cristalino

(redireccionado de cristalinas)
También se encuentra en: Sinónimos.

cristalino, a

(Del lat. crystallinus.)
1. adj. De cristal o parecido al cristal.
2. s. m. ANATOMÍA Cuerpo de forma esférica lenticular, situado detrás de la pupila del ojo de los vertebrados y de los cefalópodos.

cristalino, -na

 
adj. De cristal.
Parecido al cristal.
Díc. del terreno de la Era Arcaica o Azoica.
m. anat. Cuerpo transparente, en forma de lente biconvexa, situado detrás de la pupila del ojo y destinado a hacer converger los rayos luminosos de manera que formen imágenes sobre la retina.
mineral. sistema cristalino V. cristalografía.

cristalino

(kɾis'talino)
sustantivo masculino
anatomía cuerpo en forma de lente biconvexa, situado detrás de la pupila del ojo El cristalino permite enfocar los objetos.
Sinónimos

cristalino

, cristalina
Traducciones

cristalino

lens, crystalline, limpid

cristalino

Linse

cristalino

cristalino

cristalino

cristallino

cristalino

kristallijn

cristalino

krystaliczny

cristalino

кристален

cristalino

krystalický

cristalino

krystallinsk

cristalino

גבישי

cristalino

結晶

cristalino

ผลึก

cristalino

A. ADJ (Fís) → crystalline; [agua, explicación] → crystal-clear

cristalino

m. crystalline lens, lens of the eye behind the pupil;
a. crystalline, transparent.

cristalino -na

adj crystalline; m lens (of the eye)
Ejemplos ?
Luego, bajé el tronco, y me hallé cerca de un arroyo, un río pequeño y claro donde las aguas charlaban, diciéndose bromas cristalinas.
Dentro, el amor que abrasa; Fuera, la noche fría, El golpe de la lluvia en los cristales, Y el vendedor que grita Su monótona y triste melopea A las glaciales brisas; Dentro, la ronda de mis mil delirios Las canciones de notas cristalinas, Unas manos que toquen mis cabellos, Un aliento que roce mis mejillas, Un perfume de amor, mil conmociones, Mil ardientes caricias, Ella y yo: los dos juntos, los dos solos; La amada y el amado, ¡oh Poesía!, Los besos de sus labios, La música triunfante de mis rimas, Y en la negra y cercana chimenea El tuero brillador que estalla en chispas.
A una señal del jefe, la jaula se hundió súbitamente en el abismo negro del que subía un vaho ligero que se condensaba en cristalinas gotas a lo largo de los flexibles cables de acero.
Guneo condujo desde Cifo en veintidós naves a los enienes e intrépidos perebos; aquéllos tenían su morada en la fría Dodona y éstos cultivaban los campos a orillas del hermoso Titaresio, que vierte sus cristalinas aguas en el Peneo de argénteos vórtices; pero no se mezcla con él, sino que sobrenada como aceite, porque es un arroyo del agua de la Estix, que se invoca en los terribles juramentos.
En honor suyo inventé toda una leyenda de amor, caballeresca y romántica, como aquellas que entonces se escribían. La Madre Abadesa conmovióse tanto, que durante mi relato vi temblar en sus pestañas dos lágrimas grandes y cristalinas.
aría de Zayas y Sotomayor: La fuerza del amor (1637) En Nápoles, insigne y famosa ciudad de Italia por su riqueza, hermosura y agradable sitio, nobles ciudadanos y gallardos edificios, coronados de jardines y adornados de cristalinas fuentes, hermosas damas y gallardos caballeros, nació Laura, peregrino y nuevo milagro de naturaleza, tanto que entre las más gallardas y hermosas fue tenida por celestial extremo; pues habiendo escogido los curiosos ojos de la ciudad entre todas ellas once, y de estas once tres, fue Laura de las once una, y de las tres una.
Luego las lunas venecianas, los palisandros y los cedros, los nácares y los ébanos, y el piano negro y abierto, que ríe mostrando sus teclas como una linda dentadura; y las arañas cristalinas, donde alzan las velas profusas la aristocracia de su blanca cera.
El cual, entrando al tiempo que ella llegaba con sus endechas a este punto, y las oyese y entendiese el motivo de ellas, desobligado con lo que pudiera obligarse y enojado de lo que fuera justo agradecer y estimar, empezó a maltratar a Laura de palabra, diciéndolas tales y tan pesadas que la obligó a que, vertiendo cristalinas corrientes por su divino rostro, perlas que las estimara el alba para bordar las flores de los amenos prados en los dos floridos meses de abril y mayo, le dijese: —¿Qué es esto, ingrato?
De ser hora de desvelo febril y gozoso, en que los nervios vibran y la fantasía enciende sus farolillos de colores; de ser la hora en que las estrofas acuden aladas al llamamiento de los poetas, y el champagne bulle en las copas cristalinas, alegrando por un momento el plomizo sueño de la vida, he venido a ser la hora en que se ronca; ¡una hora con gorro de algodón y camisón amplio!
De sus labios las aguas cristalinas De célica virtud sin cesar brotan, Y de su fe las providas doctrinas Del mal las fuerzas débiles agotan, Que se estrellan cual olas blanquecinas Que la playas inmóviles azotan: Y aprenden con su ejemplo loas mortales A trepar por las sendas celestiales.
Dentro se halla también una copiosa fuente que perpetuamente corre cristalinas aguas, que basta para dar refresco a mil personas, con cuyas comodidades y seguridades comenzaron a poblar los franceses y cada uno procuró buscar su vida, unos en la caza, otros plantando tabaco y otros cruzando sobre las costas de las islas de España, como todavía hacen.
Y entonces era en la dulzaina un juego de misteriosas gamas cristalinas, un renovar de notas del Pan griego y un desgranar de músicas latinas.