Ejemplos ?
¿No se te ha ocurrido que puede ser un castigo de..., de tu... ligereza? Recíbelo así; a título de castigo. Ten paciencia. A serenarse, y a vivir mejor desde ahora.
Allí está el contraste: para el apoyo al gobierno, toda la presión oficial, toda la capacidad de castigo del gobierno; para las que quieren manifestar o expresar opinión en contra, todas las trabas, todas las amenazas para que el acto no se realizara.
Cuando, por fin, llegaron las autoridades a representar la farsa acostumbrada en casos análogos, ya no había necesidad de castigo y costó trabajo cerrar aquellos ojos.
Área arbitral: Esta área, en la forma de un semicírculo con un radio de 3.50 metros, estará contra la pared del perímetro en el centro del terreno de juego frente a las cajas de castigo.
En esta virtud, y para que el ejercicio de la justicia no siga en suspenso y la falta de castigo no aumente el número de malhechores, lo aviso a V.
(Procedimiento ver regla 13) Shoot out directo: Se sancionará con un tiro de castigo de shoot out directo, si en opinión de los árbitros, un jugador defensivo impide una oportunidad manifiesta de gol, mediante una falta sancionable con tiro libre en la mitad del terreno de juego defendido por su equipo.
(Procedimiento ver regla 14) Shoot out de sexta falta: Se sancionará con un tiro de castigo de shoot out al equipo cada vez que cometa seis faltas durante el transcurso del partido a excepción de las faltas con tarjeta, tiro penal o shoot out directo.
PENTEO Dí, para que de mí estés libre de castigo del todo: y cuanto más horribles cosas digas de las bacantes, tanto más al que ha inventado estas artes para las mujeres, a éste, le aplicaré castigo.
Pues hemos tratado de la primera parte, pasemos a la segunda, en la cual refutaremos la afrenta con algunas razones propias y con otras comunes. La contumelia es menor que la injuria, y de ella nos podemos quejar más que vengarla, y las leyes no la juzgan digna de castigo.
Decía en su “Manual de Derecho Parlamentario”, según la ya citada traducción de Ortega: “ Como el privilegio no es de los individuos sino de la Cámara, sería digno de castigo el que se tomase la libertad de renunciarlo sin su autorización .
Por ello no fue hasta 1700 que el Rey Carlos II le devolvió a Quito la potestad exclusiva de elegir Alcaldes Ordinarios, ya que su antecesor Felipe II había dispuesto que se cometa la dicha orden de castigo, no pudiendolos nombrar para su ningún contento y avío .
Respetar los derechos de las personas y excluir toda forma de abuso, maltrato, discriminación y desvalorización, así como toda forma de castigo cruel, inhumano y degradante; e.