club

(redireccionado de clubs)
También se encuentra en: Sinónimos.

club

(Voz inglesa.)
1. s. m. Asociación cuyos miembros tienen afinidades políticas, profesionales, culturales, deportivas o de otro tipo han formado un club de poetas.
2. Lugar donde se reúnen los miembros de esta asociación nos veremos en el club.
3. Sala de fiestas con baile y espectáculo.
4. CINE Localidad del piso superior al patio de butacas en los cines.
5. DEPORTES Bastón de golf con que se lanza la pelota.
NOTA: En plural: clubes

club

 
m. Junta de individuos de una sociedad política, a veces clandestina.
Sociedad deportiva o de recreo.
club de alterne Sala de fiestas, bar, etc., con mujeres de alterne.

club

('kluβ)
sustantivo masculino
1. sociedad de personas con intereses comunes un club deportivo
2. establecimiento donde se bebe y baila, generalmente de noche un club nocturno
Sinónimos

club

sustantivo masculino
Traducciones

club

klub

club

клуб

club

club

club

klub

club

klub

club

klubo

club

باشگاه

club

kerho, klubi, nuija

club

club

club

klub

club

klab

club

club

club

クラブ

club

club

club

klub

club

clube

club

club

club

klubb, klubba

club

kulüp

club

câu lạc bộ

club

俱樂部, 俱乐部

club

klub

club

무기

club

สมาคม สโมสร

club

俱樂部

club

SM (clubs o clubes (pl))
1. (= sociedad) → club
club de fansfan club
club de fútbolfootball club
club de golfgolf club
club deportivosports club
club de tiroshooting club, rifle club
club náuticoyacht club
2. (= bar) → club
club de alternehostess club
club de carreteraroadside brothel
club nocturnonight club

club

m club; — de salud health club
Ejemplos ?
Yo creí que todo eso estaba hecho; que al fin de tanta lid y tantos tiros, de tanta ley y de discursos tantos e instalar tal sinnúmero de círculos, colegios, asambleas, gremios, centros, logias, clubs, ateneos y casinos, ya era el pueblo español como los otros ilustrado y capaz… y ahora salimos con que hay doce millones de españoles que no sabemos leer.
El positivismo (¡y qué positivismo el que llega a las masas de los ateneos, academias, cátedras, foros, congresos, clubs, anfiteatros y laboratorios!) era en aquellos días aquí en España la última palabra.
Él había adulado -método eficacísimo-; él había sido desde inspector de colegio hasta cronista de periódico; había debido; había convidado; había sido orador político en las plazuelas y los clubs; había tenido amigos en todas partes, y sin embargo todo ello había tenido una sola coronación: el fracaso.
A los fines de estar efectivamente en condiciones de oponerse a la democracia pequeño-burguesa, es necesario, en primer lugar, que los trabajadores estén organizados en Clubs, que serán en seguida centralizados.
Es necesario que no solo los clubs y las corporaciones militantes de nuestro Partido, hagan oír su voz y sentir su esfuerzo en este gran día electoral para aumentar el numero de nuestros votos.
Encabezada la columna, tras un pique te de la Guardia Republicana, el núcleo de la Federación Obrera Regional Uruguaya, con cartel y bandera, y tras él los Obreros Municipales –una de las más numerosas agrupaciones del mitin –la Federación Obrera Marítima también numerosa, clubs seccionales socialistas, Comité Contra el Servicio Militar Obligatorio, y otras muchas agrupaciones gremiales, todas ellas con banderas y carteles alusivos.
La autoridad central, después de la caída del Gobierno existente trasladará sus cuarteles en la primera ocasión a Alemania; inmediatamente reunirá un Congreso y hará las necesarias proposiciones para la centralización de los Clubs de obreros bajo un Comité Ejecutivo, que residirá en el centro del movimiento.
Los guardias móviles se encontraron en la situación de los insurrectos de Junio, y la prensa publicaba diariamente confesiones públicas en que aquéllos reconocían su culpa de Junio e imploraban el perdón del proletariado. ¿Y los clubs ?
La rápida organización, o por lo menos el establecimiento de un organismo provincial de Clubs obreros, es uno de los más importantes puntos de nuestras indicaciones para vigorizar y desarrollar el partido de los trabajadores.
Sus osadas y sacrílegas afirmaciones eran más escandalosas, sí, pero no de distinto género que otras muchas que se habrán hecho ya en aquel recinto, en los clubs y en la Prensa poco antes, todas ellas como consecuencia natural de los primeros actos de la revolución.
Y con este ensueño se derretían cada vez más, se animaban en la dulce guerra y entre risas, gaterías y pequeñas locuras insinuantes -a la hora en que del cubo de hielo salieron las botellas de argentada cápsula-, la alegría de la linda cena adquirió algo de insensiblemente pecaminoso, un tinte de elegante orgía, el que toman los fines de fiesta en los clubs de hombres, cuando se invita y obsequia a señoras de alta sociedad.
Yo quisiera que estos marineros de Ciérvana vinieran a Madrid y fuesen en viaje peregrinante por las grandes ciudades hispanas, para que los hijos de los obreros sindicalistas, los frecuentadores de tabernas y clubs los admirasen.