caballeresco


También se encuentra en: Sinónimos.

caballeresco, a

1. adj. Que es propio de caballeros modales caballerescos. cortés
2. HISTORIA De la caballería medieval torneo caballeresco.
3. LITERATURA Se refiere al libro o composición que narra las aventuras de los caballeros andantes novela caballeresca; romance caballeresco.

caballeresco, -ca

 
adj. Propio de caballero.
Perteneciente o relativo a la caballería medieval.
Díc. del libro y composición que narra las empresas de los caballeros andantes.

caballeresco, -ca

(kaβaλe'ɾesko, -ka)
abreviación
1. historia relacionado con la caballería medieval luchas caballerescas, torneo caballeresco
2. literatura que cuenta aventuras de caballeros andantes novelas caballerescas
3. que tiene modales propios de los caballeros La atraparon sus modales caballerescos.
Traducciones

caballeresco

chivalric, noble

caballeresco

cavalleresco

caballeresco

侠义

caballeresco

俠義

caballeresco

ADJ
1. (Hist) → knightly, chivalric
literatura caballerescachivalresque literature, books of chivalry
orden caballerescaorder of chivalry
2. [sentimiento] → fine, noble; [carácter] → gentlemanly, noble; [conducta] → chivalrous
Ejemplos ?
Echó por encima del santo temor de Dios, de la devoción mística y piadosa, del ardor caballeresco y la tímida melancolía del buen burgués, el jarro de agua helada de sus cálculos egoístas.
Pero lo importante es que usted, aunque sea a regañadientes, reconozca la realidad de las influencias que han obrado sobre el espíritu originario de España; porque hay quien lleva su exclusivismo hasta a negarlas; quien cree ya extirpadas las raíces del paganismo, y quien afirma que los árabes pasaron sin dejar huella; sueñan que somos una nación cristiana, cuando el cristianismo en España, como en Europa, no ha llegado todavía a moderar ni el régimen de fuerza en que vivimos, heredado de Roma, ni el espíritu caballeresco que se formó durante la Edad Media, en las luchas por la religión.
La orden impartida por el Dictador, fue en el acto trasmitida al Prefecto del Callao, capitán de navío Astete, marino valeroso, caballeresco y hombre de acción que en aquellas horas de desastre reveló cualidades superiores.
Y sacando Sucre del bolsillo su librito de memorias, arrancó una página y escribió sobre ella con lápiz: Tal fue el santo, seña y contraseña del ejército patriota al romperse los fuegos en el campo de Ayacucho. = La batalla de Ayacucho tuvo, al iniciarse, todos los caracteres de un caballeresco torneo.
Míster Spenlow me respondió que me aconsejaba que desechara de mi espíritu semejante pensamiento, que no era digno de mi carácter caballeresco; pero que le gustaría saber de qué mejoras creía yo susceptible al sistema del Tribunal.
El Caballero es, por lo demás, linda comedia; un carácter verdaderamente caballeresco...
Con gracejo para mí sin igual contábame las famosas aventuras de Pedro Rimales -Urde, que llaman ahora-, que me hacían desternillar de risa; transportábame a la "Tierra de Irasynovolverás", siguiendo al ave misteriosa de "la pluma de los siete colores", y me embelesaba con las estupendas proezas del "patojito", que yo tomaba por otras tantas realidades, no menos que con el cuento de "Sebastián de las Gracias", personaje caballeresco entre el pueblo, quien lo mismo echa una trova por lo fino, al compás de acordada guitarra que empunta alguno al otro mundo de un tajo, y cuya narración tiene el encanto de llevar los versos con todo y tonada, lo cual no puede variarse so pena de quedar la cosa sin autenticidad.
Acaso entonces nos dejase una hermosa memoria aquel capitán de bandoleros con aliento caballeresco, porque parecía nacido para ilustrar su nombre en las Indias saqueando ciudades, violando princesas y esclavizando emperadores.
Y, sin vacilar, apoyado en un palo, sintiendo un impulso caballeresco -él no era un gañán, en su puerta había un escudo-, tomó el camino del monasterio y se presentó al oficial, diciendo con sencillez: -Yo fui quien disparó sobre el comandante de la columna.
Robaba siempre en grande, es decir, a los ricos, lo cual atraíale secreta popularidad que fomentaba tal cual rasgo caballeresco en sus aventuras de pillaje o de sangre.
Estas ideas, por otra parte, eran muy naturales y propias en la juventud distinguida de su época, pues aún estaba en pie el caballeresco edificio que levantó Enrique I de Alemania, y que aún no había derribado con su implacable pluma, el más grande y singular de los satíricos.
Más tarde lo irregular de su conducta dio motivo para que se le recibiese con tibieza, como si dijéramos a más no poder; y tales serían los desaires con que alguna hija de buen solar lo abrumara en un sarao, que despechado el mancebo, echose a escribir un libro con el nada caballeresco propósito de bajar el copete a encopetada familia, poniéndola como diz que Dios puso al perico: verde y en estaca.