Ejemplos ?
Con firme determinación cerró los puños y apretó los dientes. ¡Amanece, día de mañana! Entre tanto, Isabel, la esposa de Revenga, acababa de adornarse en su tocador.
A la hora del crepúsculo regresó apresuradamente a su casa, sintiendo resonar terriblemente en sus oídos los gritos de la loca y del pequeño Merwin. Tres días más tarde Nahum se presentó en casa de Ammi muy de mañana, y en ausencia de su huésped le contó a Mrs.
Para continuar la lucha a través de los próximos meses para mi reivindicación personal sería casi totalmente absorber el tiempo y la atención de ambos, el Presidente y el Congreso en un período en el que toda nuestra atención debe centrarse en los grandes temas de la paz y la prosperidad en el extranjero sin la inflación en el país. Por lo tanto, voy a renunciar a la presidencia efectiva de mañana al mediodía .
Al aprobar esta oficina para el Vice Presidente, yo también hago con el sentido profundo del peso de la responsabilidad que caerá sobre los hombros de mañana y, por tanto, de la comprensión, la paciencia, la cooperación que se necesita de todos los estadounidenses.
Hoy decidirán la hora en que tendría lugar la sesión formal de mañana, en la que vamos a tener que exponer nosotros y va a quedar abierto el debate a lo que ocurra".
El arte de gobernar es, sobre todo, asumir plenamente la responsabilidad con una visión de largo plazo, y eso, creo, que entra en conflicto con una visión populista de gobernar para que la gente se sienta hoy contenta, pero sin pensar qué va a pasar con esa misma gente el día de mañana o pasado mañana.
Tres días más tarde Nahum se presentó en casa de Ammi muy de mañana, y en ausencia de su huésped le contó a la señora Pierce una horrible historia que ella escuchó temblando de miedo.
Un hombre me dices que entra de noche por mi ventana, y sale muy de mañana: causa tu furor encuentra para irritarte, es así; entra en mi aposento un hombre, pero que entre no te asombre, Sancho, que no entra por mí.
con fecha de mañana; y aunque deberia ser dirijido á mi como General en jefe, viniendo rotulado á los Generales, Comandantes y oficiales del ejército de mi mando, los he hecho juntar á presencia del mismo parlamentario y todos unanimemente han dicho, que los sentimientos de la Junta de Buenos Aires son muy contrarios á lo que manifiestan sus papeles públicos y espresa Vd.
No, si son esas cosas del destino, de la historia, aparecieron durante nuestra gestión, los recuperamos y ahí iniciamos la tarea de emitir para este 60 aniversario, que es el día de mañana, del paso a la inmortalidad de Eva Perón este billete, que comenzó siendo conmemorativo, pero que yo voy a pedir – y no quiero entrar en ninguna polémica porque el otro billete de 100 es el de Roca – no quiero entrar en ninguna polémica.
Los clásicos cuarenta días pesan fuertemente, sobre todo en mamá, y aún hoy, con treinta y nueve transcurridos sin el más leve trastorno, ella espera el día de mañana para echar de su espíritu, en un inmenso suspiro, el terror siempre vivo que guarda de aquella noche.
Atenazados por la pobreza, temerosos del futuro, porque saben que el día de mañana será peor que el de hoy, obligados a comportarse hacia los demás como si algunas personas fueran inferiores y otras superiores, simplemente para obtener algo que comer, muchos seres humanos huyen de sus tierras de desesperación tratando de llegar a toda costa a otros países donde piensan que puede haber alguna esperanza.