contramina

contramina

1. s. f. MILITAR Galería subterránea construida por el defensor para impedir o entorpecer los trabajos de mina del atacante volaron todas las contraminas del enemigo.
2. MINERÍA Comunicación entre dos o más minas.
Ejemplos ?
1947) Puerta del Sol (Novela, Buenos Aires, 1959) Los años enterrados (Novela inédita) Mientras sale la luna (Obra de teatro inédita) Variaciones de la meditación y el vértigo (Poesía inédita) Contramina (Relato inédito) Carta a los pintores jóvenes (1953-54) Sólo una casa (relato, octubre 1958) Crítica del libro “No me avergoncé del Evangelio”, de Marino Ayerza (Buenos Aires, Periplo,1958) (Sección “Libros en la Vidriera”, Correo de la Tarde, 19-12-1958) En torno a Christiane Rochefort (Sección "Cómo leer la nueva litaratura") (Negro sobre Blanco, nº 10, diciembre 1959) En torno a Christiane Rochefort II (Sección “Cómo leer la nueva literatura”) (Negro sobre Blanco, nº 11, febrero 1960) Reflexiones de un pintor desorientado (Hora Actual, nº 3, octubre 1963.
Su éxito mas célebre fue en Orán, llamado por sus soldados el libertador de Orán, donde solo defendiéndose voló con una contramina al enemigo, que minaba el castillo de Santa Cruz, y en la batalla del Campo Santo con cuatro cañónes de montaña, sitio de Tortona con trabajo de mina donde fue hecho prisionero en la defensa de dicha plaza, sitio del castillo del Casal Monferrato, Placencia con seis piezas de batir, otra vez defensa de Tortona y en el castillo de Milán, donde sin ser sitiado hizo 29 toesas de mina.
Es la contramina que escavan los sitiados en una plaza de guerra para aventar e inutilizar las minas de los sitiadores. Mina de Voladura.
la excavación principal se llama galería los laterales que cruzan aquella se les nombra ramales el sitio en que se depositan los barriles de pólvora, hornillo la distancia de este hasta la superficie del terreno, línea de menor resistencia al acto de cerrar la mina con maderos, cascotes y tierra bien apisonada, atracar la galería que abre el sitiador se llama propiamente mina; a la que construye el sitiado, contramina el soldado del cuerpo de ingenieros destinado a abrir las minas y cargarlas, se llama minador Mina defensiva.
Heródoto nos cuenta que un herrero de la ciudad descubrió las minas al hacer caer un escudo de cobre que al caer sobre el terreno donde había debajo alguna galería subterránea creaba un ruido metálico y eco que apuntaban donde estaban las minas y así poder cavar una contramina.
Las obras defensivas exteriores, muy bien conservadas: el foso, con una superficie de 10 ha, 3 hornabeques, 2 contraguardias, 7 revellines y 5 galerías de contramina.
La obra comienza en el río de la Mesta, al principio es una acequia, luego hay un túnel de unos 100 metros de largo, llamado en su época "la contramina" bajo el saliente de La Molata, después continuaba hasta el collado posterior de los cerros de Santa Bábara y Matacaballos donde se levantaban las arcadas del acueducto de los que hoy sólo quedan unos pilares y un arco completo.
Los defensores tenían que recurrir a la contramina, galerías que salían al encuentro de las de los atacantes, llegando a darse combates cuerpo a cuerpo en las mismas.
El peligro de las minas se contrarrestaba además con la presencia de pozos de escucha en las partes más bajas y salientes del edificio –las torres más expuestas de las barreras de La Mota o de Coca– que permitían oír a los minadores y construir galerías contramina que atajasen las galerías asaltantes.
En la parte más externa de esta torre se conserva un pozo que, además de surtir agua para refrigerar los cañones, debió de tener, dada su posición, funciones contramina.