Ud./él/ella delirará
nosotros, -as deliraremos
vosotros, -as deliraréis
Uds./ellos/ellas delirarán
Pretérito
yo deliré
tú deliraste
Ud./él/ella deliró
nosotros, -as deliramos
vosotros, -as delirasteis
Uds./ellos/ellas deliraron
Condicional
yo deliraría
tú delirarías
Ud./él/ella deliraría
nosotros, -as deliraríamos
vosotros, -as deliraríais
Uds./ellos/ellas delirarían
Imperfecto de Subjuntivo
yo delirara
tú deliraras
Ud./él/ella delirara
nosotros, -as deliráramos
vosotros, -as delirarais
Uds./ellos/ellas deliraran
yo delirase
tú delirases
Ud./él/ella delirase
nosotros, -as delirásemos
vosotros, -as deliraseis
Uds./ellos/ellas delirasen
Presente de Subjuntivo
yo delire
tú delires
Ud./él/ella delire
nosotros, -as deliremos
vosotros, -as deliréis
Uds./ellos/ellas deliren
Futuro de Subjuntivo
yo delirare
tú delirares
Ud./él/ella delirare
nosotros, -as deliráremos
vosotros, -as delirareis
Uds./ellos/ellas deliraren
Imperativo
delira (tú)
delire (Ud./él/ella)
delirad (vosotros, -as)
deliren (Uds./ellos/ellas)
Pretérito Pluscuamperfecto
yo había delirado
tú habías delirado
Ud./él/ella había delirado
nosotros, -as habíamos delirado
vosotros, -as habíais delirado
Uds./ellos/ellas habían delirado
Futuro Perfecto
yo habré delirado
tú habrás delirado
Ud./él/ella habrá delirado
nosotros, -as habremos delirado
vosotros, -as habréis delirado
Uds./ellos/ellas habrán delirado
Pretérito Perfecto
yo he delirado
tú has delirado
Ud./él/ella ha delirado
nosotros, -as hemos delirado
vosotros, -as habéis delirado
Uds./ellos/ellas han delirado
Condicional Anterior
yo habría delirado
tú habrías delirado
Ud./él/ella habría delirado
nosotros, -as habríamos delirado
vosotros, -as habríais delirado
Uds./ellos/ellas habrían delirado
Pretérito Anterior
yo hube delirado
tú hubiste delirado
Ud./él/ella hubo delirado
nosotros, -as hubimos delirado
vosotros, -as hubísteis delirado
Uds./ellos/ellas hubieron delirado
Pretérito Perfecto de Subjuntivo
yo haya delirado
tú hayas delirado
Ud./él/ella haya delirado
nosotros, -as hayamos delirado
vosotros, -as hayáis delirado
Uds./ellos/ellas hayan delirado
Pretérito Pluscuamperfecto de Subjuntivo
yo hubiera delirado
tú hubieras delirado
Ud./él/ella hubiera delirado
nosotros, -as hubiéramos delirado
vosotros, -as hubierais delirado
Uds./ellos/ellas hubieran delirado
Presente Continuo
yo estoy delirando
tú estás delirando
Ud./él/ella está delirando
nosotros, -as estamos delirando
vosotros, -as estáis delirando
Uds./ellos/ellas están delirando
Pretérito Continuo
yo estuve delirando
tú estuviste delirando
Ud./él/ella estuvo delirando
nosotros, -as estuvimos delirando
vosotros, -as estuvisteis delirando
Uds./ellos/ellas estuvieron delirando
Imperfecto Continuo
yo estaba delirando
tú estabas delirando
Ud./él/ella estaba delirando
nosotros, -as estábamos delirando
vosotros, -as estabais delirando
Uds./ellos/ellas estaban delirando
Futuro Continuo
yo estaré delirando
tú estarás delirando
Ud./él/ella estará delirando
nosotros, -as estaremos delirando
vosotros, -as estaréis delirando
Uds./ellos/ellas estarán delirando
Condicional Continuo
yo estaría delirando
tú estarías delirando
Ud./él/ella estaría delirando
nosotros, -as estaríamos delirando
vosotros, -as estaríais delirando
Uds./ellos/ellas estarían delirando
Sinónimos

delirar

intransitivo
1 desvariar, alucinarse, enajenarse*.
En esta acepción, los sinónimos alucinar y enajenar tienen un uso pronominal.
Traducciones

delirar

rave, be delirious, to rave, mad

delirar

blouznit

delirar

tale i vildelse

delirar

toben

delirar

houria

delirar

délirer

delirar

buncati

delirar

わめく

delirar

종잡을 수 없는 말을 하다

delirar

razen

delirar

delirar, rave

delirar

tala lyriskt om

delirar

พูดเพ้อเจ้อ

delirar

nói như điên như dại

delirar

咆哮

delirar

VI
1. (Med) → to be delirious
2. (= desatinar) → to rave, talk nonsense
¡tú deliras!you must be mad!

