civilización


También se encuentra en: Sinónimos.

civilización

1. s. f. Acción y resultado de civilizar o civilizarse.
2. Desarrollo alcanzado por la humanidad, por un pueblo o sociedad en su continua evolución algunas culturas amerindias presentaban un alto grado de civilización antes de la conquista.
3. HISTORIA Estado de la humanidad en un determinado lugar y tiempo en el que se alcanza un grado de desarrollo de las ideas, ciencias, artes y costumbres que conforman una cultura y sociedad civilización griega.
4. SOCIOLOGÍA Conjunto de las particularidades intelectuales, culturales, sociales y materiales de un pueblo la convivencia dio lugar a una simbiosis entre civilizaciones.

civilización

 
f. Acción y efecto de civilizar o civilizarse.
Conjunto de ideas, ciencias, artes, costumbres, creencias, etc., de un pueblo o de una raza.
sociol. Complejo de productos sociales transmisibles, de carácter religioso, moral, estético, político, científico, económico y técnico, comunes a varias sociedades relacionadas entre sí o a todos los estratos de una sociedad determinada.
civilización del ocio Expresión utilizada para designar un estado futuro de la sociedad en el cual los individuos dispondrán de mucho tiempo libre.

civilización

(θiβiliθa'θjon)
sustantivo femenino
1. conjunto de características culturales, religiosas y científicas distintivas de un pueblo Estudio la civilización inca.
2. estadio de evolución de un grupo humano una civilización avanzada
Sinónimos

civilización

sustantivo femenino
cultura. barbarie, incultura.
«Donde hay leyes, gobierno, administración de justicia y todo lo que constituye el orden civil, hay civilización. Donde hay amor al saber, educación literaria y científica, amor a las letras y a las artes, y protección y galardones para los que sobresalen en el cultivo de la inteligencia, hay cultura. La civilización depende en gran parte del régimen político y de la autoridad; la cultura, del temple nacional, de la opinión pública y de las costumbres dominantes. Hay naciones civilizadas que están muy lejos de ser cultas. Bajo el nombre de nación civilizada se comprenden todas las clases que la componen; mas no puede decirse lo mismo de las naciones cultas, pues en ellas hay forzosamente clases enteras a las que no puede darse este título.»
José Joaquín de Mora
Traducciones

civilización

civilization

civilización

civilisation

civilización

حَضَارَة

civilización

civilizace

civilización

civilisation

civilización

Zivilisation

civilización

sivilisaatio

civilización

civilizacija

civilización

文明

civilización

문명

civilización

beschaving

civilización

sivilisasjon

civilización

cywilizacja

civilización

civilização

civilización

civilisation

civilización

อารยธรรม

civilización

uygarlık

civilización

nền văn minh

civilización

文明

civilización

цивилизация

civilización

文明

civilización

SFcivilization
Ejemplos ?
Somos un todo único y solidario y lo que necesitamos sobre todo para hacernos considerar en lo que valemos es volver el corazón y la mirada hacia el pasado para fortificar nuestra fe común y sentirnos iguales y hermanos desde el fondo de los tiempos. Nos pertenece el continente desde que por el esfuerzo de España se incorporaron sus tierras a la civilización cristiana.
Nuestra vida parece de tristes animales y yéndonos de aquí, la aventura que se nos espera será espléndida. Lograremos construir una gran civilización, como dicen que fue la de nuestros antepasados.
De ahí en adelante, un abigarrado conjunto de presupuestos filosóficos, jurídicos y económicos, modificaron la concepción del mundo de la nueva generación de intelectuales demoliberales, decididos a completar la obra de la revolución liquidando las trabas que impedían la incorporación de sus países a la senda del progreso, o como algunos empezaban a llamarlo (Sarmiento), la civilización.
La lleva el Nuevo Mundo sacramente, en lo mejor de su entraña, desde su incorporación a la Civilización de Occidente, por el esfuerzo pródigo y fecundo de España y Portugal.
Esta situación empeoró con la llegada de los españoles, al principio por el equívoco de que se cumplían las centenarias profecías y más adelante, por la negación de su civilización durante trescientos años, que mantuvo a los indios en la explotación más inhumana y cruel; por lo que el recuerdo de los valores y conocimientos de su cultura milenaria, se mantuvieron de manera inconsciente en las tradiciones, usos, fiestas y costumbres de los pueblos indígenas y campesinos.
Dejando a un lado los aspectos generales –muy importantes, por cierto- sobre los orígenes del pensamiento liberal, la historia de la llamada civilización occidental, la economía y la filosofía burguesas, sería indispensable tener en ante nuestra vista lo siguiente: 1.
A diferencia de muchos representantes de la generación posterior, que hemos denominado de “los científicos”, directamente influida por el evolucionismo spenceriano –en menor medida los seguidores del comtismo-, los ideólogos del liberalismo maduro creían que la reforma política, el establecimiento de la legalidad constitucional y la adopción de las normas democráticas, eran el punto de partida y a la vez el marco que garantizaría el desarrollo económico, el advenimiento del progreso y la civilización modernos.
Su uso puede considerarse como el puente entre los procesos descritos por la psicogénesis y su aterrizaje en la práctica lectora y escritora real de las escuelas en prácticas sociales del lenguaje, donde no hay cinco o diez alumnos conejillos de indias sometidos a experimentación, sino verdaderos leoncitos dispuestos a dar zarpazos de inteligencia a la sabiduría adulta; y más ahora, cuando la internet y la mercadotecnia están a la vuelta del rancho más distante de la “civilización”.
En vez de ello, exageraron sus propios estilos españoles, como para negar su situación provinciana. :::: La “cultura” de la civilización indígena tenía para ellos, en el mejor de los casos, un atractivo exótico”.
Pasando por la trasgresión y cambio de valores y orientación de la Toltecáyotl, a manos de los Aztecas; hasta los 289 años que duró el período colonial, en el que los pueblos de México perdieron todos sus derechos; como seres humanos, como civilización y como cultura.
Y miró también cómo bárbaramente los TEPANECAS, en gran número, se arrojaban contra el señor de TEZCOCO, sin respeto alguno para la civilización hasta entonces construida.
Alberdi y Sarmiento, por ejemplo, conferían al estado nacional la misión de promover directamente el crecimiento económico y la civilización moderna, mientras Samper y Juárez suponían que el mero funcionamiento de la legalidad democrática, la descentralización administrativa –el federalismo a ultranza de Samper aparecía como la solución universal- y la efectiva división de poderes, garantizarían por sí solos la prosperidad económica y la supresión de los privilegios.