conformismo


Búsquedas relacionadas con conformismo: conformidad

conformismo

s. m. SICOLOGÍA Actitud del que fácilmente se adapta ante cualquier circunstancia su conformismo le hacía acatar todas las decisiones de la asamblea. inconformismo

conformismo

 
m. Cualidad del que se conforma y se adapta con facilidad a las circunstancias.

conformismo

(komfoɾ'mizmo)
sustantivo masculino
disposición de un persona a resignarse ante cualquier circunstancia Una de las causas de la pobreza es el conformismo.
Traducciones

conformismo

conformismo

conformismo

conformisme

conformismo

conformisme

conformismo

conformismo

conformismo

konformisme

conformismo

konformism

conformismo

SMconformism, conventionality
Ejemplos ?
Este disco contiene versiones de temas famosos alemanes en un irónico intento de demostrar que muchas veces entre el conformismo y el punk sólo hay una diferencia de ritmo.
Esto puede llevar a una situación conocida como «conformismo grupal» en la cual cada persona de un grupo cree que cierta estrategia es mala, pero nadie está dispuesto a expresar esa opinión porque tiene la impresión errónea que los demás miembros del grupo apoyan la estrategia.
Emprendimos la revisión y actualización de los libros de texto gratuitos a fin de convertirlos en instrumento para la liberación de las potencialidades humanas, para impulsar una conciencia crítica capaz de enfrentar el constante asedio de la penetración cultural y para desterrar toda tendencia al conformismo inmovilizador y a la manipulación dogmática y autoritaria de las mentes infantiles.
El espíritu Ideal no es subordinar al individuo al conformismo moral de un grupo, sino sustraerle del espíritu gregario, permitirle desplegarse en una actividad multilateral.
Aquello fue el principio del conformismo, de la resignación en el infortunio y en la adversidad, de la sumisión que ha caracterizado la vida de nuestro pequeño, pero bueno; nuestro sufrido, pero digno pueblo cubano.
Nosotros somos hoy la consecuencia de todo eso: un conformismo...
No se ha disminuido el ritmo ni se ha desviado del rumbo del desarrollo; por el contrario, el trabajo se ha intensificado, los esfuerzos se han multiplicado y los resultados obtenidos han sido cada vez más fecundos y constructivos. El paso ha sido acelerado, porque no se tiene derecho, en esta hora de México, ni a la indecisión ni al conformismo.
Era imperativo mostrar al pueblo las contradicciones y las carencias del país, así como rechazar el camino fácil de una propaganda interesada en presentar la acumulación y el derroche como sinónimos de bonanza nacional. Nos enfrentamos al conformismo y llamamos a los problemas por su nombre.
La dignidad es esa patria sin nacionalidad, ese arcoiris que es también puente, ese murmullo del corazón sin importar la sangre que lo vive, esa rebelde irreverencia que burla fronteras, aduanas y guerras. La esperanza es esa rebeldía que rechaza el conformismo y la derrota.
Repudiamos el conformismo y queremos que se manifiesten libremente las creencias y las ideologías, a condición de que no violen los principios de una convivencia civilizada ni pongan en peligro la independencia de México.
Alentar las tendencias conservadoras que han surgido de un largo periodo de estabilidad, equivaldría a negar la mejor herencia de nuestro pasado. Repudiar el conformismo y acelerar la evolución general es, en cambio, mantener la energía de la Revolución.
Promover la democracia es impulsar el desarrollo. Consideramos urgente demoler los hábitos de conformismo y las rutinas que frenan la movilidad económica y social.