delirar

v. to be delirious, to rave.

delirar

vi to be delirious; Está delirando..He’s delirious.
Ejemplos ?
Al llegar a este punto, el discurrir de mi madre se hizo tan incoherente, que dejé de comprenderlo. Ya no dudaba de que estuviese delirando.
Lo que voy a decir se cumplirá: Si vuelvo a encontrarte delirando como ahora, que Odiseo no conserve la cabeza sobre los hombros ni sea llamado padre de Telémaco si echándote mano, no te despojo del vestido (el manto y la túnica que cubren tus vergüenzas) y no te envío lloroso de la junta a las veleras naves después de castigarte con afrentosos azotes.
la tierra que nos alza multitudes de espigares y verdores cuando apresa nuestros cuerpos engreídos en la loca vanidad de su esquema fugitivo y a cada olvido nos enyedra la memoria colectiva delirando por mañanas prometidas en la creída eternidad del sufrimiento vuelta arcilla envuelta, regresando a lo que era.
—¡Es que te lo voy a decir! —¿Pero no ves que estás delirando, que estás muerto de fiebre?—le interrumpí. Por dicha, un violento acceso de tos lo detuvo.
Celinina, en sus ratos de mejoría, no dejaba de la boca el tema de la Pascua, y como sus primitos, que iban a acompañarla, eran de más edad y sabían cuanto hay que saber en punto a regalos y nacimientos, se alborotaba más la fantasía de la pobre niña oyéndolos, y más se encendían sus afanes de poseer golosinas y juguetes. Delirando, cuando la metía en su horno de martirios la fiebre, no cesaba de nombrar lo que de tal modo ocupaba su espíritu, y todo era golpear tambores, tañer zambombas, cantar villancicos.
Y así, cuando entrambos, tórtola, Con lamentaciones graves En guisa de querellarnos Atormentamos los aires, Pues nuestra queja es contento Por el placer de quejarse, Con extravíos tamaños, Con inconsecuencias tales, No hacemos más que soñar Y mentir calamidades, Tú llorando bien de amores, Y yo delirando males.
Si ayer en el columpio de plácida esperanza dormía delirando tu joven corazón, hoy miras del destino la imagen de venganza que ciñe tu existencia deí fúnebre crespón.
Hoy rueda como rama que el ábrego arrebata, bañando con su sangre las márgenes del Plata, sufriendo de sus hijos la saña y ambición, ¿Qué mano misteriosa grabó sobre su frente con lágrimas y sangre la marca repelente, que cubren los girones del patrio pabellón? Dejadme, delirando, sus glorias una a una, cantar cuando derrame la palidenta luna sus tibios resplandores, diadema de mi sien.
Anchoriz, que no había necesitado soñar para tener en la vida muchas veces delante de sí encantadoras y voluptuosas apariciones, dignas del ensueño, en figura de mujeres esbeltas, lozanas, que en traje muy ligero se acercaban a deshora a su lecho de solterón, ahora veía, soñando, delirando tal vez, que de la obscuridad, que la luz de una lamparilla no hacía más que acentuar con un tinte de palidez, surgía un fantasma anguloso, flaco, la muerte con una cofia, figura de danza macabra.
Considera piadosa mi amargo duelo; con la mano tendida me muestra el cielo; y su voz, como brisa de primavera, dulce y mansa me dice: «¡Sufre y espera!» Yo conozco el aliento de aquella boca; yo conozco aquel manto y aquella toca, desde una triste noche que, delirando, a la luz de unos cirios pasé velando: ¡triste noche solemne, triste velada que dejó el alma mía regenerada!
Tiene sus ventanas de rombos cuadrados, de estrellas redondas y triángulos largos. Y aunque les parezca que estoy delirando, conforme yo crezca ya la iré ordenando.
¿Qué? ¿Qué dices tú ahí, Enriquín? Que estoy delirando... ––No, no digo eso... ––Sí, has dicho eso, te lo he oído bien..., se lo has dicho al oído a Rosita...