cualesquier


Búsquedas relacionadas con cualesquier: cualesquiera

cualesquier

 
pron. indet. Pl. de cualquier.

cualesquier

(kwales'kjeɾ)
determinante
forma plural aplicada a una persona, objeto o animal indefinidos Me gusta leer cualesquier libros cuando viajo.
Ejemplos ?
Y es mi merced y voluntad, y mando que todas las Cartas, Ventas, Poderes, Obligaciones, Testamentos, Cobdicilios y otras cualesquier Escripturas y Autos...
Artículo 10 La Asamblea General podrá discutir cualesquier asuntos o cuestiones dentro de los límites de esta Carta o que se refieran a los poderes y funciones de cualquiera de los órganos creados por esta Carta, y salvo lo dispuesto en el Artículo 12 podrá hacer recomendaciones sobre tales asuntos o cuestiones a los Miembros de las Naciones Unidas o al Consejo de Seguridad o a éste y a aquéllos.
Y mandó que el suso dicho, para lo poder usar, se presentara en el Cabildo de esta Ciudad para que en él se reciban y admitan por tal mi Lugarteniente para la administración del dicho oficio, y para mejor le usar, ha de traer confirmación de los Muy Poderosos Señores, Presidente y Oidores de la Real Audiencia de San Francisco del Quito, donde ocurrirá con este nombramiento y recibimiento del dicho Cabildo, dentro de cuatro meses que le señalo, y en el inter(in) mando a todos y cualesquier Jueces y Justicias...
Y que si las personas expresadas en ella y las que nuevamente hubieren pagado las cantidades que se les repartió y constare por recibo de los Diputados nombrados para esta cobranza, que quisieren o pidieren mandamientos de lo que les perteneciere, se les dé en forma a todos y cada uno de por sí, como los fueren pidiendo ante dicho Corregidor o cualesquier Justicias de esta dicha Ciudad, como en dicha Provisión de Confirmación se expresa, exceptuando los pastos, montes, aguas, porque en esto no se comprende.
Item; que otras cualesquier ordenanzas que hubieren hecho en esta Ciudad sobres cualesquier metales, así de plata como de oro o otro cualquiera que no vayan contra estas, que valgan y se cumplan.
De esta calidad es lo que trato: si recibí la injuria, es fuerza que se hiciese; pero no es fuerza que por haberse hecho la haya yo recibido, porque pueden haberse ofrecido muchas cosas que hayan apartado la injuria; y como algunos sucesos pueden detener la mano levantada y apartar las saetas disparadas, si puede haber alguna cosa que repela cualesquier injurias, deteniéndolas, de modo que aunque sean hechas no sean recibidas.
El que representa está seguro de la recta y justificada intención de una y otra corporación, sabe la buena fe con que propenden al bien común, infiriendo de aquí que cualquiera discordancia sólo podrá ser motivada de algún equivocado concepto sobre sus respectivas facultades: por lo tanto, el deslindarlas en tiempo es el medio seguro de precaver cualesquier contrario resultado.
Elegir los Jueces de las Cortes de Apelación, del Tribunal de Tierras, de los Juzgados de Primera Instancia, los Jueces de Instrucción, los Jueces de Paz y sus suplentes, los Jueces del Tribunal Contencioso Tributario y los Jueces de cualesquier otros tribunales del orden judicial creados por la ley, de conformidad a lo establecido en la Ley de Carrera Judicial.
Si surge algún disentimiento entre cualesquier confederados ( conspirati ), los más prudentes entre los confederados tendrán que acudir para resolver la discordia entre las partes como conviene a ellos; y cualquier parte que repudie el mandamiento sea considerado como enemigo por los demás confederados.
Ginebra 1952 (decreto Ley 12.088/57) Convención Universal Adoptada en Ginebra el 6 de Septiembre de 1952 y Protocolos Anexos Cada uno de los Estados contratantes se compromete a tomar todas las disposiciones necesarias a fin de asegurar una protección suficiente y efectiva de los derechos de los autores, o de cualesquier otros titulares de estos derechos, sobre las obras literarias, científicas y artísticas tales como los escritos, las obras musicales, dramáticas y cinematográficas y las de pintura, gravado y escultura.
De este mismo género juzga tú la paciencia y sabiduría de aquellos que, con larga y fiel costumbre, alcanzaron fortaleza para sufrir y para cansar cualesquier enemigas fuerzas.
Y por esta nuestra Cédula mandamos a cualesquier(a) (de) nuestras Justicias, a cada uno en su jurisdicción que guarden cumplan y ejecuten lo en ella contenido, y contra el tenor y forma de ella, no vayan ni pasen, ni consientan ir ni pasar por alguna manera, so pena de la nuestra merced y de diez mil maravedíes para la nuestra Cámara a cada uno que lo contrario hiciere.