canonista

(redireccionado de canonistas)

canonista

1. s. m. y f. DERECHO Abogado especializado en derecho canónico.
2. Persona que estudia cánones.

canonista

(kano'nista)
sustantivo
derecho persona especializada en derecho canónico La nueva ley está sujeta al arbitrio de varios canonistas.
Traducciones

canonista

canonista

canonista

SMcanon lawyer, expert in canon law
Ejemplos ?
El decreto papal que emitió terminó con cualquier duda entre los canonistas sobre la posibilidad de que una renuncia de un papa sea válida.
Las otras obras importantes de Durando son: Repertorium iuris canonici (Breviarium aureum), colección de citas de canonistas sobre cuestiones de controversia, a menudo publicadas junto con el Speculum.
En la Escuela de Bolonia no solo afanaron civilistas, sino que también hubo maestros en teología y glosadores canonistas que fueron los impulsores de las más importantes recopilaciones de derecho canónico.
uod omnes tangit ab omnibus approbari debet (literalmente "lo que a todos toca, todos deben aprobarlo") es un brocardo derivado de un principio del derecho romano, contenido en el Código de Justiniano e inicialmente restringido al derecho privado (en casos de tutela con múltiples tutores - Tunc etenim, sive testamentarii sive per inquisitionem dati sive legitimi sive simpliciter creati sunt, necesse est omnes suam auctoritatem praestare, ut, quod omnes similiter tangit, ab omnibus comprobetur -), pero que a partir de su reinterpretación en el derecho medieval (los canonistas de los siglos XII y XIII) se extendió a otros ámbitos, en lo que se ha considerado el inicio del derecho constitucional.
A día de hoy es miembro Correspondiente de la Real Academia de Legislación y Jurisprudencia, de la Asociación Nacional Española de Profesores de Derecho Internacional y Relaciones Internacionales y de la Asociación Nacional Española de Canonistas.
También es asesor del Secretariado para el Patrimonio Cultural de la Iglesia, de la Conferencia Episcopal Española. Pertenece al consejo de redacción de la revista Instituciones Europeas y del Boletín de la Asociación de Nacional de Canonistas.
Las colecciones de lustres fueron llamadas sistema de archivos de lustre o Lectura en Decretum, mereciendo, por tanto, la atención preferente de los canonistas en sus glosas, quienes por este motivo pasaron a ser denominados decretistas (no confundir con los decretalistas, en referencia a las Decretales de Gregorio IX).
En lo sucesivo, la cuarta de los pobres no se pagó con exactitud y los abusos o el cambio de disciplina redujeron las cosas hasta tal punto que los hospitales no subsistían más que con las limosnas de los fieles: algunos se fundaron con exención de la jurisdicción de los ordinarios y otros a título de beneficio eclesiástico y esta es la razón por la que los cánones y canonistas hablan de los hospitales, distinguiendo los que constituían verdaderos beneficios administrados en lo espiritual y temporal por eclesiásticos titulares, de los hospitales que no siendo fundados por obispos ni regidos por clérigos, eran unos establecimientos puramente seglares en los que el obispo no tiene más que el derecho de visita, como tratándose de una obra pía.
553 Como parte de sus viajes diplomáticos por encargo del rey, en 1176 acompañó a la princesa Juana a Provenza para contraer matrimonio con el rey Guillermo II de Sicilia, y al año siguiente fue a Flandes con el objetivo de tramitar algunos negocios para el rey Enrique. Canonistas como Pedro de Blois, Gerard la Pucelle y Henry Pium de Northampton frecuentaban a Richard y lo aconsejaron en más de una oportunidad sobre asuntos legales.
de que habiendo puesto edictos á la canonjía doctoral, con término de ocho meses, y repetídolos otras dos veces, no parecieron opositores por falta de canonistas; por cuanto en la Universidad de La Plata no se lee más Facultad que la de Artes y Teología, y la de Lima dista 400 leguas y no estaba sobrada de sujetos para sí ni para las doctorales del Reino, que padecían la misma falta; resolvió fundar el colegio-seminario, contiguo á la iglesia, y unas suntuosas casas arzobispales, con muchas tiendas á la plaza y calles de sus contornos, para que los Prelados tengan vivienda y con la renta de dichas casas y tiendas fundar la dotación de tres cátedras de oposición.
Las Institutiones iuris canonici fueron glosadas por los canonistas galicanos Jean Doujat (siglo XVII) y Toussaint Durand de Maillane (siglo XVIII), que también las tradujo en 1770; así como por el célebre iusnaturalista alemán Christian Thomasius (Halle, 1715-1717).
Fue estudiante, y posteriormente profesor de derecho civil y canónico en la universidad de Padua y desde 1500 catedrático en la de Bolonia, tenido por «uno de los más doctos canonistas de su tiempo».