astro


También se encuentra en: Sinónimos.

astro

(Del lat. astrum < gr. astron.)
1. s. m. ASTRONOMÍA Cualquier cuerpo celeste que está en el espacio el sol, las estrellas, los planetas y los cometas son astros.
2. Persona sobresaliente es un astro del cine. estrella

astro

 
m. astron. Cualquiera de los innumerables cuerpos celestes que pueblan el firmamento.
fig.Persona que se distingue por su mérito o cualidades.

-astro -astra

 
Sufijos, de algunos nombres latinos como hijastro, y en derivados españoles, como camastro, pilastra. En gral. se usa como despectivo.

astro

('astɾo)
sustantivo masculino
1. cualquier cuerpo celeste del firmamento con una forma concreta Los astros del sistema solar giran alrededor del sol.
2. individuo que se distingue sobre los demás en su actividad Es un astro del fútbol.
Sinónimos

astro

sustantivo masculino

astro:

figurapersonaje, divo,
Traducciones

astro

astre

astro

Gestirn

astro

astro

astro

astro

astro

Astro

astro

Astro

astro

아스트로

astro

Astro

astro

SM
1. (Astron) → star, heavenly body
el astro Reythe sun
2. (Cine) → star
Ejemplos ?
Yo, remolcando en mi barquilla débil la indolente fortuna del poeta, sin envidiar el astro del profeta cantando alegre por la mar iré.
La flor cierra los labios: calla el mundo, en luz se rompe en lo infinito el astro; y del negro horizonte en lo profundo, sube la niebla en olas de alabastro.
Todos recuerdan a Duncan Wyoming, el extraordinario actor que, comenzando su carrera al mismo tiempo que William Hart, tuvo, como éste y a la par de éste, las mismas hondas virtudes de interpretación viril. Hart ha dado ya al cine todo lo que podíamos esperar de él, y es un astro que cae.
Y sin embargo bastaron pocos días para que aun esos sentimientos se fundieran en otros todavía más insoportables. Ya no podíamos aplicar a aquel extraño astro ninguna idea ordinaria.
Después de haberme cansado de examinar todas las cosas, creí que debía tener sumo cuidado de que no me ocurriera lo que sucede a los que contemplan un eclipse de sol, porque ha habido alguno que por no tener la precaución de mirar en el agua o en otro medio la imagen de este astro, perdiera la vista, y temí que pudiera perder los ojos del alma al mirar los objetos con los ojos del cuerpo y servirme de mis sentidos para tocarlos y conocerlos.
Dice un hombre que ha visto a Santiago En tropel con doscientos guerreros: Iban todos cubiertos de luces, Con guirnaldas de verdes luceros, Y el caballo que monta Santiago Era un astro de brillos intensos.
Modelo de ciudadanos, de esposos y de liberales, brilló entre sus virtudes como astro mayor la gran virtud cívica de la consecuencia.
Los elementos del extraño astro fueron inmediatamente calculados, y todos los observadores coincidieron en que su paso, en el perihelio, lo aproximaría mucho a la tierra.
¡A ti - ¡Santo Dios! - te cupo ser astro de mi desdoro; yo te abomino y te adoro y de rodillas te escupo! Acude a mi desventura con tu electrosis de té, en la luna de Astarté que auspicia tu desventura...
Y justamente aquel niño estaba destinado a vivir muchos años sobre la Tierra, y a ver aquel mismo cometa cuando, sesenta años más tarde, volviera a aparecer. El pequeño no vio la viruta de la vela, ni pensó en el astro que por primera vez en su vida brillaba en el cielo.
La trayectoria de su vida, sencilla como la de un astro, dibuja en la fantasía una línea legendaria; tenue alborada en el palacio de la plaza del Ángel, esplendor de mediodía en Saint-Cloud, crepúsculo en la vaga niebla de Inglaterra.
El flujo y reflujo de las aguas del océano, no han sido sujetos con más precisión al curso del astro que nos alumbra en la noche, que lo ha sido la suerte de las costumbres y de la probabilidad respecto al progreso de la ciencias y de las artes.