brocado


Búsquedas relacionadas con brocado: bocado

brocado

(Del ital. broccato.)
1. s. m. TEXTIL Tela de seda entretejida con hilos de oro o de plata, formando dibujos que parecen bordados el torero vestía un traje de brocado y verde.
2. TEXTIL Tela fuerte de seda con dibujos de distinto color al del fondo.
3. ARTES DECORATIVAS Guadamecí, cuero con dibujos dorados o plateados.

brocado

 
m. Tela de seda entretejida con oro o plata.
Tejido fuerte, de seda, con dibujos de distinto color que el del fondo.

brocado

(bɾo'kaðo)
sustantivo masculino
tela de seda entretejida con hilos de oro y plata La novia eligió un brocado de seda para su vestido.
Traducciones

brocado

парча

brocado

brocade

brocado

brocatto

brocado

Brokat

brocado

Brokát

brocado

Brocade

brocado

SMbrocade
Ejemplos ?
Un manuscrito precioso con las oraciones santas, ornatos de miniatura, y de oro y marfil las tapas, colocado se veía sobre un atril, que formaban de un ángel mal esculpido, aunque con primor, las alas; y de brocado de oro en el suelo una almohada, mostrando, por medio hundida, de dos rodillas la marca.
Sonrió tristemente a su hermana cuan­do pasó a su lado del brazo de lord Plymdale, preciosa con su vestido de brocado rosa y sus perlas, y casi no oyó a lady Windermere, que le invitaba a seguirla.
LXI Desmentido altamente del brocado, vínculo de prolijos leños ata el palacio real con el sagrado templo, erección gloriosa de no ingrata memoria al duque, donde abreviado el Jordán sacro en márgenes de plata dispensó ya el que, digno de tiara, de la fe es nuestra vigilante vara.
Sobre la repisa de la chimenea, en­marcada con un brocado antiguo finísimo, había un gran retrato de Sybil Merton, tal como la vio por primera vez en el baile de lady Noel.
Que la traiga abrigada; hoy es un día fresco. Pocos minutos tardó en menearse el cortinaje de brocado crema sobre fondo azul y en oírse un tlin...
Delicado faldellín Se desprende hasta su pie Prisionero de un chapín Que guarnecido se ve De perlas de Comorín. La marlota es de brocado Con galana pedrería Y el apretador leonado De costosa arjentería Cada extremo recamado.
12 Y las hijas de Tiro vendrán con presente; Implorarán tu favor los ricos del pueblo. 13 Toda ilustre es de dentro la hija del rey: De brocado de oro es su vestido.
Estos vestidos de brocado, tan hermosos, que llevamos, nos han sido dados a cambio de la aspereza de las túnicas que llevábamos pacientemente en la vida religiosa; y la gloriosa claridad en que nos ves envueltos nos ha sido dada por Dios como premio a la penitencia humilde y a la santa pobreza, obediencia y castidad que hemos guardado hasta el fin.
Nada de brocado, de malla, de cota, de pacete; al revés, calzón corto, zapato con argénteas hebillas, medias de seda, casacón antiguo, sombrero apuntado, distinguían a los católicos de los mahometanos.
Mas don Álvaro de Luna, Cabalgador y bracero, Cuya privanza y fortuna Siendo novel caballero No iguala persona alguna, No sigue al Rey cual solía; No por perder su favor, Sino que por alegría Quiso ser mantenedor De la justa de este día. Es de ver aquel estrado Con graciosos miradores Do la reina se ha sentado Sobre paños de brocado Para respirar amores.
Con marlota de brocado De labores muy galanas En oro y en pedrería Se dejó ver la sultana: En el jazmín de su frente Pura rosa se desmaya Y tiene en medio un rubí Que de noche es una llama.
Una inmensa toldería de toda clase de telas y colores, desde el oscuro pelo del camello árabe hasta el brocado rojo de la China, se extendía en líneas paralelas a otras, de elegantes construcciones de madera, formando calles interminables, que llenaba un pueblo mixto, turbulento, agitado, cuyo susurro se componía de todos los idiomas de la tierra; desde la sonora lengua de Cervantes, hasta el desapacible cacareo de los macaos; desde el purísimo galo de la Turena hasta el salvaje gruñido del apache.