cajear

(redireccionado de cajeadas)

cajear


Participio Pasado: cajeado
Gerundio: cajeando

Presente Indicativo
yo cajeo
tú cajeas
Ud./él/ella cajea
nosotros, -as cajeamos
vosotros, -as cajeáis
Uds./ellos/ellas cajean
Imperfecto
yo cajeaba
tú cajeabas
Ud./él/ella cajeaba
nosotros, -as cajeábamos
vosotros, -as cajeabais
Uds./ellos/ellas cajeaban
Futuro
yo cajearé
tú cajearás
Ud./él/ella cajeará
nosotros, -as cajearemos
vosotros, -as cajearéis
Uds./ellos/ellas cajearán
Pretérito
yo cajeé
tú cajeaste
Ud./él/ella cajeó
nosotros, -as cajeamos
vosotros, -as cajeasteis
Uds./ellos/ellas cajearon
Condicional
yo cajearía
tú cajearías
Ud./él/ella cajearía
nosotros, -as cajearíamos
vosotros, -as cajearíais
Uds./ellos/ellas cajearían
Imperfecto de Subjuntivo
yo cajeara
tú cajearas
Ud./él/ella cajeara
nosotros, -as cajeáramos
vosotros, -as cajearais
Uds./ellos/ellas cajearan
yo cajease
tú cajeases
Ud./él/ella cajease
nosotros, -as cajeásemos
vosotros, -as cajeaseis
Uds./ellos/ellas cajeasen
Presente de Subjuntivo
yo cajee
tú cajees
Ud./él/ella cajee
nosotros, -as cajeemos
vosotros, -as cajeéis
Uds./ellos/ellas cajeen
Futuro de Subjuntivo
yo cajeare
tú cajeares
Ud./él/ella cajeare
nosotros, -as cajeáremos
vosotros, -as cajeareis
Uds./ellos/ellas cajearen
Imperativo
cajea (tú)
cajee (Ud./él/ella)
cajead (vosotros, -as)
cajeen (Uds./ellos/ellas)
Pretérito Pluscuamperfecto
yo había cajeado
tú habías cajeado
Ud./él/ella había cajeado
nosotros, -as habíamos cajeado
vosotros, -as habíais cajeado
Uds./ellos/ellas habían cajeado
Futuro Perfecto
yo habré cajeado
tú habrás cajeado
Ud./él/ella habrá cajeado
nosotros, -as habremos cajeado
vosotros, -as habréis cajeado
Uds./ellos/ellas habrán cajeado
Pretérito Perfecto
yo he cajeado
tú has cajeado
Ud./él/ella ha cajeado
nosotros, -as hemos cajeado
vosotros, -as habéis cajeado
Uds./ellos/ellas han cajeado
Condicional Anterior
yo habría cajeado
tú habrías cajeado
Ud./él/ella habría cajeado
nosotros, -as habríamos cajeado
vosotros, -as habríais cajeado
Uds./ellos/ellas habrían cajeado
Pretérito Anterior
yo hube cajeado
tú hubiste cajeado
Ud./él/ella hubo cajeado
nosotros, -as hubimos cajeado
vosotros, -as hubísteis cajeado
Uds./ellos/ellas hubieron cajeado
Pretérito Perfecto de Subjuntivo
yo haya cajeado
tú hayas cajeado
Ud./él/ella haya cajeado
nosotros, -as hayamos cajeado
vosotros, -as hayáis cajeado
Uds./ellos/ellas hayan cajeado
Pretérito Pluscuamperfecto de Subjuntivo
yo hubiera cajeado
tú hubieras cajeado
Ud./él/ella hubiera cajeado
nosotros, -as hubiéramos cajeado
vosotros, -as hubierais cajeado
Uds./ellos/ellas hubieran cajeado
Presente Continuo
yo estoy cajeando
tú estás cajeando
Ud./él/ella está cajeando
nosotros, -as estamos cajeando
vosotros, -as estáis cajeando
Uds./ellos/ellas están cajeando
Pretérito Continuo
yo estuve cajeando
tú estuviste cajeando
Ud./él/ella estuvo cajeando
nosotros, -as estuvimos cajeando
vosotros, -as estuvisteis cajeando
Uds./ellos/ellas estuvieron cajeando
Imperfecto Continuo
yo estaba cajeando
tú estabas cajeando
Ud./él/ella estaba cajeando
nosotros, -as estábamos cajeando
vosotros, -as estabais cajeando
Uds./ellos/ellas estaban cajeando
Futuro Continuo
yo estaré cajeando
tú estarás cajeando
Ud./él/ella estará cajeando
nosotros, -as estaremos cajeando
vosotros, -as estaréis cajeando
Uds./ellos/ellas estarán cajeando
Condicional Continuo
yo estaría cajeando
tú estarías cajeando
Ud./él/ella estaría cajeando
nosotros, -as estaríamos cajeando
vosotros, -as estaríais cajeando
Uds./ellos/ellas estarían cajeando
Traducciones

