borrascoso

(redireccionado de borrascosa)
También se encuentra en: Sinónimos.
Búsquedas relacionadas con borrascosa: borrasca

borrascoso, a

1. adj. METEOROLOGÍA Se refiere al tiempo, viento o nube que produce o amenaza borrasca esta región es de clima borrascoso.
2. Se aplica a la vida o comportamiento que es desordenado o libertino diversión borrascosa. desenfrenado
3. Que implica violencia o agitación vivieron una época borrascosa. accidentado

borrascoso, -sa

 
adj. Que causa borrascas: tiempo b.
fig.Desordenado, desenfrenado.
Díc. de un movimiento histórico o político, época, etc., agitado, violento.

borrascoso, -sa

(boras'koso, -sa)
abreviación
1. meteorología apacible que es tempestuoso clima borrascoso
2. moderado que es desenfrenado o desordenado vida borrascosa.
Sinónimos

borrascoso

, borrascosa

borrascoso:

durocomplicado, arriesgado, azaroso, difícil,
Traducciones

borrascoso

stormy, wild, gusty, squally

borrascoso

ADJ
1. [tiempo] → stormy; [viento] → squally, gusty
2. (= problemático) → stormy, tempestuous
Ejemplos ?
Carta XXIII La filosofía, fuente de las verdaderas joyas ¿Te crees que te escribiré con cuanta benignidad nos ha tratado este invierno, temperado y breve, así como ha sido borrascosa la primavera y tardó el frío, y de otras futilidades de gente palabrera?
Cuando de la vida mía, Ahora ya tan borrascosa, Pero entonces tan serena, Comenzó a rayar la aurora, Mil grandiosas esperanzas Eran mi existencia toda Que el ánimo me exaltaban Entre ilusiones hermosas, La libertad y la patria Con la luz que las corona, La beldad con sus encantos, Con sus laureles la gloria, Númenes fueron celestes Que mi alma nueva y fogosa, Postrada ante sus altares, Adoraba a todas horas.
Se llora con el placer, Se llora con el pesar, Con el recuerdo de ayer, Y mañana hay que llorar Si nos ama una mujer. Tú, velado a la tormenta De borrascosa pasión, No sabes cómo se aumenta, Cómo inflamada revienta La pena en el corazón.
Dos días después hizo una grande y borrascosa tempestad, de suerte que los navíos se separaron largamente; el grande navío, donde los piratas estaban, fue a dar a Campeche, al cual vinieron muchos mercaderes para saludar y dar la bien llegada al capitán, en cuyo tiempo conocieron al pirata Portugués, como quien había hecho excesivas insolencias sobre las costas de aquel distrito; tanto infinitas muertes y robos cuanto numerosos incendios, de los cuales los de Campeche tenían muy fresca la memoria.
Ella en silencio le mira, y las lágrimas le borra que de amor y de esperanza de los párpados le brotan. Él los labios encendidos, la mirada borrascosa, que aun turba el licor ardiente cuyos vapores le embotan.
A las señoras de Vinet y Chargebœuf, a Vinet y al coronel, se sumaban algunas veces en el salón el señor Cournant y su esposa y el médico Neraud, un hombre cuya juventud había sido borrascosa, pero que tomaba la vida en serio; decíase de él que se había dado al estudio y, según los liberales, valía más que el señor Martener.
Al verlos inmóviles, desafiándose en silencio con la mirada y decididos ambos a no abandonar el guante que acababan de levantar del suelo, la dama dejó escapar un grito leve e involuntario, que ahogó el murmullo de los asombrados espectadores, los cuales presentían una escena borrascosa que en el alcázar, y en presencia del rey, podría calificarse de un horrible desacato.
Escondidos en las selvas, toda la noche observamos con espanto aquellos horrendos prodigios, sin discurrir cuál podía ser la causa del estruendo que oíamos, pues ni aparecían los astros, ni iluminaba el firmamento la menor claridad, antes todo era nieblas en el oscuro cielo, y una borrascosa noche envolvía en sus sombras a la luna.
En cuanto al pueblo, para no ser menos que la gente de posición, armaba jarana hasta el alba alrededor de la pila de la plaza. Allí las parejas de descoyuntaban bailando zamacueca, pero zamacueca borrascosa, de esa que hace falta resucitar muertos.
Y a fe que lo encontró en el amor de una griega, bella como Aspasia, que se unió a su destino y le dio horas de una felicidad desconocida hasta entonces para él en su vida borrascosa de marino.
De todos los pueblos que caen al otro lado de la Cruz, el hebreo es el único que tuvo una noticia cierta de Dios; el solo que adivinó la dignidad de la mujer y el único que puso siempre a salvo su libertad en los grandes azares de su existencia borrascosa.
Mas tales sentimientos, tales ideas de lo que llamaba él el buen sentido religioso, no le calentaban el corazón, como en su juventud borrascosa, borrascosa por dentro, se lo calentaban hasta abrasarlo loe relámpagos de la fe poética, expectante, personal, originalísima, que brillaba a veces entre las tinieblas de sus dudas y negaciones.