Ejemplos ?
Visión por Hayy de la esfera de la Luna Finalmente, llegó en sus reflexiones al mundo de la generación y de la corrupción, compuesto por todo lo que hay dentro de la esfera de la luna, y vio que tenía una esencia exenta de materia, que no era ninguna de las que antes había visto, ni tampoco cosa distinta de ellas; que esta esencia tiene setenta mil caras, cada cara con setenta mil bocas, cada boca con setenta mil lenguas, que alaban, bendicen y glorifican sin tregua a la esencia del Uno, de la Verdad.
Desándanse edades; recuérdanse las generaciones pasadas; cada cual conmemora todas y cada una de las Nochebuenas de su vida; éste refiere el peligro en que se encontró tal o cual 24 de diciembre; aquél la amarga soledad en que pasó alguna vez aquellas solemnes horas, a la presente tan felices; cantan los niños sencillas y tiernas coplas; ríen los padres tristes, y hablan los taciturnos, bendicen a Dios las mujeres abandonadas...
El Cid del Cantar jamás piensa en tal cosa, pelea con ellos para ganarse el pan (verso 673), y al no poder venderlos considera que nada gana con descabezarlos (versos 619-620). Así es que le bendicen y tiene entre ellos á su gran amigo « natural », Avegalvón.
"Entonces, dice un sabio español, los pueblos, como los individuos, bendicen la mano que los hace felices, y es indudable que el amor de los vasallos es la base más sólida del trono.
Porque su Niño, siendo inocente, sufrió el castigo de los malvados; porque está rota su santa vida; porque sus brazos ya no se mueven, ya no bendicen, y ya no siembran sin un descanso el pan sublime de las verdades que lo divino puso en lo humano.
De las tres significaciones que tenían las profecías de los profetas, las cuales unas veces se refieren a la Jerusalén terrena, otras a la celestial y otras a las dos Así como aquellos divinos oráculos y otras cualesquiera señales o dichos proféticos que se hicieron hasta aquí en la Sagrada Escritura a Abraham, Isaac y Jacob, así también las demás profecías que hubo en adelante desde este tiempo de los reyes, parte pertenecen a los hijos carnales de Abraham y parte a aquella su descendencia, en quien se bendicen todas las naciones que son coherederas de Cristo...
Los descendientes de los matrimonios que dotó y celebró el cura Moreno bendicen la memoria de Pedro Moreira el Chiro y de Juana María Valladolid la Collota.
Los borrachos bendicen siempre al padre Noé, que plantó las viñas, y no tienen una palabra de gratitud para Carabantes, que fue el Noé de nuestra patria.
Se habla mal de ellos, y aún así son reivindicados. Son escarnecidos, y ellos bendicen; son insultados, y ellos respetan. Al hacer lo bueno son castigados como malhechores; siendo castigados se regocijan, como si con ello se les reavivara.
Son vanos los esfuerzos, las locas convulsiones que opone el moribundo, luchando con ardor; que al siglo que amanece bendicen las naciones cual astro de esperanzas, de gloria precursor.
Los naturales porción nobilísíma de este estado respiran y ven el fin de su abatimiento en el principio de su libertad civil; estan perfectamento impuestos de la causa, y bendicen al nuevo gobierno.
Digo que a este nuestro Señor Jesucristo los mismos judíos, aunque equivocados, sin embargo, mientras cantan y blasonan la ley y los profetas le bendicen, esto es, verdaderamente le proclaman, imaginando que bendicen a otro, a quien por equivocación o engaño esperan.