borgoñés

(redireccionado de borgoñesa)

borgoñés -ñesa

 
adj. Borgoñón.
Ejemplos ?
Los dos primeros propios, los restantes, populares de España, a una, dos y tres voces.1966. Txiruli, Tapatán Popular borgoñesa. Armonización a tres voces.
El rey establecía grados de distinción y de valor de pago de tenencia, por escrito, costumbre imitada por la borgoñesa Casa Ducal de Braganza para con sus fidalgos antes de subir al trono en 1640.
El último duque de Güeldres independiente fue el hijo de Adolfo, Carlos de Egmond (1467–1538, r1492–1538), quien fue elevado en la corte borgoñesa de Carlos el Calvo y luchó para la Casa de Habsburgo, en batallas contra los ejércitos de Carlos VIII de Francia, hasta ser capturado en la batalla de Béthune (1487) durante la Guerra del bien público (también conocida como "guerra loca").
En sus estudios de la cultura cortesana Francesa y Borgoñesa, Johan Huizinga hace notar que "al final de la Edad Media, una melancolía sombría pesaba sobre las almas de las personas." En las crónicas, poemas, sermones, incluso en documentos legales, una inmensa tristeza, una nota de desesperación y un sentido de moda del sufrimiento y la delicuescencia en la proximidad del fin de los tiempos, baña a poetas de la corte y a cronistas por igual: Huizinga cita casos en las baladas de Eustache Deschamps, variaciones monótonas y melancólicas de la misma temática triste", así como en el prólogo a su crónica de Borgoña de Georges Chastellain, y en la poesía a finales del siglo XV de Jean Meschinot.
Antes de morir, había expresado su voluntad de ser inhumado en Sarrians, cerca de Carpentras en el convento en construcción en la villa donada a la abadía borgoñesa.
Entre ellos está Martínez en apostura bizarra, calzadas espuelas de oro, valona de encaje blanca, bigote a la borgoñesa, melena desmelenada, el sombrero guarnecido con cuatro lazos de plata, un pie delante del otro, y el puño en el de la espada.
La vanguardia borgoñesa, al mando de Adolfo de Cleves, señor de Ravenstein, se adentró en las tierras de Lieja a sangre y espada.
Nacido en la ciudad borgoñesa de Namur y miembro de una familia noble, Grimón pasó a la península Ibérica hacia 1476 para servir como mercenario con su espingarda a los Reyes Católicos en sus guerras contra los musulmanes.
Carlos perdió sólo ochocientos hombres. Con la victoria borgoñesa la ciudad de Saint-Trond perdió toda esperanza de ser rescatada.
Bodontisa fue la posesión franca más septentrional en Grecia durante ese momento. Fue sucedido por Ubertino, su hijo con la borgoñesa Sibila, una prima de Guido I de Atenas.
Debido a su pertenencia a la herencia borgoñesa, entre otros aspectos, el pueblo se localizó en el núcleo de las Guerras de Flandes, entre los insurgentes protestantes holandeses y la Corona de España allá por los siglos XVI y XVII.
Tiene varias pinturas, entre las que destaca el lienzo “Las Bodas Místicas de Santa Catalina” que aun siendo de autor desconocido, se atribuye a la escuela borgoñesa.