Ejemplos ?
XI No quisiera morir, pero el adiós es cierto; adiós a las envidias brutas de pequeños renacuajos políticos de los tormentos; adiós a los rencores mustios, ¡altaneros!, de simplemente cuidapuertas cancerberos; adiós a puñetas morales de gobiernos que luego de pecar se visten de paperos; adiós a los ilusos; adiós los perversos; adiós a los mostrados; adiós encubiertos; adiós los pródigos; adiós los avarientos, agiotistas de su propia caca… hambrientos; adiós a la fealdad; adiós todo lo bello; adiós a lo vital y adiós, adiós lo yerto.
Los que amáis el valor y el ardimiento, y despreciáis toda alma humilde y flaca, vedle tras tanto y tanto sufrimiento arrojado en la jaula de una urraca, y a millones de piojos dar sustento, y, por yerba, pisar inmunda caca; vedle, por fin, con noble continente dando la vida sin doblar la frente.
Dizen que Paria Caca rrespondió que ya no abía lugar de hablar ni gouernar porque los hombres que llaman Uira Cocha abían de gouernar y traer un señor muy grande en su tienpo o después cin falta.
Dio por libre a los ýdolos mayores Paria Caca y a Caruancho Uallollo; Paucar Colla, Puquina, Quichi Calla, Coro Pona, Saua Ciray, Pito Ciray, Carua Raso, Ayza Bilca y el sol y la luna.
Y para ello hazía juntar quinientos niños de todo el rreyno y sacrificaua en el tenplo de Curi Cancha, que todas las paredes alto y bajo estaua uarnecida de oro finícimo y en lo alto del techo estaua ÍDOLO I VACAS de los Chinchay Suyo que tenían los prencipales del Uarco, Pacha Camac, Aysa Uilca: Sacrificauan con criaturas de cinco años y con colores y algodones y tupa coca y fruta y chicha. Y los yndios Yauyos al ýdolo de Paria Caca sacrificauan con chicha y mollo y uaccri zanco y comidas y conejos.
Y dicho esto, teniéndome siempre de bruces y con los calzones bajados, se menea la verga, se agita, se echa sobre mi espalda y lanza su eyaculación sobre el paquete de caca, mientras hunde su lengua en mi boca.
EL QVARTO CASTIGO: Castigo de donzellas y de donzeles, los castigos que hazía para que se guardasen el bien y onrra de la donzel y donzella deste rreyno y pulicía y buena justicia y gouierno: Y ancí los dichos forzadores de las mugeres donzellas o forzadores de las mugeres a los donzeles y ancí en aquel tienpo se castigaua ci se consentieron los dos, el hombre y la muger. Sentencian a muerte, colgado bibo de los cauellos de una peña llamado arauay o de Antaca Cacaca o de Yauar Caca.
Por eso le nombró capac; que dezir ynga es común, no es rrey, cino capac apo quiere dezir rrey. Y ací fue primero el Ynga Mango Capac, el segundo, Anta ynga, Caca Guaroc ynga, Quiuar ynga, Masca ynga, Tanbo ynga (?).
Que el Ynga tenía citios y lugares deste rreyno señalado para el castigo de los malos en peñasgos y serros y rríos y lagunas y cárzeles y preciones llamados Uatay Uaei, Zancay y Pinas Runa Uanochinan, Yauar Caca, Anta Caca, Arauay, Uinpillay, Ancas Cocha, Muyoc Hatun Yaco.
Mientras tanto, se extasía, mi puño apenas bastaba para hacer surgir los chorros de semen que pierde; sigo meneándosela, termino de cagar, nuestro hombre se encuentra en el séptimo cielo y dejo satisfecho de mí a quien por lo menos tiene la amabilidad de hacer decir a la Fournier que le mande otra muchacha al día siguiente. El que sigue, con más o menos los mismos episodios, añadía el de conservar la caca en la boca más rato.
Echauan a la laguna de Poquina y lo consumían. A la uaca de Titi Caca sacrificauan con mucho oro y plata y bestidos y con beynte niños de dos años.
Noviembre aquí está y el día de los muertos su ofrenda tendrá. XXV Flaca la calaca la calaca flaca como nada come ya no hace ni caca.