Ejemplos ?
79 Enseguida argumentaron: ...es cierto que el peso estaba algo sobrevaluado y que el déficit en cuenta corriente era demasiado grande para estar cómodo.
El tiempo apremiaba; decidí resguardarme bajo el tejadillo de un portal desde donde me sería más cómodo parar algún coche de caballos.
La primera noche hubo de dormir sobre un montón de heno, en pleno campo; otro lecho no había. Pero era muy cómodo, pensó; el propio Rey no estaría mejor.
-Güeno -exclamó el Petaquero, sentándose a la sombra de un nogal, en tanto Joseíto elegía sitio también cómodo junto a él, y los caballos despuntaban algunos tiernos matujos-, vamos a ver pa qué es pa lo que necesitas tú de mi presona gitana.
—dice, por fin, el patrón, dirigiéndose al pasajero de la toldilla y señalando un árbol gigante— Bajo ese palo puede usted almorzar cómodo y echar su buena siestecita».
De pronto, Nahum le preguntó si la leña que había traído su hijo lo hacía sentirse más cómodo, y entonces Ammi se dio cuenta de lo que había ocurrido.
Preguntando que para ir a la Ciudad de Puerto Viejo que yendo parte de a caballo será mejor ir por el Paso de Guaynacaba o por Daule o por donde habrá mejor de comer, dijo que por el paso de Guaynacaba se podía ir porque por Daule se han de atravesar ríos y esteros que en tiempo de verano son dificultosos de pasar, y que lo más poblado y más cómodo es por el paso de Guaynacaba y que esto le parece.
De este negro castillo abandonado En cómodo y recóndito aposento Triste y opacamente iluminado Con la luz amarilla De escasa y embozada lamparilla, Vino á esconder su amor á otro robado La que antes fué condesa de Castilla.
El joven Blake volvió a Providence en el invierno de 1934-35, y alquiló el piso superior de una venerable residencia situada frente a una plaza cubierta de césped, cerca de College Street, en lo alto de la gran colina -College Hill- inmediata al campus de la Brown University, a espaldas de la Biblioteca John Hay. Era un sitio cómodo y fascinante, con un jardín remansado, lleno de gatos lustrosos que tomaban el sol pacíficamente.
De pronto, Nahum le preguntó si la leña que habla traído su hijo le hacía sentirse más cómodo, y entonces Ammi se dio cuenta de lo que había ocurrido.
El único animal que explora más allá de su entorno nativo, lo constituye el ser humano; su afán de explorar y comprender para mejorar el entorno natural y social y hacerlo más cómodo o pertinente, siempre lo ha distinguido en todos los tiempos.
Con esta fórmula que estamos implementando y con este diseño maravilloso, muy cómodo, el costo de producción es de 170.500 bolívares fuertes, con la fuerza de trabajo de la comunidad, trabajadores y trabajadoras del pueblo, fórmulas de la participación popular, con la corresponsabilidad y el principio de la conciencia del deber social.