Ejemplos ?
Lo que está ocurriendo se ha repetido millares de veces, con detalles más negros, pero todavía hay quien sostenga que con el civismo inerme y humilde, o armado de una boleta electoral, da lo mismo, todo se alcanzará.
-Con perdón de usía -interrumpió el alguacil,- en el pueblo no hay escopetas. -Que lo afeiten y lo peinen, da lo mismo. Diole cuenta el secretario de que una dama se querellaba por escrito de que otra hija de Eva la había llamado mujer y no señora, siendo ella, la agraviada, señora y muy señora en todas sus cosas.
Saqué en consecuencia que deseaba que cambiáramos de sitio, y se lo propuse enrojeciendo. -Bien; si a usted le da lo mismo -dijo William- creo que será más correcto.
Y aquí también. De una y otra parte ¿Qué importa? Es pueblo, tropa. Da lo mismo. "Haremos un país nuevo, libre, independiente". - ¿Otas voces, otros ámbitos?
Vale más ser anónimo callado que gritar tantas mentiras que se aplaudan. Además con un nombre, un apellido, un título, un empleo, un grado, un poderío o sin ellos, da lo mismo.
Esclavizarse por razón de política vale tanto como someterse por causa de religión: esclavos de una casaca o de una levita da lo mismo que siervo de una sotana o de un hábito.
Leguízamo murió de médicos (o de enfermedad, que da lo mismo) y tan devotamente como cumplía a un cristiano rancio; pues la Parca cargó con él cuando contaba ochenta eneros, largos de talle.
proceso de cambiarse la serpiente en águila... Tlatelolco... antes o después, hoy da lo mismo... IV Aquí nada ha pasado. Para qué detenerse en cachivaches de otros tiempos y ahogarse vil en los cuarteados miedos y pudrirse en rabias y estallar en odios y rasgarse en náuseas por las avaricias de los invasores con su santo oficio de matar idólatras que no se humillaran ante el nuevo ídolo y le dieran oro Para qué...
Paco Cárdenas, grave y cejijunto, fumaba silencioso, recostado contra la pared, próximo a los que tallaban, y cerca de él le observaba con disimulo el tabernero, que no confiaba mucho en lo que de modo tan decidido hubo de decirle aquél en la noche anterior, al oírle lamentarse de la ausencia del Gallareta, que le dijo: -Pos si usté quiere y me da lo mismo que al otro, yo le prometo a usté que no va a haber quien diga ni pío tan siquiera tan y mientras esté yo arrimao a la mesa del tapete.
Mi premio no puede ser jamás en dinero, mi premio no puede ser jamás en honores, mi premio no puede ser jamás en otra cosa que en la satisfacción infinita que el hombre sano, que el hombre limpio, que el hombre noble, que el hombre honesto siente cuando le lleva un bien a alguien (APLAUSOS). La política no me importa, los cargos no me importan. Me da lo mismo ser premier que no ser nada. La presidencia no me importa.
En la guerra de la Independencia, hubo en el ejército realista un general, don Félix María Calleja, al cual dieron un día aviso de que los guachinangos o patriotas habían fusilado con poca o mucha ceremonia, que para el caso da lo mismo, cuatro o cinco docenas de prisioneros.
Las familias ponían en juego mil recursos para conseguir votos en favor del can- didato de sus simpatías, ni más ni menos que ogaño cuando, en los republicanos colegios de provincia, se trata de nombrar presidente para el gobierno ó desgobierno (cpie da lo mismo) de la patria.