bujía

(redireccionado de bujías)
También se encuentra en: Sinónimos.

bujía

(De Bugia, nombre de una ciudad africana.)
1. s. f. MECÁNICA Pieza del motor de explosión donde salta la chispa eléctrica que inflama la mezcla gaseosa.
2. Vela de cera blanca, de estearina o de alguna grasa vegetal. candela
3. Candelero donde se coloca esta vela.

bujía

 
f. Vela de cera blanca o estearina.
Candelero en que se pone.
ingen. mecán. En los motores de explosión, dispositivo formado por un cuerpo de acero, aislado, en cuyo extremo se hallan los electrodos, conectados a la masa y al distribuidor de encendido, entre los que salta la chispa que inicia la combustión.

bujía

(bu'xia)
sustantivo femenino
1. automóbiles pieza del motor que genera la chispa en los cilindros Hay que cambiarle las bujías al automóvil.
2. vela de cera blanca o de alguna sustancia grasa bujía de estearina
3. candelero en que se coloca la vela una bujía de tres brazos
4. unidad de medida de la intensidad de la luz una lámpara de 15 bujías
Sinónimos

bujía

sustantivo femenino

bujía:

velacandela, hacha, blandón, candelabro, cirio,
Traducciones

bujía

vonkprop

bujía

свещ

bujía

svíčka

bujía

tændrør

bujía

kandelo

bujía

sytytystulppa, kynttilä

bujía

bougie

bujía

נר

bujía

busi, lilin

bujía

ろうそく, 点火プラグ, スパークプラグ

bujía

žvakė

bujía

bougie, kaars

bujía

tennplugg

bujía

sveča

bujía

свећа

bujía

tändstift, ljus

bujía

свічка

bujía

svjećica

bujía

점화 플러그

bujía

หัวเทียนไฟเครื่องยนต์

bujía

buji

bujía

buji

bujía

火花塞

bujía

SF
1. (Aut) → spark plug
2. (Elec) → candle power
3. (anticuado) (= vela) → candle; (= candelero) → candlestick
4. (CAm) (= bombilla) → light bulb
Ejemplos ?
Comenzó la partida bajo la discreta luz de las bujías eléctricas en el confortable silencio de las mullidas alfombras y los cortinajes espesos.
Arrebatado de rabia, rompí de un puñetazo el vidrio que cerraba la ventana, y pasé del retrete a las ramas de un coposo chirimoyo, cuya cima elevándose sobre los árboles del jardín mostrome la galería alumbrada por un lustro cargado de rosadas bujías; y por entre los festones de madreselva en flor, una mesa primorosamente servida, y a la condesa, que, en medio a un cortejo de jóvenes acicalados, hacía los honores de la cena.
III - El secreto En un oscuro aposento que solamente alumbraban las luces de dos bujías en candeleros de plata, donde tiene su despacho el augusto rey de España, y donde a pocas personas se les permite la entrada, a su secretario Pérez Felipe segundo aguarda, pues que llegó a conocerlo al atravesar la plaza.
En un camarín pequeño, vestido con pabellones de berberiscos damascos y una alfombra de colores, junto a un cuadrado bufete, que rico tapete esconde de carmesí terciopelo con franjas de oro y borlones, enfrente de un oratorio de concha, nácar y bronces, donde la imagen brillaba del Redentor de los hombres, y a la luz de dos bujías, de aquel breve cielo soles, que en candeleros de oro daban vivos resplandores, sentada en la regia silla, con la presencia más noble que jamás tuvo matrona, que jamás respetó el orbe, doña Isabel, la gran reina de Castilla y León, mostrose a los admirados ojos del genovés sabio y pobre.
Luego, los eunucos, para no dilatar con su presencia la voluptuosidad de su señora, se retiran. La dulce luz de las bujías reemplazaba con blanca claridad las tinieblas.
Preparado tal vez en copa de oro, y servido a la luz de mil bujías; que el universo juzga que un tesoro basta para dar penas y alegrías.
Las colgaduras eran de cuero dorado de Córdoba, y una pesada lámpara dorada colgaba del techo blanco y negro, con suficientes brazos como para sostener trescientas bujías.
Azúcar " 0,90 2,10 Bacalao Seco " 1,50 4,00 Buey " 2,50 3,50 Sardina fresca " 1,50 2,00 Ternera " 3,00 3,50 Atún " 2,00 3,50 Tocino " 2,75 4,50 Pan " 0,45 0,60 Bujías 2,00 4,00 Judías secas " 0,75 0,90 Carbón encina " 0,25 0,30 Judías verdes " 0,60 1,00 Huevos Docena 2,40 3,50 Tomates Kg.
El recogimiento era amoroso y tentador. Oscilaba la luz de las bujías, y las sombras danzaban sobre los muros. Allá en el fondo tenebroso del corredor, el reloj de cuco, que acordaba el tiempo de los virreyes, dio las doce.
De brindis y carcajadas estrepitoso rumor Se levanta de don Bustos en un inmenso salón. Alúmbranle mil bujías suspensas en derredor, entre guirnaldas de flores que hábil mano entrelazó!
Después don Serafín, que era servicial y mañero, encendía las bujías, no sin arreglar antes el pabilo con maciza despabiladera de plata, y hasta las diez y media se disputaban los cuatro unos centimillos.
Llorad sobre los ricos, cuyas fiestas brillan al resplandor de mil bujías, deslizan en caricias deshonestas, y culpan las auroras de los días que dan fin a la lúbrica esperanza, cuando saltan las risas y placeres, cuando con más fervor hierve la danza, y la loca pasión en las mujeres.