cultismo

(redireccionado de cultismos)

cultismo

1. s. m. Palabra o expresión cultos o eruditos.
2. LINGÜÍSTICA Voz procedente de una lengua clásica que penetra por vía culta en una moderna sin sufrir las transformaciones fonéticas normales de las voces populares.
3. LINGÜÍSTICA Construcción o acepción propias de una lengua clásica recreadas en una moderna, casi siempre con finalidad expresiva o estética.

cultismo

 
m. lit. Culteranismo.
Palabra erudita procedente gralte. del latín o formada a base del griego.
Traducciones

cultismo

forbitezza

cultismo

SMlearned word
Ejemplos ?
El dígrafo TH, utilizado para representar la heredada de la theta griega, se abandonó en el siglo XVIII y hoy sobrevive sólo en poquísimos cultismos.
Otras acciones han seguido opuesto curso, al recomendar la grafía del grupo consonántico completo en los cultismos, tras siglos de supresión.
e. Nivel léxico Extranjerismos: doping (consumo de drogas). Cultismos: beodo (borracho). Tecnicismos y jergalismos: comercial (vendedor), caballo (heroína).
A este fin, además de actividades de aplicación de las reglas evolutivas o deducción de dichas reglas a partir de la comparación con el término heredado, se realizarán prácticas de inserción en un determinado contexto de los términos estudiados, o se redactarán composiciones pautadas en las que se valore la capacidad del alumno para ampliar su vocabulario y la adecuada utilización de términos patrimoniales y cultismos.
Son obras elaboradas por hombres instruidos y clérigos que utilizan colores de la retórica y un vocabulario con frecuentes cultismos (palabras extraídas directamente del latín sin cambio).
Alfonso Martínez de Toledo da cabida a la lengua de la calle en sus textos Los biógrafos Fernán Pérez de Guzmán y Hernando del Pulgar entre otros muchos confieren gran importancia al hombre y a sus méritos sobre la tierra siguiendo el modelo de Plutarco, utilizando ya una prosa nítida y equilibrada sin excesivos cultismos.
Utilizó una lengua aristocratizante, huyendo de la lengua coloquial e incorporando a su léxico y a su sintaxis numerosos cultismos.
El mester de clerecía se engendró, por el contrario, en ámbitos eclesiásticos y religiosos más cultos, como los estudios generales o las escuelas catedralicias o monacales, y utilizaba un vocabulario amplio, preñado de cultismos y colores retóricos, estrofismo y no tiradas, verso regular e isosilábico y una rima más exigente, la consonante, con temas no guerreros sino religiosos y morales y una conciencia clara de querer hacer "otra cosa" que los juglares, aunque con frecuencia tomaron algunos procedimientos estilísticos de los juglares, que ya habían configurado una cierta tradición literaria que contribuyeron a enriquecer, civilizando la lengua vulgar.
Los autores de la cuaderna vía (quadrivium) quisieron desmarcarse de la métrica irregular del mester de juglaría, pero recurrieron a veces a sus recursos de estilo para poder ser entendidos, ya que la elevada materia que trataban les exigía civilizar el lenguaje e introducir numerosos cultismos enrareciendo la lengua popular.
El ritmo de cuatro acentos del verso de arte mayor es poco flexible y monótono, aunque solemne; el estilo muy elaborado, lleno de hipérbaton, cultismos, italianismos, retórica, símbolos y alusiones históricas y mitológicas, pero la verdadera inspiración está presente y las dotes del verdadero poeta relucen pese a todo.
Como ha demostrado María Rosa Lida de Malkiel, principal estudiosa de los aspectos formales de la lengua y estilo del gran poeta cordobés, el castellano debe a Mena una profunda renovación, dinamizando la sintaxis por medio del hipérbaton y calcos de estructuras latinas, por ejemplo mediante el uso de participios de presente, construcciones absolutas y de infinitivo, incorporando nuevos elementos y neologismos: para ello toma palabras directamente del latín sin cambios (cultismos) y sustituye con ellas palabras existentes del lenguaje popular.
Utiliza un estilo vivo e intenso, copiado del natural, que recurre con frecuencia al registro coloquial y popular y lo intensifica con notas costumbristas y humorísticas, así como con el uso constante de los dobletes, geminaciones y el ritmo bimembre, lo que ofrece al texto una gran riqueza y un carácter muy vistoso a sus descripciones; en cuanto a la parte doctrinal, el lenguaje está sin embargo latinizado por el hipérbaton, los participios de presente y los cultismos.