careta


También se encuentra en: Sinónimos.

careta

(Derivado de cara.)
1. s. f. Máscara de cartón, plástico u otro material, que se usa para cubrir la cara se ha comprado una careta de conejo para la fiesta. antifaz, carátula
2. Pieza de alambre u otro material que se usa en algunas profesiones o deportes para protegerse el rostro.
3. Parte delantera de la cabeza del cerdo, que se sala para que se conserve durante más tiempo.
4. Simulación con que una persona oculta sus ideas, sentimientos o intenciones. disimulo
5. careta antigás La que sirve para protegerse de los efectos de los gases tóxicos.
6. quitarle la careta a alguien coloquial Desenmascararlo o descubrir cómo es en realidad.

careta

 
f. Máscara o mascarilla para cubrir la cara.
Máscara de red metálica que usan los esgrimidores.

careta

(ka'ɾeta)
sustantivo femenino
máscara que se coloca en el rostro careta de gorila
Sinónimos

careta

sustantivo femenino
máscara, antifaz, disfraz*.
Si es de tela, antifaz.
Traducciones

careta

Maske

careta

masque

careta

SFmask
quitar la careta a algnto unmask sb
careta antigásgas mask
careta de esgrimafencing mask
careta de oxígenooxygen mask

careta

f mask (esp. protective); — para soldar welding mask
Ejemplos ?
Pero, ¡ay!, que de 1840 á 1850 el velo declina, se transforma y pasa á ser una especie de careta; luego, y no hace aún muchos años, quedó en antifaz.
En trueco de caballos lleva dentro un maquinismo, a modo de reló... Y el maquinismo, ¡careta!, es lo que empuja. A su vez el Viajante, con desprecio: -Pero ¿tú no sabes que el tren va por carriles, y esta endrómena por todas las carreteras, hom?
¿Qué tiene que ver lo negro con lo blanco? -Pues a ver entonces, ¡careta!, en qué consiste. -En eso. -Y eso..., ¿qué es? -Que va, ¿estamos?, por onde se le entoja -declaró enfáticamente el tío Manuel, echando a andar en busca de su yegua.
Me estoy refiriendo concretamente a la Junta de Planificación, que anteriormente fue hecha con el propósito de intimidar y de sobornar a los arquitectos, y que a medias lo logró en algunos sectores, pues el 13 de marzo de 1955, Día del Arquitecto, se quiso dar una medalla y un homenaje al dictador por la aprobación de esa ley que es una vergüenza y que es un engendro, y que simplemente era una careta con que se trataba de acallar las voces nuestras.
Excitada la curiosidad, la acrecentó el hecho de que, abriéndose las puertas de los palcos ocupados por las singulares máscaras, apareció en cada una de ellas un criado vestido de galoneada librea, con careta de enorme nariz, portador de un cubo donde se helaban botellas de champán, y de las copas donde había de espumar la bebida.
Vía dermal (por la piel); esto ocurre cuando los brazos, las manos, la cara, el tronco, el cuello o los ojos entran en contacto con el agroquímico. Vía nasal (por la nariz); esto ocurre cuando se mezclan plaguicidas sin careta u otros elementos de seguridad.
Una especie de informe capucha, de la misma tela de la colcha cubría su cabeza, rematando el frunce en un ajado lazo de gro rojo. Una sucia careta de raso, rojo también, dejaba entrever, bajo el volante, una barba negra, rizosa.
Por eso yo me quise poner también mi careta; y para ponérmela, se me ocurrió que ella representase lo que soy, es decir, la verdad de lo que soy.
"Pues, vete, le dije, necesito a toda costa una careta, pero en cuyas facciones me vea yo mismo; es un capricho". Y el diablillo se salió de mi, para observar atentamente a todos los que pasaban, haciendo número, más o menos visible, en ese corzo cotidiano de los días vulgares, precisamente los más propios para ver disfraces curiosos, raros, llamativos, y para estudiar las diferentes deformidades que en los hombres se manifiestan al rodar por el mundo rozándose unos con otros.
Lo que por esta costa abajo hacia el poniente hay es que yendo veinte leguas de aquí hay una provincia que se dice Careta...
Yo creo a ratos que las dos grandes fuerzas de España, la que tira para atrás y la que corre hacia adelante, van dislocadas por no querer entenderse, y de esta discordia se aprovecha el ejército neutral de los ramplones para hacer su agosto; y a ratos pienso también que nuestro país no es lo que aparece, y sé me ocurre compararlo con un hombre de genio que hubiera tenido la ocurrencia de disfrazarse con careta de burro para dar a sus amigos una broma pesada.
Allí, en tropel confuso, los histriones con la careta cómica, ora al viejo lascivo remedaban o a la esclava astuta y corruptora, al pendenciero legionario, a la impura cortesana de los suburbios, al villano ebrio y al codicioso mercader, que pueblan las fábulas de Plauto y de Terencio.