cajear

VT (Andes, CAm) → to beat up
Ejemplos ?
En el primer tramo, a ambos lados de la nave, hay unos arcos platerescos de dibujo muy sencillo; éstos se encuentran enmarcados por pilastras cajeadas, con sus capiteles adornados con grutescos, y en sus enjutas aparecen flores aveneradas, espejos y otros motivos renacientes.
Sobre un basamento de tipo pedestal descansan dos pilastras cajeadas que se repiten en serie superponiéndose en profundidad y sobre ellas aparece un muy movido frontón partido, cargado de agitadas molduras.
La portada, tipo retablo, está planteada en un cuerpo, que comporta el acceso efectivo entre pilastras cajeadas y bajo un arco de medio punto, así como un ático con hornacina, dispuesto para albergar las esculturas de los santos titulares.
Consta e planta baja, a la que se abren tres arcos carpaneles y piso principal en el que sobresale la ventana noble con molduras de orejeras entre dobles pilastras cajeadas, muy simplificada en cuanto a su orden.
Dos pilastras cajeadas enmarcan la portada, sobre la que corre un friso decorativo de rosáceas y un balcón, que da paso al escudo de los Miranda con la corona del marquesado de Valdecarzana.
Consta de una sola nave de dos tramos y cabecera recta, con remate en moldura de gola, pequeña sacristía y torre a los pies añadida en 1861. Destaca la portada, de línea clásica, con pilastras cajeadas formando casetones que se prolongan por la imposta.
Su composición es muy sencilla; se reduce a un arco de medio punto, enmarcado por unas pilastras cajeadas y por un amplio entablamento que termina en un frontón triangular.
El templo responde a las características estilísticas del mudéjar de tendencia renacentista, cronológicamente puede datarse entre finales del siglo XVI y principios del siglo XVII. La iglesia conserva un sencillo púlpito de yesería de planta octogonal, decorado con molduras cajeadas del siglo XVI.
Pertenece estéticamente al Barroco y consta de frontón curvo partido sostenido mediante pilastras cajeadas que enmarcan un vano adintelado guarnecido por gruesas molduras y decorado con placas.
Su fachada de cantería ofrece portada de medio punto entre pilastras cajeadas toscanas y remate con arquitrabe, friso liso y frontón triangular inscrito en hastial diédrico con un reducido óculo en el vértice.
Sobre el eje longitudinal tiene adheridos dos cuerpos: pórtico de acceso con tres arcos de medio punto adosado a los pies y un cuerpo de dos plantas anexo a la cabecera. La decoración interior se lleva a cabo con pilastras cajeadas con capiteles tipo toscano.
En el primer cuerpo, dos pares de pilastras cajeadas y unas hornacinas en los entrepaños flanquean la puerta, que es de arco de medio punto con elaborada molduración, como se puede ver en la manera tan acertada de interrumpir la arquivolta antes de que llegue a la imposta.