carey


También se encuentra en: Sinónimos.

carey

(Voz caribe.)
1. s. m. ZOOLOGÍA Reptil quelonio de caparazón en forma de corazón, de color leonado y extremidades y cabeza de color pardo con los bordes amarillos.
2. Materia córnea que se extrae de la concha de este animal y que sirve para hacer cajas, peines y otros objetos de adorno o decorativos.
NOTA: Nombre científico: (Eretmochelys imbricata.)
NOTA: También se escribe: caray
NOTA: En plural: careyes

carey

 
m. zool. Tortuga marina (Eretmochelys imbricata), de cerca de un metro de largo, con el caparazón de color leonado.
Materia córnea traslúcida que se obtiene de las escamas del carey.

carey

(ka'ɾei)
sustantivo masculino
1. zoología tortuga marina El carey se encuentra en las costas orientales de América.
2. material corneo que se obtiene de la concha de esta tortuga Tengo unos lentes con armazón de carey.
Sinónimos

carey

sustantivo masculino
caray, concha.
Concha es la materia que se extrae de esta tortuga.
Traducciones

carey

želvovina

carey

martestudo

carey

karettikilpikonna

carey

écaille, karet, tortue imbriquée

carey

タイマイ

carey

bisa

carey

karetschildpad

carey

żółw szylkretowy

carey

tartaruga, tartaruga-de-pente

carey

baga

carey

sköldpadd

carey

şahin gagalı kaplumbağa

carey

, 玳瑁

carey

Кэри

carey

كاري

carey

Кери

carey

Carey

carey

קארי

carey

캐리

carey

SM
1. (= material) → tortoiseshell
2. (Zool) → turtle
Ejemplos ?
Sólo quedaba a la puerta, impasible en medio de su dolor secular, la tortuga que lagrimeaba siempre, miraba el horizonte ala muerte del día y escondíase luego en su poliédrica concha de carey, como si no quisiera saber más del mundo ni de la vida, para ella tan larga y triste.
Sobre su pelo castaño y fosco, que el sol rafagueaba de oro viejo, un manojo entero de clavelones enormes, de ese matiz indeciso que no es rojo ni rosa y que al remate de las hojas se cambia en gris argentado, se erguía provocativo, dentro del medio canalón de la peinetaza de carey.
Y mientras Berta corrió a su retrete a vestir sus más ricos brocados, se enviaron presentes al viejo de las antiparras de aros de carey, los guantes negros, la calva ilustre y del cruzado levitón.
Los barqueros indios, verdosos como antiguos bronces, asaltan la fragata por ambos costados, y del fondo de sus canoas sacan exóticas mercancías: Cocos esculpidos, abanicos de palma y bastones de carey, que muestran sonriendo como mendigos a los pa-sajeros que se apoyan sobre la borda.
-Absolutamente nada, mi querida Gladys -respon­dió la duquesa, yendo hacia la puerta-; me he divertido muchísimo; su pedicuro, no, su quiromántico es muy interesante. Flora, ¿dónde podrá estar mi abanico de carey?...
siempre rebosando; si las sencillas ninfas argentinas contigo temerosas profugaron, y el peine de carey allí escondieron, con que pulsan y sacan sones blandos en liras de cristal, de cuerdas de oro, que os envidian las deas del Parnaso; desciende ya, dejando la corona de juncos retorcidos, y dejando la banda de silvestre camalote El camalote es un conocido yerbazo, que se cría en los remansos del Paraná.
Otras veces, sin embargo, animaban aquella melancolía las barbianas que venían metiendo bulla de reíres y decires, a alquilar no sólo mantones, sino caretas de seda, abanicos pericones y peinetas de carey.
En la pupila líquida del pozo espejábanse, en años remotos, los claveles de una maceta; más la arquitectura ágil de las cabezas de dos o tres corceles, prófugos del corral; más la rama encorvada de un durazno; y en época de mayor lejanía también se retrataban en el pozo aquellas adorables señoras en que ardía la devoción católica y la brasa de Eros; suaves antepasadas, cuyo pecho lucía descotado, y que iban, con tiesura y remilgo, a entrecerrar los ojos a un palco a la zarzuela, con peinados de torre y con vertiginosas peinetas de carey.
Capítulo II Efectos prohibidos Artículo 1º: Queda prohibida la introducción en la Provincia de los efectos siguientes: herrajes de fierro para puertas y ventanas, alfajías, almidón de trigo, almas de fierro para bolas de campo y belas hechas, toda manufactura de lata ó latón, argollas de fierro y latón, argollas de fierro y bronce, azadores de fierro, arcos para calderos ó baldes, espuelas de fierro, frenos, cabezadas, riendas, coronas, lomillos, cinchas, cojinillos, sobrecinchas, maneadores, fiadores, lazos, bozales, bozalejos, rebenques y demás arreos para caballos; batidores o peines escarmenadores de talco, box ó carey...
Algunos acababan de salir de Azcuénaga y daban noticias de los nuevos presos transmitiendo mensajes, otros para inspirar confianza, gastaban anteojos de carey, y todos al entrar soslayaban el antro con rapidísimas miradas.
Rodríguez dejó, entre otras cosas, en poder de los gauchos de Güemes como rasgo de su honestidad administrativa en el gobierno de La Plata, “ varios tejos de oro, un bastón de carey con empuñadura de oro, y cuatro cajas para polvillo, de oro también ” todas estas alhajas con la marca del general español Pizarro, vejado y sacrificado en la cárcel durante su gobierno.
¿Quiere usted decir que está aquí? Recogió su abanico de carey y su chal de encaje an­tiquísimo, como preparándose a huir a la primera alarma.