Ejemplos ?
Allí, oculto por un cortinón de fragantes y húmedas hojas, estaba el nido que fabricaron dos jilgueros, acolchado con sus plumas para más lujo de las crías.
¿No será aquí, donde el suave viento y la yerba verde, y el agua arremolinada de los ríos descansa en los bebederos junto a las cuevas, donde por ti balan las crías?
Pero adoptaron otra proposición; opinaron por darme la libertad, dejándome correr y retozar por el campo en compañía de los caballos «porque así, decían, podrá cubrir a las J yeguas, y, semental generoso, dará a sus dueños numerosos potros.» Llamaron al mozo que cuidaba las crías y después de grandes recomendaciones me confiaron a él.
mes prolífico entre todos los meses, mes de los frutos, de las flores, de las colmenas, de los mosquitos, de los exámenes; principal delegado del Criador, porque todo lo crías, hasta los licenciados, falange infinita de donde sale el bullidor enjambre de los políticos, semillero de pretendientes, de empleados, cesantes y agitadores.
Páramos que son campos de batalla, donde celebran su fiesta de victoria salvaje las feroces aves de rapiña, al hincar las férreas arpas en las crías tiernas, aún húmedas y sangrantes, del ganado vacuno, lanar y cabrío, única industria que constituye para estas poblaciones un halago y un principio de economía.
Era, sin duda, para redondear gloriosamente mi bienestar, trabajando mucho y pagándome poco. En efecto, el mozo que cuidaba las crías, permitiome un día, aunque tarde, acercarme a la yeguada.
20 Mira, oh Jehová, y considera á quién has hecho así. ¿Han de comer las mujeres su fruto, los pequeñitos de sus crías? ¿Han de ser muertos en el santuario del Señor el sacerdote y el profeta?
No menor importancia tiene el programa tendiente a permitir que las 44 uniones y las 1,048 asociaciones ganaderas que funcionan en el país mejoren sus pastizales, praderas artificiales y crías por el aprovechamiento intensivo de los 63 centros de fomento agropecuario y las 23 plantas avícolas distribuidos en la República; y para que las propias organizaciones de ganaderos instalen plantas empacadoras, con lo cual se introducirá orden en el comercio respectivo y disminuirá la exportación de ganado en pie.
En Arenillas la aspiración máxima es la agricultura y las crías, sobre estas dos actividades económicas deben girar la educación del futuro, despojándose del vivir idealista y contrario a las necesidades del lugar.
Otra lengua clama y dice: "Vivas, ¡oh blanca paloma!, que nos has de dar por crías águilas de dos coronas, para ahuyentar de los aires las de rapiña furiosas; para cubrir con sus alas a las virtudes medrosas".
No hubo que advertirles. Todos eran animales de monte. Lo que era experiencia en la madre, era instinto en las crías. Del burro no hay que hablar.
La vegetación alta de caña guadúa, balsas, palmas de cera y ceibos están influyendo en la sanidad de la población, y La plaga que abunda es la garrapatilla y el tupe que afecta enorme-mente al desarrollo de las crías ganaderas.